Familia Vida Positiva

Test de felicidad: Descubre si  tu niño es feliz con este examen

Test de felicidad para niños
Con este Test de felicidad para niños descubriras si tu hijo es feliz o no

Conseguir que nuestros hijos crezcan siendo niños felices es una de nuestras principales metas como padres. A medida que los niños van creciendo, nos preocupamos y hacemos nuestro mayor esfuerzo para que tengan una vida llena de bienestar y buenos momentos y sean niños felices. Pero, ¿te has preguntado si tu pequeño se siente feliz consigo mismo y se muestra positivo ante cualquier experiencia?

Test de felicidad en niños: Descubre si  tu hijo es feliz

Saber si estamos haciendo un buen trabajo para que nuestros niños sean felices no siempre es fácil, pero con el siguiente test de felicidad podrás tener una impresión sobre es el estado de animo de tu pequeño. Para averiguarlo, sólo debes responder algunas preguntas ¡Descubre si tu niño es feliz!

Espera un momento hasta que cargue el test:

 

Este test de felicidad para niños nos puede ser útil poder identificar en que situación emocional se encuentra nuestro niño, de todas formas ante cualquier duda de que tu hijo este experimentando depresión, o presenta problemas de autoestima es muy importante consultar con un especialista.

Esperamos que te haya sido de utilidad este test de felicidad para niños y que hayas podido identificar en que situación emocional se encuentra tu pequeño, ahora surge la duda como continuar:

¿Cómo hacer felices a nuestros hijos?

Saber si nuestro hijos son felices con este test de felicidad puede ser una gran ayuda. porque además de procurar que crezcan sanos y fuertes, los padres queremos que nuestros hijos sean felices. Pero ¿Cómo hacer para que nuestros hijos sean felices?

Aunque los niños consiguen ser felices de muchas formas, los expertos en desarrollo infantil aseguran que es importante que los padres fomentemos lazos sociales positivos en su vida, pues el bienestar que pueden experimentar mientras ven su serie favorita, no es la misma que sienten cuando comparten momentos agradables con otras personas.

Lograr que los niños sean felices no siempre es sencillo, en especial porque la felicidad no es algo que puedes darles como si se tratara de un regalo, sino más bien de algo que puedes enseñarles.

No es necesario que ser un expertos en psicología para proporcionarles a nuestros hijos las bases que necesitan para ser felices

Sin embargo, no es necesario que seamos expertos en psicología para proporcionarles a nuestros hijos las bases que necesitan, para aprender a ser emocionalmente fuertes y felices. Con tan sólo poner en práctica las siguientes pautas, conseguirás potenciar la felicidad a lo largo de su crecimiento.

 7 Consejos para criar a un niño feliz

A la hora de criar a nuestros hijos, muchas veces los mimamos en exceso o sobreprotegemos para evitarles cualquier momento que pueda hacerlos sentirlos emocionalmente incómodos. Pero en lugar de procurar su felicidad y madurez, estamos promoviendo que se sientan desorientados, insatisfechos y por lo tanto infelices.

Los niños pueden aprender a cambiar sus hábitos y pasar de tener impulsos negativos a unos más positivos y felices. ¡Motiva e impulsa felicidad de tu niño con los siguientes consejos!

1. Aprender a reconocer sus emociones

Aunque pienses que reconocer cuando tu niño está feliz o está triste es muy sencillo, la verdad es que se requiere de un mayor esfuerzo. Podrías pensar que si sonríe muy seguido, se muestra interesado en otros niños, siente curiosidad y juega significa que es perfectamente feliz, pero aunque pueden tratarse de señales muy obvias, la timidez natural de algunos niños puede llegar a ser confundida con emociones de infelicidad y tristeza.

Según profesor de psiquiatría del Centro Médico Rush-Presbyterian-St. Luke’s, Paul C. Holinger existen algunas señales innatas en los niños que los niños usan para comunicar sus sentimientos y emociones: El interés y el placer que son sentimientos agradables y positivos, mientras que, las señales de enojo, miedo y angustia que nos indican sus inseguridades y tristezas.

Bien sea porque esta enojado y retraído o porque hace un berrinche, en la medida que van creciendo, vas a ir reconociendo su temperamento y personalidad para descifrar con mayor facilidad si algo no va bien.

2. Reír más y divertirse juntos

Si les preguntamos a los niños qué tipo de cosas lo hacen sentir bien, ellos responderán cosas simples, como actividades divertidas que no representan grandes gastos, en las que siempre están muy presentes el compartir con sus padres y seres queridos. Por ello una de las claves fundamentales para hacer a un niño feliz, es que como padre compartas tiempo de calidad con él. Jugando, paseando, escuchando música, pintando, disfrazándose, bailando, son muchas las formas y juegos que puedes compartir con tu niño, ya que si tu te estás divirtiendo, ellos también lo estarán.

