Belleza

¿Qué es el drenaje linfático? Principales usos y beneficios

drenaje linfatico estetico

Si estás buscando combatir la celulitis, sufres por las molestas várices o quieres moldear tu silueta y reducir medidas sin dolor, el drenaje linfático es el tratamiento ideal para ti.

El Drenaje Linfático, es un tratamiento de estética corporal, que consiste en un masaje terapéutico, realizado por un profesional. Favorece la activación del sistema linfático, mediante la eliminación del líquido y de las moléculas de gran tamaño alojadas en nuestro organismo.

Si quieres conocer más sobre esta técnica que combina estética y masaje, prometiendo resultados estupendos en nuestro cuerpo, sigue leyendo.

Te contamos ¿En qué consiste el Drenaje linfático? ¿Cuáles son los principales beneficios? Drenaje linfático facial y corporal (antes y después) ¿Es recomendable durante el embarazo? Cuidados y sugerencias. Y más…

Es ideal para combatir la celulitis, retención de líquido, piernas cansadas, entre otros problemas relacionados con la circulación.

¿Qué es el sistema linfático y cuál es su función?

El sistema linfático está formado por una serie de órganos y un sistema tubular (mejor conocidos como vasos linfáticos).

Su función es la de recorrer todas las regiones de nuestro cuerpo, paralelamente al sistema arterio-venoso, transportando la linfa.

La linfa es una masa líquida que está compuesta en su mayor parte por agua y proteínas, junto con otras células y elementos residuales o de desecho.

El sistema linfático cumple dos funciones muy importantes en nuestro cuerpo:

  • Función defensiva, gracias a la presencia de linfocitos (células del sistema inmunitario).
  • Limpia (drena) naturalmente nuestro organismo y recoge del medio celular todos aquellos elementos de desecho que, por su tamaño, no son capaces de entrar en el sistema sanguíneo.

Con este drenaje se consiguen dos objetivos importantes:

  • Asegurar a las células un flujo continuo de sustancias nutritivas.
  • Impedir que proliferen las infecciones mediante la producción de linfocitos y la depuración de la linfa.
El Drenaje linfático manual se emplea en todo tipo de edemas, es decir, en acumulaciones de líquido en el tejido intercelular.

El drenaje linfático es una técnica especial de masoterapia.

En masoterapia, un profesional médico capacitado y certificado (masajista) manipula los tejidos blandos del cuerpo (músculo, tejido conectivo, tendones, ligamentos y piel).

El masajista utiliza diferentes grados de presión y movimiento.

El masaje se considera parte de la medicina integral. Los centros médicos lo ofrecen cada vez más como tratamiento, junto con el tratamiento estándar.

En el caso del drenaje linfático corporal, el especialista aplica tracción en la piel del paciente de forma lenta y rítmica para conseguir “abrir” las vías linfáticas.

Con este tratamiento, se logra drenar los líquidos excedentes que bañan las células. Al tiempo que las libera de desechos provenientes del metabolismo celular.

¿Qué diferencia el drenaje linfático de otras técnicas de masoterapia?

 

Esta estrategia tiene características distintas, las principales son:

  • No puede producir dolor.
  • Sin fricción. La fricción sobre la piel produce un aumento de la permeabilidad de los vasos que están trabajando para reabsorber el edema, por lo que se pierde el líquido reabsorbido.
  • Por este motivo no deben de utilizarse cremas ni otras sustancias que permitan el deslizamiento de las manos.
  • La presión del drenaje manual no debe de exceder de 30-40 mmHg, porque de no ser así se produce un colapso de los vasos.
  • Ritmo pausado y armónico, ya que la técnica tiene que adaptarse al ritmo de contracción de las unidades del sistema linfático, que es de carácter lento y rítmico.
  • Las maniobras deben de realizar una tracción sobre la piel (es la única forma de “abrir” el sistema) y dirigir la linfa en sentido proximal (hacia arriba).

Drenaje linfático corporal: ¿En qué consiste?

 

Se trata de la aplicación de una serie de técnicas protocolizadas de tracción o masaje que producen una activación circulatoria y linfática.

