Familia

Pasos para lograr que tu niño vaya al baño

Niño sentado en un baño

Retirarle el pañal a tu bebé y saber que está listo para ir al baño es uno de los grandes retos que enfrentan los padres.
Es a partir de los 18 meses que los expertos señalan como edad conveniente para que tu pequeño pueda ir al baño. Sin embargo esto no es una regla, hay niños que se tardan más y algunos llegan a utilizar pañales hasta los 4 años de edad.

Lo importante es poder identificar las señales que tu propio hijo te está dando y qué son las que te dirán si tu hijo está listo o no para decirle adiós al pañal. Lo primero que debes saber es que tu hijo tiene que tener un buen equilibrio para sentarse en el baño. Esto lo notarás si camina correctamente y corre sin ningún tipo de problema.

Otra señal importante para determinar si tu pequeño ya puede ser entrenado para usar el inodoro es que se esté más de dos minutos sentado sin pararse o distraerse. Los estudios señalan que para que tu bebé pueda orinar o deponer en el baño debe estar relajado al sentarse.

Si el niño muestra cada vez mayor incomodidad de tener el pañal sucio, además ensucia su pañal por periodos más largos de tiempo y muestra interés por ver cómo papá y mamá van al baño, entonces es hora de enseñarlo a dejar el pañal de lado.

Querer vestirse por sí mismo también es una buen indicio, esto quiere decir qué podrá subirse y bajarse el pantalón por sí solo mientras va al urinario.

Prepara las cosas para enseñar a tu niño a ir al baño

Sí ya notaste que tu niño da las señales necesarias de qué puede ir al baño por sí solo, ahora toca el reto de enseñarlo con la mayor paciencia posible.

Lo primero que debes saber es que este proceso no llevará sólo un día, sino que puede tardar semanas. Lo más probable es que cuando sientas que tu hijo ya aprendió a ir al baño ocurra un retroceso en el aprendizaje, por lo que se deba empezar de nuevo. Lo esencial es no exista demasiada presión para que el pequeño no perciba de forma negativa el aprendizaje.

Para crear un ambiente cómodo en el que tu hijo aprenda a dejar el pañal, es importante que adaptes el baño para las necesidades del niño. Debes recordar que la silla del baño es muy grande para un pequeño de 2 años, por lo que colocarle un adaptador especial es muy importante.

Puedes encontrar muchos adaptadores de inodoros para niños en las tiendas infantiles. Tienen diseños en todos los colores y algunos traen figuras infantiles. Dile a tu pequeño que te acompañe y que sea él quién escoja el adaptador que más le guste. Esto va a hacerlo sentir mucho más cómodo y le va a dar una percepción de diversión a este nuevo cambio en su vida.

También, en un principio, puedes sentarlo con ropa, simplemente para que se acostumbre a estar allí y se sienta cómodo.

Da el ejemplo

Los niños aprenden mejor sí imita a sus padres, por lo que dejar que te acompañe al baño y vea cómo te sientas para cada vez que vas al baño va a hacer que el proceso mucho más sencillo.

Debes tener en cuenta que enseñar a ir al baño a un niño y a una niña puede ser ligeramente diferente. En el caso de las niñas, debes enseñarles a limpiarse de adelante hacia atrás cuando hacen pipí, mientras que para los niños es más recomendable que en principio hagan pipí sentados y luego con la ayuda del papá o él hermano se vaya acostumbrando hacer pipí de pie.

También debes hacer hincapié en que antes de salir del baño es necesario lavarse las manos como una rutina de aseo personal tan importante como cepillarse los dientes.

No regañes a tu bebé si moja su ropa

Casi ningún niño logra controlar totalmente sus visitas al baño sin tener algunos retrocesos o accidentes durante el proceso de aprendizaje. Lo mejor es que no desesperarse ante esto ni reprender al pequeño por haber mojado su ropa.

Si llega a ocurrir un accidente, lo mejor es que simplemente lo tranquilices y le digas que no hay ningún problema, pero qué debe evitar que esto vuelva a suceder. Recuerda siempre a tu hijo que puede avisarte cada vez que tenga ganas de ir al baño para que tú lo puedas ayudar.

Cuando los padres se enojan con el niño porque no contuvo las ganas de ir al baño, lo más probable es que el pequeño desarrolle un sentimiento de miedo y rechazo al proceso de dejar el pañal y tarde mucho más en hacerlo.

Toma precauciones para evitar accidentes

Existe ropa interior de entrenamientos para niños qué puede facilitar las cosas durante el proceso de aprendizaje para dejar de usar el pañal. Este tipo de ropa ayuda a que si ocurre un accidente en el que el niño no logre ir al baño, entonces no será necesario limpiar un gran desastre y tu bebé se sentirá mucho más cómodo.

La mayoría de los accidentes para ir al baño ocurren en la noche pues es mucho más difícil para tu niño controlarse mientras está dormido Muchos padres deciden colocar pañales al bebé durante la noche mientras aprenden a controlar su ganas de ir al baño.

Una precaución para evitar o disminuir las posibilidades que los pequeños mojen la cama es restringir el líquido antes de dormir. También puedes cubrir el colchón con plástico para evitar daños mayores.

Recuerda que lo más importante es mantener la calma y tener mucha paciencia. Pronto verás que tu bebé ya es experto en ir solito al baño y cada vez es más independiente.