Belleza Embarazo Mujeres

Tintes para embarazadas: ¿Se puede o no?

El uso de tintes para embarazadas genera muchas opiniones encontradas

Si estás acostumbrada a teñir tu cabello regularmente, entonces durante el embarazo seguro te estás preguntando si podrás continuar haciéndolo o no, o si existen tintes para embarazadas que no hagan ningún daño a tu bebé. Estas dudas surgen porque la aplicación de tintes para embarazadas ha sido uno de los temas que más opiniones encontradas ha generado entre los especialistas a través de los años.

Existen muchos mitos y realidades sobre su aplicación y seguramente encontrarás personas con distintas visiones sobre el tema, desde tu mamá que se horroriza cuando le comentas que quieres continuar tiñendo tu cabello, hasta la amiga que te asegura que no pasará nada malo si lo haces.

Mitos y realidades que oirás sobre los tintes para embarazadas

Hay que tener cuidado, si bien no todo lo que se dice acerca de los tintes para embarazadas es verdad, tampoco todo es mentira. Acá te contamos cuales son esas 6 afirmaciones más comunes que vas a escuchar sobre los tintes para embarazadas: ¡Descubre cuales son ciertas, cuales falsas y cuales quizás tengan un poco de razón!

1. Realidad: El tinte afecta el desarrollo del bebé

La gran cantidad de químicos que tienen algunos tintes para el cabello ha sido la principal razón para que los especialistas prohíban su uso en las mujeres embarazadas.  En principio, la mayoría de los tintes contenían sustancias como la formalina y el amoníaco que resultan muy perjudiciales para los bebés, por lo que aplicarse este tipo de productos durante el embarazo implicaba grandes riesgos.

La buena noticia es que los componentes de los productos actuales son muy diferentes y en su mayoría han eliminado el uso de este tipo de sustancias, por lo que algunos especialistas se han atrevido a señalar que no existen razones médicas que impidan el uso de tintes para embarazadas.

Sin embargo, aún las pruebas no son concluyentes, por lo que es mejor ser precavidas. Existen muchos productos alternativos que puedes usar sin preocupaciones, para cambiar el tono de cabello, como lo son los tintes vegetales, los baños de color o aceites especiales

En cuanto al uso de otros químicos capilares, existen muy pocos estudios e información al respecto. Se aconseja evitar el uso de decolorantes y productos para realizar permanentes, ya que se desconocen cuáles son los efectos que pueden ocasionar en la formación del bebé. Trata en lo posible de no hacer ningún cambio de tono radical que implique el uso de decolorantes o químicos muy fuertes para evitar cualquier riesgo. También puedes encontrar producto de belleza catalogados como “safe pregnancy” que son los recomendados

Mujer tiñendo su cabello
De la cantidad de químicos en el tinte dependerá que puedas o no aplicar

2. Realidad: Puedes usar tintes para embarazadas en el segundo trimestre

Si te aplicas un tinte natural lo más recomendable que que lo hagas en el segundo trimestre. Las primeras 12 semanas de gestación son las más importantes para el desarrollo de tu bebé, ya que es el período en el que se forman los principales órganos de su organismo. Por esta razón muchos médicos sugieren teñirse el cabello solo hasta el segundo trimestre de gestación,  periodo en el que el desarrollo de tu bebé es menos vulnerable.

Otra razón para tener en cuenta es que durante el embarazo las hormonas cambian radicalmente, principalmente en el primer trimestre, por lo que utilizar coloraciones en un cabello que este débil puede provocar irritación en el cuero cabelludo.

3. Realidad: Los tintes naturales pueden usarse en el embarazo

Sí. Como alternativa a los tintes tradicionales, algunos expertos recomiendan el uso de tintes vegetales o temporales, cuyos componentes (henna, azafrán, camomila, nuez) son 100% naturales, y no penetran en la piel sino que permanecen en la superficie del cabello.

Son una buena opción para aquellas mujeres más precavidas, sin embargo, duran muy poco tiempo y su pigmentación desaparece después de 6 u 8 lavadas.

Recuerda leer siempre la etiqueta cuando vayas a adquirir este tipo de tintes, ya que existen muchos productos cosméticos que prometen ser naturales y en realidad contienen algunos químicos sintéticos como  la p-fenilenediamina, dihidroxibenceno o aminofenol, lo cuales son igual de dañinos a los tintes convencionales.

Un gran ejemplo de tinte 100% natural es la henna. La henna permite una coloración instantánea y su gran ventaja es que no genera reacciones alérgicas o secundarias, debes tener en cuenta que este componente natural  sirve únicamente para obtener tonos más oscuros.

4. Realidad: Teñirse con mechas es menos dañino

Esto es cierto. A modo de precaución, muchos especialistas recomiendan realizar mechas  o rayitos en el cabello en vez de teñirlo completamente. Otra opción es un baño de color o californianas. Cualquiera de este tipo de coloraciones no están expuestas al cuero cabelludo sino que se realizan solo en el cabello.

Recuerda que los productos colorantes solo pueden causar daño si penetran directamente en tu cuero cabelludo y que está comprobado que ningún químico en el cabello llega al organismo.

Mujer embarazada con cabello teñido con rayos claros
Las mechitas o rayos en el cabello son una opción para las embarazadas.

5. Realidad: Los tintes en el embarazo causan alergia

Algunas veces. Durante el embarazo las mujeres atraviesan por una serie de cambios hormonales que pueden alterar el aspecto de su cabello, piel y apariencia. En algunas mujeres el cabello puede tornarse más brillante o por el contrario puede volverse más débil y quebradizo. Dependiendo de los cambios por los que atraviese la mujer, el uso de tintes puede causar alergias e irritaciones poco comunes.

En este caso, existe un método muy sencillo que te puede ayudar a saber si el uso de tintes puede causarte reacciones adversas. Solo basta con aplicar una pequeña cantidad en alguna zona visible y esperar por 24 horas. Si no observas ningún tipo de enrojecimiento, o picor, ¡el tinte es seguro para ser usado!

Mujer embarazada preocupada
Algunas mujeres en el embarazo pueden ser alérgicas a los tintes

6. Mito: Teñirse el cabello durante la lactancia es malo

Esto es falso. De acuerdo a la opinión de expertos, la lactancia no es un freno para que retomes tus actividades cotidianas después del parto. La aplicación te tintes, colorantes, e incluso cremas depilatorias no constituyen un problema durante el periodo de lactancia, ya que la absorción de estos productos en la piel de la mujer es mínima y no llegan a la leche.

Sin embargo, te recordamos ser precavida y evitar que tu bebé tenga algún contacto con este tipo de productos. Te recomendamos consultar con tu médico cualquier tipo de decisión que vayas tomar respecto al uso de tintes para el cabello o cualquier otro tratamiento que involucre el empleo de químicos que no conoces. Será tu médico el que siempre debe aprobar el producto que deseas utilizar, o indicar qué tipo de producto es más favorable para ti.

Recuerda que durante el embarazo debemos de tener especial cuidado a la hora de escoger productos de belleza, solo de esta manera podremos proteger a nuestro bebé y lucir hermosas al mismo tiempo.