Familia

¿Como involucrar a tu hijo mayor en el cuidado del bebé? (Y evitar los celos)

hermana con su hermano menor
Un hermano mayor es un ejemplo a seguir… el confidente de todas las travesuras del más pequeño de la casa.

Cuando llega un nuevo bebé a la familia, es muy común que los hermanos mayores sientan un poco de celos, y aunque esto es inevitables, podemos hacer que esta llegada sea mucho más llevadera y positiva para él involucrándolo en los cuidados de su nuevo hermanito menor.

Hacer participar a tu hijo mayor en los cambios de rutina y decoración de la casa, es la mejor forma de hacer que entre él y el nuevo pequeño de la casa, surja ese vínculo tan importante.

En vez de relegar el hijo mayor a un segundo plano con la llegada del hermanito, debemos darle un rol y un lugar más importante, el del “hermano Mayor”

Es muy importante que el hijo mayor tenga una participación más activa en la vida del bebé, ayudando a mamá y papá en todo lo que pueda, ya que además de evitar que se sienta desplazado, le permite desarrollar su nuevo rol. Un rol mas importante y fuerte: “El hermano mayor”

Más adelante, el hermano mayor sirve de guía y ejemplo al pequeño, pero si lo dejamos participar en algunos cuidados del bebé, no solo se sentirá contento y valorado sino que, además podrá sentirse más cercano y vínculado a esta nueva personita.

Y es que solo es cuestión de unos pocos días para que él asuma con mucha madurez el rol del hermano mayor. Lo que evitará los celos y lo llenará de orgullo. Y para nosotras las mamás esto nos ahorrara muchísimos dolores de cabeza,  además que podremos contar con nuestro hijo para pequeñas tareas o cuidados.

5 Formas en las que tu hijo mayor puede ayudarte con el cuidado del bebé

Ser el hermano mayor implica nuevas responsabilidades, y cuando dejamos que ellos las asuman con su nuevo hermanito, ellos se sienten más grandes, respetados y valorados. Y es que contar con un hijo mayor en casa, significa que el nuevo integrante nunca estará solo y además resultará una gran ayuda para sus padres.

Así que si tus hijos mayores ya son niños grandes de entre 5 y 9 años, pueden ayudarte de estas cinco maneras:

1. Puede cuidar a su hermanito menor mientras tú estás en la ducha

Las atenciones que requieren los bebés, muchas veces nos impide dedicar algún tiempo para nosotras, incluso si solo se trata de un ducha. Pero con la ayuda de alguien más en casa, todo sería mucho más fácil, y qué mejor que su hermano mayor para que lo cuide, mientras tu tienes tus merecidos 10 minutos de completa tranquilidad en el baño.

Lo bueno es que estarán en casa y al alcance de nuestra mano, por si llega a ocurrir algún imprevisto.

¡Además tu pequeño se sentirá valorado y feliz de poder jugar un rato más con su hermanito!

niño besando a su hermanito menor
Los hermanos mayores sienten que tienen el deber de cuidar al bebé que duerme en la cuna.

2. Ser el apoyo de su hermanito menor cuando mamá y papá no están cerca

Una vez que tu bebé crece y reconoce a su hermano mayor como tal, notarás que al gatear por la casa y necesitar alguna ayuda, muchas veces recurrirá a él.

Cuando apenas llega se emociona al ver a su hermano mayor, y cuando nota que se va, empieza a llorar, además le encanta jugar con él e imitarlo en todo lo que haga, y es emocionante ver como tu niño más grande responde a él con mucho amor.

Los niños que tienen un lugar y un rol en su familia son más felices

3. Leerles cuentos y cantar canciones

Además de ayudarte en cuidados básicos como bañarlo y vestirlo, tu hijo mayor también puede participar en actividades de juego donde ambos pueden compartir juntos independientemente de su diferencia de edad. Cantar canciones, leer un cuento o contar historias, son pequeñas formas de entretenimiento que tu hijo mayor puede hacer sin la ayuda de mamá y papá.

Mientras más tiempo pasen juntos divirtiéndose, más disfrutará tu pequeño de la compañía de su hermano mayor. ¡Cuando veas a tu hijo leyéndole cuentos al pequeño, morirás de la ternura!

hermano mayor jugando con su hermanito
Para los hermanos mayores la comunicación con su hermanito es mucho es fácil que para los adultos.

4. Ser tu mejor aliado en las salidas y paseos

Salir de casa con los niños es una de las cosas más difíciles de controlar, en especial sin son varios y no cuentas con la ayuda de otro adulto. Afortunadamente, tu hijo mayor ya creció y ahora puede ayudarte en todo lo que necesites, desde preparar el bolso con las cosas de los niños, las comida y los biberones, ayudarlos a terminar de vestir amarrando sus zapatos y colocándoles el abrigo, hasta llevándoles al baño público cuando uno de ellos te lo piden y estás en la cola del súper a punto de cancelar.

¡Sin duda alguna tu hijo mayor es una de tu más grandes ayudas!

Sin su disposición, jamás te abarcaría el tiempo para hacer lo que necesitas.

5. Ayudarte con algunas tareas del hogar

Después de un largo día de trabajo y ocupaciones, seguramente estás agotadisíma y con muy pocas energías para preparar la cena, ir de allá para acá y ponerte al día con las tareas del hogar, sin contar además de las atenciones que necesitan ambos niños. Pero, a diferencia de ti, tu hijo mayor está lleno de energía y listo para ayudarte en lo que puedas necesitar.

Los niños siempre colaboraran y nos ayudaran si les damos el lugar y el incentivo

Tareas pequeñas como colocar los platos y cubiertos en la mesa, buscarte los pañales, entretener al bebé mientras cocinas, entre otras cosas, no solo te serán de gran ayuda, sino que contribuirán a que él se vaya incorporando en las actividades cotidianas de su hermanito menor y así sentirlo como parte importante de la familia.

hermanitos que se abrazan
Un hermano mayor es tan importante como tener un papi y una mami.

A medida que se establezca una dinámica familiar en la que tu hijo mayor también está involucrado y es tomando tan en cuenta como el nuevo bebé, los posibles celos irán desapareciendo y el vínculo afectivo con su hermano menor se irá haciendo mucho más fuerte, al punto de verlo más como su confidente y aliado.

Para evitar los celos, y que nuestro hijo mayor se sienta desplazado debemos darle un nuevo rol

Recuerda reconocer en todo momento la gran ayuda que significa para ti, diciéndoles a los demás lo bueno que ha sido con su hermanito. Puedes premiarlo, recompensarlo y o darle beneficios nuevos que se ha ganado por su nuevo rol en la familia. Esto lo motivará y lo hará sentir el mejor compañero.

Última actualización del articulo 15 febrero 2018