Embarazo Trending Vida sana

Fumar durante el embarazo afectaría la fertilidad de tus nietas

Mujer embarazada rompiendo un cigarrillo frente a su panza
Si la mujer fuma durante el embarazo, estaría afectando las posibilidades de concebir de sus nietas.

Ya no los han advertido mucho, fumar durante el embarazo puede afectar no solo nuestra salud, sino también la de nuestro bebé que está creciendo en nuestro vientre. Sin embargo, lo que pocas habíamos escuchado es que fumar durante el embarazo también podría convertirse en un problema para nuestra descendencia, pues fumar un cigarrillo mientras estamos embarazadas podría llegar a traerle problemas de fertilidad a nuestras nietas cuando quieran convertirse en mamás. ¡Aterrador!

¿Cómo es esto posible? Bueno la ciencia está haciendo su trabajo para esclarecer cada vez más las posibles consecuencias del fumar durante el embarazo y los estudios siguen arrojando cosas increíbles como esta. Ya algunas investigaciones señalaban que fumar podría disminuir hasta en un 50% las posibilidades de quedar embarazada. Sin embargo, ninguna de estas investigaciones, había sugerido antes, que además de todas las complicaciones que trae fumar durante el embarazo, el impacto negativo del cigarrillo no sólo estaría afectando las oportunidades de concebir en la mujer, sino que llegaría inclusive, a influir en las nietas de la mujer fumadora.

Según las conclusiones del análisis publicado en la revista Human Reproduction, se pudo evidenciar que fumar durante el embarazo aumentaba el tiempo que lleva lograr la concepción y el tiempo entre los embarazos, es decir que el tabaco afecta de forma muy directa a la fertilidad, no solo de nosotras, sino de nuestras hijas y nietas.

¿Cómo fumar durante el embarazo podrá afectar a mi futura nieta?

Aunque parece descabellado, no lo es para nada. Para explicarlo mejor, la doctora Polak de Fried, especialista en Endocrinología Reproductiva y Fertilidad, explica que cuando una abuela ha sido fumadora, esta podría marcar a nivel celular a su nieta, por lo que es más propensa a padecer trastornos en su fertilidad.

Lo que sucede es que los óvulos femeninos se forman desde que las bebés se encuentran en el vientre de la madre, por lo que el cigarrillo puede llegar a distorsionar estos óvulos y crear problemas de fertilidad para su futuro, mientras que esta información también viajará a su futura bebé en caso de que la tenga. De esta forma el daño de unos cuantos cigarrillos afectarán hasta a las generaciones que vendrán.

Sin embargo, aún no todo está dicho. Esta investigación fue experimental y se realizó en ratones, por lo que los mismos investigadores señalan que para tener un mejor panorama hay que profundizarla en siguientes investigaciones con personas.

 

Mujer embarazada recostada observando con desprecio un cigarro
Se estima que fumar disminuye hasta en un 50% las posibilidades de quedar embarazada

Exponerse al humo de cigarrillo es también un riesgo

No sólo el fumar es perjudicial, exponernos al humo de segunda mano también aumenta el riesgo de infertilidad, ya que puede afectar el proceso de maduración de los folículos y en la calidad de los óvulos, y también puede cambiar la función de las trompas de Falopio, la velocidad del flujo sanguíneo en el útero, la actividad del músculo uterino y el desarrollo del embrión antes de que llegue al útero, disminuyendo las posibilidades de que nuestro embarazo culmine satisfactoriamente.

Esto es un problema que hay que tomar en serio, para tener una mejor idea, si nosotras combinamos factores como el tabaco, la cafeína y la obesidad las probabilidades de que podamos tener un bebé son 30% menores que las muejres que llevan un estilo de vida más saludable. Pero no crean los hombres que se salvaron de problemas de fertilidad, fumar también aumenta las posibilidades de impotencia sexual en el hombre, además de interferir en la composición de sus espermatozoides, lo cual ocasiona también problemas para tener bebés.

Lo ideal es dejar de fumar antes de concebir

La doctora Ester Polak de Fried, quien además es directora médica del Centro Especializado en Reproducción (CER), lo dejó muy claro, hay que olvidarse de prometer dejar de fumar después de tener hijos y hay que empezar a hacerlo mucho antes de que lleguen los bebés, ya que los problemas de fertilidad se mantienen incluso cuando se siguen tratamientos de fecundación in vitro.

Para preservar la fertilidad y evitar posibles problemas en el embarazo, no fumar es una de las medidas al alcance de nuestras manos. Además, a esto hay que sumarle que debemos adoptar una alimentación equilibrada, realizar actividad física, evitar situaciones de estrés y llevar una vida saludable.

Imagen de embarazada rompiendo un cigarro
Al dejar de fumar muchos de los efectos pueden ser revertidos con el tiempo

¿Buscas un bebé? Elimina ya tus malos hábitos  

En el estudio, la especialista también explicó que con solo modificar algunos hábitos de vida, muchas de las parejas que consultan por fertilidad, tendrán un mayor chance de conseguir el embarazo deseado, y es por esto que los especialistas en fertilidad recomiendan a sus pacientes abandonar el cigarro lo antes posible. “Claramente, eso representaría una mejora en su estado de salud en general, pero además es uno de los factores modificables para contar con mayores posibilidades de conseguir el embarazo y de que el hijo no padezca ninguna patología”.

Lo que se aconseja es tratar de modificar algunas conductas para llevar un estilo de vida más saludable y, en parejas jóvenes sin antecedentes que incidan sobre la fertilidad, realizar una consulta con el profesional después de un año de intentar lograr la concepción sin éxito.

Busca ayuda para dejar de fumar durante el embarazo

Muchas veces ocurre que cuando una pareja busca un embarazo y no lo consigue luego de varios meses de intentos, incluso dejando el cigarrillo, comienzan a aparecer sensaciones de ansiedad difíciles de manejar. En este sentido, Polak reconoció que “la sugerencia de dejar de fumar se debe hacer dentro de un contexto, con una adecuada contención y acompañamiento terapéutico, para poder interrumpir ese círculo vicioso en forma efectiva”.

Sin embargo,los especialistas señalan que dejando de fumar muchos de los efectos pueden ser revertidos con el tiempo, y esto llega a brindar esperanzas a las parejas que estén buscando ser padres. Así que no esperes más y abandona el cigarrillo lo antes posible.

Mujer embarazada recostada con malestar
Además de dejar de fumar durante el embarazo, se aconseja modificar otros malos hábitos

Recuerda que con tan solo modificar algunas conductas para llevar un estilo de vida más saludable podremos lograr un mejor contexto para que salgamos embarazadas y tengamos un bebé sano y fuerte.

Última actualización del articulo 11 junio 2017