Contribuye a la eliminación de los líquidos, grasas y toxinas que producen celulitis, edemas y linfedemas, y al tratamiento de trastornos venosos, como las várices.

Beneficios del drenaje linfático corporal

Este tratamiento promete una serie de ventajas para nuestro cuerpo, tales como:

  • Aumento en la oxigenación del cuerpo.
  • Se estimula el sistema inmunológico.
  • Es un método complementario idóneo para tratamientos de la celulitis, de adelgazamiento, circulatorios, etc.

¿Qué tecnología se utiliza en el Drenaje linfático corporal?

  1. Presoterapia: Es una técnica de tratamiento que consiste en aplicar, mediante masaje, presión positiva en determinados tejidos con el fin de activar la circulación venosa.
  2. Bioestimulación corporal: En el se combinan varias técnicas. Principalmente, se utiliza para tratar problemas como las estrías y la flacidez corporal localizada, fundamentalmente en los brazos, rodillas y glúteos.
  3. Revolution: Consiste en 4 tipos de masajes:

Drenajes linfáticos, anti celulíticos, de vaciado y reafirmantes, con algas de efecto drenante y otros con cafeterapia, dieta recomendada y acupuntura con semillas para reducir  la ansiedad.

La presoterapia se basa en la aplicación de un masaje mediante presión controlada, continua o alterna, en diferentes partes del cuerpo de forma natural y relajan, que ayuda a resolver los problemas de retención de líquidos, las varices, los edemas y la celulitis.

¿Cuándo se recomienda un tratamiento con drenaje linfático?

Está indicado en casos de retención de líquidos, piernas cansadas, edema después de cirugía (de pecho, de varices, por estética, por traumatismos). Acumulación de líquidos en las extremidades, celulitis, pérdida de peso o fragilidad del sistema inmunitario.

Restauración del contorno del cuerpo, reducción de volumen y peso, incremento en la cantidad de oxígeno y sangre en nuestro organismo, son algunos de los principales beneficios que promete este tratamiento.

 

También como complemento en tratamientos corporales (anticelulitis, remodelantes, etc.).

¿En qué casos no es recomendable el drenaje linfático corporal?

No está indicado en casos de alteraciones cardíacas, edemas por insuficiencia cardíaca, afecciones inmunitarias, tumores, hipotensión, hipertensión, hipertiroidismo, infección aguda, fiebre, flebitis, trombosis y tromboflebitis.

¿Cuántas sesiones se recomiendan para lograr los resultados deseados?

Se recomiendan ciclos intensos.

Inicialmente de 2 a 3 sesiones semanales seguidas de un tratamiento de mantenimiento (2 a 4 al mes); sin embargo, estas indicaciones pueden variar en función de la enfermedad y gravedad de la misma.

Las sesiones de aplicación de esta técnica tienen una duración total en cabina de 60 minutos, y su periodicidad puede variar desde una sesión diaria a una quincenal.

Drenaje linfático para la estética y salud de las piernas

Unas piernas saludables son sinónimo de bienestar, es por ello que debemos también entones reconocer las bondades del método medico/estético del drenaje linfático de piernas.

Este masaje beneficia a la circulación e impide que la linfa se acumule en exceso en esta área de nuestro cuerpo que es vital para nuestro desenvolvimiento y productividad (las piernas).

¿Cuáles son los tipos de Drenaje linfático en las piernas?

Tipos de Drenaje linfático en las piernas

El drenaje linfático de piernas puede realizarse de dos maneras: en forma manual y en forma mecánica.

  1. El drenaje linfático en forma manual: Como su nombre lo indica, lo realiza un especialista usando sus manos sobre las piernas del paciente.

Este realiza un masaje a través de movimientos pausados, constantes y suaves que van a incitar el drenaje de los conductos linfáticos presentes en nuestras piernas, saneando las zonas obstruidas.

 

2. Drenaje linfático en forma mecánica: Se realiza mediante una máquina especial creada para tal fin, donde el paciente introducirá sus piernas y recibirá el masaje vía mecánica.

