Familia

¿Por qué proteger a los niños de los rayos solares?

niño en una sabana soleada

Si bien el sol es fundamental para la vida en la tierra, también puede resultar peligroso para la salud si nos exponemos a él de forma prolongada y sin ningún tipo de protección.

En el caso de los niños, las complicaciones por la exposición a los rayos solares se multiplican, pues la piel de los pequeños aún está en desarrollo y carece de componentes para la producción de suficiente melanina, la cual es la principal encargada de la protección contra quemaduras.

La capa de la piel de los niños es mucho más delgada que la de los adultos, de esta forma los rayos ultravioleta se filtran mucho más rápido y los daños en los niños son acumulativos y permanentes, por lo que varios estudios señalan que una alta exposición al sol hace que a los 18 años las personas ya se haya expuesto al 80% de los rayos solares aconsejados para toda una vida.

A su vez, la actividad física y recreativa de los pequeños hacen que se exponga cada vez más al sol, por lo que la medida no es eliminar la diversión que esto representa, sino tomar algunas precauciones que pueden lograr una gran diferencia.

Medidas para proteger a tu hijo de los rayos solares

Tomar una serie de previsiones logrará que tu hijo esté más seguro y tú te sientas más relajada al dejarlo salir a jugar en el parque o al ir de vacaciones.

  • Evita que se exponga directamente a la luz del sol entre las 10 de la mañana y las 4 de la tarde
  • En caso de que tenga una actividad en las horas más intensas viste a tu pequeño con pantalones y camisas largas que lo protejan.
  • Acostúmbralo a utilizar sombrero o gorra en los días soleados, así evitará los rayos solares en el rostro
  • Logra que tu niño utilice lentes para el sol, está comprobado que los rayos solares afectan de manera irreparable la vista de los pequeños.
  • Si paseas a tu niño en su coche, ten en cuenta que este tenga sombrilla. Si no la tiene, puedes comprársela y adaptarla al coche.
  • Coloca protector solar de alta protección a tu niño. Existen marcas especiales para ellos que brindan una protección mucho más intensa de 30 SFP.
  • Consulta con tu pediatra qué tipo de crema protectora puedes colocarle a tu bebé de menos de seis meses, porque hay estudios que señalan que no pueden usar cualquier tipo.

¿Qué hacer en caso de quemaduras?

Si tu niño presenta quemaduras por estar expuesto a largas actividades bajo el sol sin ningún tipo de protección es importante que acudas al pediatra para que lo evalúe y le prescriba algún tratamiento.

Sin embargo puedes seguir ciertas recomendaciones en casa para aliviar una quemadura leve del pequeño.

  • Hidrata a tu niño con abundante agua. En el caso de bebés más pequeños dale leche materna o de fórmula para que se mantenga hidratado.
  • Báñalo con agua fresca. Puedes colocarle al agua bicarbonato de sodio que ayuda a aliviar la quemadura.
  • También puedes pasar una toalla mojada por el cuerpo para que se refresque
  • Coloca alguna crema fría en el cuerpo para que se hidrate la piel.