Una de las claves esenciales para hacer feliz a un niño es que sus padres compartan tiempo de calidad con él.

El juego los divierte y les regala momento de alegría y cuando los padres se unen a ellos y realizan juegos donde actúan, les ofrece a los chicos herramientas que los hacen pensar de manera creativa, hacer amigos y manejar el estrés.

Para su bienestar y felicidad los niños necesitan pasar tiempo de calidad con su familia y seres queridos.

3. Fomenta hábitos saludable

Una dieta saludable combinada con muchas horas de sueño y actividades deportivas le aportará las energías que necesitan para ser niños saludables. Lo juegos y la actividades físicas casi siempre son innatas en los niños, sólo debes permitirle que pueda salir a correr y saltar con sus amigos para que además de relacionarse, pueda mantener un estado de animo alegre.

Eso sí, no olvides de establecer un horario que le permita hacer todas sus actividades en orden, pues aunque los niños se adaptan fácilmente a los cambios, los horarios les ayuda a sentirse seguro y felices porque saben que es lo que a suceder a lo largo del día.

4. Dejar que el niño exprese cuando está alegre o enojado

Muchas veces, a los padres nos angustia ver cuando a nuestros niños se sienten tristes porque no los invitaron a un cumpleaños, o porque lloran desconsoladamente porque no obtuvieron el juguete que querían. Pero por más difícil que resulte verlos pasar por un mal momento, también es importante que los dejemos sentirse triste.

Los niños pueden llegar a sentirse inseguros y temerosos de demostrar lo que piensan o sienten por miedo a que los dejen de amar

Cuando los reprimimos, los niños pueden llegar a sentirse inseguros y temerosos de demostrarse tal como son, además es importante que comprendan que sentirse triste de vez en cuando, es algo natural pues forma parte de la vida. En lugar de evitarle estas experiencias, debemos ayudarlos a respetar sus emociones, y buscar soluciones.

5. Ayúdalos a desarrollar sus talentos

Los niños son más felices cuando consiguen alcanzar sus metas por sus propios méritos. Si tu a tu niño le encanta jugar el fútbol, mientras lo práctica podrá ser capaz de aprender de sus errores y del valor de la constancia y de la disciplina, para poder experimentar el éxito de haberlo conseguido gracias a su esfuerzo.

Como padres es sumamente importante que los animemos en este sentido y los acompañemos en sus metas. Cuando trabajan por alcanzar lo que lo quieren, se dan cuenta de que con persistencia y el apoyo de mamá y papá podrá lograr todo lo que se propongan.

nino feliz
Los niños no necesitan muchas cosas, son felices con el amor de sus padres

6. Enseñarles la autorregulación

A medida que los niños crecen, es importante que vayamos dándoles claves que los ayude a desarrolla la autodisciplina en sus cosas. Para empezar puedes buscar juegos que lo ayuden a comprender la autorregulación, como aquellos donde deben esperar el turno de los demás, pensar antes y calcular y ser ganadores si saben tener paciencia.

También puedes hacerlo estableciendo ciertos limites en su cosas para que vayan aprendiendo el sentido de la responsabilidad. Indícales el tiempo que tienen permitido jugar con su consola o ver televisión, también demuéstrales lo importante que es que cuiden sus cosas y traten bien a la mascota. La ideas es que le indique qué es lo que esperas de ellos para que aprendan a respetar los horarios y conozcan lo importante que es medirse.

7. Escucha a tu hijo

Muchas veces estamos tan ocupados que no nos tomamos el tiempo de acércanos a nuestro niño para saber como se encuentra. Hacerles saber que nos interesa lo que le sucede, nos ayudará a mantener un canal de comunicación lleno de confianza para comprender su estado de ánimo. Puedes comenzar con una simple pregunta como ¿hay algo que quisieras contarme? pareces triste…

Y escucharlo, pero si decide no contarle, no lo presiones e intenta de nuevo al siguiente día.

Para que los niños crezcan siendo felices, sólo necesitan ser escuchados

Aunque existen muchísimas definiciones acerca de la felicidad, para los niños ser felices es experimentar y compartir experiencias empáticas y agradables con sus seres queridos, y no situaciones en las que se puedan econtrar expuestos a emociones muy estresantes. No olvides que tu niño no necesita, el smartphone más costoso, pasar el día entero jugando vídeo juegos o que le des todo lo que te pida.

Para que los niños crezcan siendo felices, sólo necesitan ser escuchados, tener mucho tiempo para jugar con sus amigos y compartir momentos de calidad con la familia, ¡Así de sencillo puedes hacer a tus hijos felices!

Comenta!

Click aqui para dejar un comentario