El drenaje linfático de piernas es una especie de masaje hecho sobre ambas piernas en una forma suave y constante.

Beneficios del drenaje linfático en las piernas

Realizarse un drenaje linfático de piernas puede traernos innumerables beneficios tanto a nivel interno como a nivel externo, entre ellos destacan:

Este tratamiento representa una gran opción a la hora de prevenir cualquier padecimiento o condición relativa a la retención de líquidos y aquellos problemas relacionados con nuestro sistema circulatorio.

La mala circulación, la celulitis o las piernas cansadas, son algunos de los padecimientos que se pueden tratar con el drenaje linfático en piernas.

Es importante añadir que este tratamiento para que sea efectivo debe complementarse con una dieta sana y ejercicio físico constante.

Es una gran forma de eliminar sustancias dañinas represadas en nuestras piernas, pues mediante el mismo, podemos librarnos de los líquidos sobrantes y depurar la parte inferior de nuestro cuerpo.

Este tratamiento también es muy recomendado en casos de enemas o padecimientos tras una cirugía.

También es beneficioso para las personas que tienen una mala circulación sanguínea en sus piernas.

Se ha comprobado que después de varias sesiones de este tratamiento los pacientes han tenido una notable mejoría y su circulación se ha normalizado.

El drenaje linfático de piernas tiene un gran efecto de alivio en dolencias y afecciones de los músculos de nuestras piernas, además tiene un efecto tonificador y combate la flacidez.

Drenaje linfático contra la celulitis

Mediante el drenaje linfático de piernas podemos depurar nuestro organismo y eliminar las toxinas que se encuentren alojadas en nuestras piernas, por ende también nos ayudará a reducir o a eliminar completamente la celulitis.

La celulitis aparece en nuestra piel cuando internamente hay un exceso de toxinas o sustancias dañinas para nuestra salud.

Aunque es una buena opción para tratar la celulitis, no debemos esperar que solucione inmediatamente este problema, y es muy necesario que el tratamiento sea complementado con una dieta saludable y ejercicio.

El incorrecto funcionamiento del sistema linfático está íntimamente ligado con el origen de la celulitis.

Por ello, si sigues estas saludables recomendaciones es más factible que se pueda ayudar a reducir visiblemente los signos de la indeseada celulitis.

Drenaje linfático en piernas hinchadas

En el caso de piernas hinchadas, el drenaje linfático de piernas puede beneficiar altamente, ya que mediante este tratamiento la linfa va a circular por la zona afectada y hará su proceso de depuración y de limpieza de toxinas.

No existe hasta la fecha un tratamiento más efectivo a la hora de mejorar esta condición. Casi inmediatamente podemos visualizar una gran mejoría y se nota la desinflamación de las piernas.

Tratamiento en la prevención y reducción de estrías

Las estrías son como una especie de cicatrices que aparecen en nuestra piel. Hay dos tipos de estrías, las estrías recientes que son de color rojizo y las estrías de vieja data que son de color blanco.

Las estrías suelen surgir como consecuencia del embarazo, en la adolescencia y por cambios bruscos de peso.

Las estrías son un verdadero dolor de cabeza para las embarazadas que luchan contra ellas de todas formas, pero después de dar a luz es esencial que no se baje la alerta

El drenaje linfático puede ayudar a prevenir y a reducir las estrías, ya que al drenar los tejidos, se eliminarán toxinas y se reactivara la circulación en esa zona.

Aunque debemos decir, que este tratamiento no borra por arte de magia las estrías, podemos decir en su favor que logra atenuarlas y que mejora notablemente el aspecto de la piel.

El tratamiento de drenaje linfático en piernas está indicado en casos como:

  • Situación post traumática o post quirúrgica.
  • Problemas reumáticos.
  • Luego de una infección.
  • Problemas dermatológicos.
  • Problemas alérgicos.
  • Piernas inflamadas.

Antes y después de un drenaje linfático en las piernas

Antes del drenaje linfático de pierna se debe preparar al paciente, para ello el mismo debe estar en un entorno calmo, armónico y agradable.

