Familia

Mentiras que toda mamá les ha dicho a sus hijos

Solo cuando te conviertes en madre te das cuenta que todas esas cosas que te decía tu mamá tenían su razón de ser, incluso las mentiras. Cuando se trata de proteger a nuestros pequeños cualquier estrategia es viable para lograr nuestros objetivos como esas mentiras piadosas de las cuales a veces nos tenemos que valer.

Lo importante es que ellos nunca se den cuenta que les estas diciendo mentiras, ya que solo tú sabes que muchas de estas lo haces por su bienestar y solo lo entenderán el día mañana cuando se conviertan en madres o padres y les toque recurrir a esas estrategias que tu usaste para formarlos como hombres y mujeres de bien.

mentiras-piadosas

Clásicas mentiras que como mama haz dicho

  1. “tal vez, quizás o puede ser”

Cualquiera de esas palabras es el sinónimo de un rotundo NO. Y es de esas mentiras que solemos usar para aquellos momentos que no queremos discutir el asunto en cuestión. Como hijo es lo peor que tus padres te pueden decir porque a la final no significa nada y solo entenderás su uso cuando seas madre.

  1. “Si dices la verdad, no va a pasar nada”

De las mentiras más usada, esta. Es tu vil estrategia para hacerles confesar y después de saber cuándo malo fuel el error aplicar el correctivo correspondiente. Esta es un clásico y la mejor mentira que puedes usar para que ellos digan el error que cometieron, aunque lamentablemente siempre se les saldrá un ligero castigo

  1. “A cenar que está listo”

Si deseas tener ayuda extra para preparar la mesa, esta es la mentira a usar. Grita de viva voz “la cena esta lista” y tus hijos aparecerán de inmediato locos por comer, lo que no saben es que para degustar la rica cena primero deben trabajar en la colocación de platos, cubiertos y vasos. Las madres y sus trucos infalibles.

  1. “Yo sé lo que hago”

Trate de lo que se trate las madres siempre sabemos lo que estamos haciendo. Bien sea buscando una dirección de la cual no tienes idea como llegar, una tarea de la escuela que no recuerdas o alguna comida que jamás haz preparado, las madres siempre saben lo que hacen, jamás admitirás delante de tus hijos que estas improvisando, ellos te ven como un ídolo y no puedes decepcionarles.

  1. “Cuando tengas ´X´edad podrás hacer eso”

Esta es una de las mentiras a usar cuando quieres retrasar algún acontecimiento o quieres que se deje de hablar de un  tema. El futuro es infinito y ya habrá tiempo para ver si ese algún día es posible, además lo más seguro es que en ese futuro olviden lo que en ese pasado dijiste.

  1. “No te preocupes, estoy bien”

Nuestros problemas nunca deben ser una carga para nuestros hijos. Aunque ellos inevitablemente se den cuenta de nuestro dolor para ellos siempre diremos que estamos “bien”. La felicidad de ellos es la nuestra y ellos siempre con su sonrisa inocente nos ayudarán a sobrellevar cualquier mala pasada.

  1. “Cómetelo tú, no quiero más”

Aunque podamos morir por ese último trozo de pastel, por el último sorbo de gaseosa cuando tienes sed, jamás privaremos a nuestros hijos de darse un placer. Nuestro corazón de madres es capaz de ceder lo que sea por la felicidad de ellos.

¿Y tú que mentiras le dices a tus hijos para lograr tus objetivos?