Familia

¿Es bueno o malo que los niños vean televisión?

niños sentados viendo dibujos animados en la televisión

Determinar cuánta televisión deben ver tus hijos es uno de los temas que más polémica puede causar, debido a lo divertido que puede resultar para los pequeños de la casa quedarse mirando la pantalla. Algunas personas defienden la idea de prohibir definitivamente que los pequeños de la casa vean televisión, mientras otros permiten que sus hijos se entretengan con películas, series y dibujos animados todo el tiempo que quieran.

Sin embargo, como la mayoría de las cosas en la vida, el equilibrio es la clave principal para determinar qué se debe o no se debe permitir en cuanto a lo que se refiere al límite en el tiempo de televisión que ven los niños.

Muchos estudios señalan que un niño que observa mucha televisión al día es más propenso a sufrir de problemas de obesidad que los que lo hacen por menos tiempo. Esto se debe a que los programas de televisión pueden llegar a sustituir algunas actividades recreativas que implican movimiento.

Además de ello, algunos padres permiten que sus pequeños coman mientras ven su programa favorito, lo cual genera que el niño coma mucho más de lo recomendado, generando de esta forma problemas de peso infantil.

¿Cuál es el tiempo recomendado de televisión para un niño?

El promedio de horas que ve un niño de televisión se ubica entre las 4 a 6 horas por día, lo cual duplica y hasta triplica la recomendación diaria de tan solo 2 horas por día.

Sin embargo, cuánto debe pasar un niño frente al televisor va a depender también de la edad que tenga. Antes de los 18 meses de edad los expertos recomiendan que tu bebé no vea ningún tipo de programa de televisión pues puede provocar una dependencia con el televisor que será mucho más difícil de controlar.

Por su parte, los niños a partir de los dos años no deberían exceder las dos horas recomendada por los especialistas del área.

Selecciona los programas

Que tu niño ve a dos horas de televisión no implica que pueda ver cualquier tipo de programación. Es necesario que lo estimules a mirar programas acorde a su edad y que influyan positivamente en el desarrollo de su imaginación y aprendizaje.

Existen muchos tipos de programas educativos, así como muchos canales dedicados al público infantil, que brindan alternativas para todas las edades. Identifica los programas que brindan aprendizaje cognitivo y estimulan las destrezas de tu niño.

Cuando termine su programa favorito debes estimularlo a realizar otra actividad que lo aleje del televisor, de esta forma podrás asegurarte que no exceda su límite de horas sin ningún tipo de drama.

Siéntate a ver televisión con tu niño

Tomarte el tiempo de ver televisión junto a tu pequeño pueda ayudar a que le aclares cualquier duda que él tenga acerca del tema del programa. Además es una opción para que te cerciores que no está excediendo el límite de tiempo establecido y de comprobar que es lo que esta viendo.

Estudios señalan que sentarte frente al televisor con tu pequeño y compartir con él este tiempo de relajación, mientras ven un programa educativo, logrará que mejore su capacidad intelectual. Esto se debe precisamente a que puedes asesorarlo y animarlo a identificar las enseñanzas del programa que ven juntos. La televisión puede ser un excelente forma de aprendizaje y un gran motivador.

Refuerza el conocimiento de los programas de televisión

Si a tu niño le gusta un programa qué lo incentiva a aprender las letras del abecedario puedes realizar con él otras actividades que lo estimulen a reafirmar este tipo de conocimiento. De esta forma podrás sacar provecho de cada una de las actividades que realiza tu niño y que están vinculadas con su programa preferido.

Recuerda que la clave para que tu niño disfrute de la televisión sin que sea perjudicial para su salud, está en lograr equilibrar el tiempo que tu hijo pasa viendo televisión con el que realiza actividades físicas.