Luego se debe diagnosticar cuáles son las zonas afectadas y finalmente se desarrollará el drenaje linfático.

Una de las aplicaciones más conocidas del drenaje es el tratamiento en problemas de celulitis, exceso de grasas, malos hábitos en la alimentación, hacer poco ejercicio, tensión emocional, mala circulación.

Consumir alimentos de carácter diurético, que promuevan la producción de orina.

También se recomienda consumir alimentos con alto grado de potasio como por ejemplo la manzana, consumir alimentos bajos en sal.

Tras un tratamiento de drenaje linfático en piernas, es muy recomendable practicar ejercicios o alguna actividad física, realizar flexiones y mantener las piernas en alto.

Para ver resultados definitivos es necesario asistir a un número determinado de sesiones de al menos 60 minutos cada una.

¿Es posible realizar un auto drenaje linfático de piernas? ¿Cómo?

Para realizar un drenaje linfático de piernas lo ideal sería que acudieses a un centro especializado y dejaras todo en manos de especialistas certificados en la materia.

Sin embargo, puedes realizar una sesión sencilla de auto drenaje linfático de piernas que tendrá una duración máxima de un cuarto de hora.

Cada movimiento que realices debe repetirse 15 veces durante 3 repeticiones

Para comenzar debes asumir una posición cómoda que te permita masajear ambas piernas sin dificultad.

Luego, debes comenzar con una pierna y luego repetir lo mismo en la otra.

Primero debes posar ambas manos a la altura de la ingle y presionar con suavidad en tres puntos distintos de esta zona, es importante que la presión sea realizada en 3 lugares diferentes.

Después deberás posar ambas manos en la zona alta de los muslos, y realizar suaves movimientos de presión hasta llegar a la zona más baja de los muslos.

Más adelante, deberás colocar tus manos una detrás de la rodilla e irás presionando lentamente hacia adentro y luego sueltas, así lo debes hacer 15 veces en 3 repeticiones.

Luego con ambas manos vas presionar distintos puntos en tu tobillo, e igualmente esto lo deberás hacer 15 veces durante 3 repeticiones. Al terminar con una pierna debes repetir el procedimiento con la otra.

Recuerda que debes estimular suavemente las piernas con ligeros movimientos de presión. No debes en ningún momento golpear o presionar muy fuerte, ya que esto puede generarte una lesión.

El drenaje linfático de piernas es un excelente tratamiento que junto a una dieta saludable y balanceada puede hacernos sentir con más energía y vitalidad.

Ventajas y desventajas del drenaje linfático en piernas

El drenaje linfático de piernas presenta una serie de ventajas considerables pero también tiene algunas desventajas importantes.

Ventajas del drenaje linfático de piernas

Ayuda a nuestro cuerpo en la eliminación de toxinas o desechos que se van acumulando sin que podamos notarlo:

  • Suprime el exceso de grasa y la celulitis.
  • Realza y tonifica nuestras piernas.
  • Logra que nuestra piel esté mucho más saludable, tersa, brillante y bella.
  • Distiende nuestros músculos tras una jornada laboral complicada y larga.
  • Disminuye las dolencias y la hinchazón de nuestras piernas.

Desventajas del drenaje linfático en piernas

  • Puede producir alteraciones del ritmo cardíaco
  • Podría generar, en algunos casos, complicaciones en el sistema inmune
  • Es riesgoso en casos de infecciones severas, ya que al activar el sistema circulatorio puede ayudar a la infección a propagarse en el cuerpo.

Es muy importante resaltar que es necesario que la persona que le practique el drenaje linfático de piernas sea una persona ampliamente calificada y profesional en el área.

El drenaje linfático facial y sus beneficios para el rostro

 

Seguramente en algún momento has oído hablar del drenaje linfático pero ¿Sabías que también se puede aplicar en el rostro?

El drenaje linfático facial, además de sus múltiples beneficios en la piel es relajante y nos ayuda a tranquilizarnos, eliminar el estrés, los nervios y la ansiedad.

¿Cómo funciona el drenaje linfático facial?

Se trata de una técnica de masajes con movimientos muy suaves y lentos de “bombeo”.

Las pequeñas presiones se dirigen en dirección a la linfa para eliminar las toxinas por vía natural. Desde el rostro baja hacia los ganglios profundos del cuello y luego drenan a la zona torácica.

Los masajes de drenaje linfático en general son muy buenos para la salud y, en particular, el facial permite mejorar el estado de la piel.

Es un rejuvenecedor increíble, así como también adelgazante para la cara, porque elimina el exceso de líquidos y las toxinas que se acumulan en los tejidos. A su vez, favorece a la circulación sanguínea y fortalece los músculos.

Es ideal para atenuar los signos de cansancio, las líneas de expresión o las ojeras y otras marcas que denotan poca atención o envejecimiento pueden quedar en el pasado.

Si te sientes cansada, no duermes lo suficiente o no sueles hacerte tratamientos faciales, el drenaje linfático es una excelente idea.

¿Cuáles son las ventajas del drenaje linfático facial?

La piel puede empezar a mejorar tras cada sesión y se la verá más fresca, renovada y con un tono más uniforme.

Como si todo esto fuera poco, el drenaje linfático facial es relajante, por lo que es una excelente técnica para tranquilizarnos, reducir el estrés, los nervios y la ansiedad.

Estos son algunos de los principales beneficios del drenaje linfático facial: 

  • Atenúa las bolsas de los ojos y reduce las ojeras.
  • Elimina los signos de cansancio.
  • Deshincha la cara, al favorecer el drenaje de líquidos.
  • Mejora la circulación de la sangre y de los nutrientes.
  • Repara las células y mejora el aspecto de la piel.
  • Aumenta el aporte de oxígeno.
  • Reduce las marcas de acné y los nuevos brotes.
  • Tiene efectos relajantes, perfectos para los que padecen estrés, insomnio o ansiedad.
  • Trata cicatrices y mejora en caso de edemas.

Es importante destacar que solo un profesional calificado puede realizar el drenaje linfático, sea el corporal o el facial.

Si está mal hecho podría causar una mala movilización de las toxinas y obstruir los ganglios, lo que podría generar problemas de salud.

¿Cómo hacer un drenaje facial en casa?

 

Si bien es cierto que en el caso del drenaje linfático se recomienda ir a un centro especializado, podemos ayudar a mejorar el cuadro de resultados con masajes personales cuando tenemos unos minutos libres.

Prueba llevar a cabo esta rutina de masajes que solo te tomará 10 minutos. Recuerda lavarte bien las manos y el rostro antes de comenzar.

Paso a paso:

  1. Empieza por la frente

En esta zona se acumula la oleosidad de la transpiración proveniente del cuero cabelludo.

Coloca tus manos estiradas sobre la frente y, con movimientos suaves de presión y descompresión, llévalas hacia las sienes. Repite tres veces.

2. Continúa en las orejas 

Presiona suavemente la zona que se encuentra detrás de los lóbulos para activar el sistema linfático con tan solo tres repeticiones.

3. Ahora bajo los ojos

En el mismo sitio donde se forman esas bolsas tan antiestéticas, presiona levemente. El punto exacto es el canto interno de la pálpebra interior. Usa el dedo índice y deslízate despacio hasta llegar a las sienes. Repite cinco veces.

4. Después, a los párpados

Con el dedo índice presiona la cavidad interna debajo de las cejas (donde te maquillas con sombras). Desliza hacia las sienes tres veces.

5. Pasa a la nariz y la boca

En los huecos que se forman entre la nariz y la boca presiona tres veces con los dedos y después desliza hasta la base de las orejas, también tres veces.

6. Siguiente movimiento: barbilla

Apoya tus dedos en el centro de la barbilla y con una ligera presión deslízalos formando el contorno de la mandíbula, hasta los lóbulos de las orejas. Repite en 3 ocasiones.

7. Por último, el cuello

La parte final de tu drenaje linfático casero empieza en la base del cuello (bajo la barbilla). Con la punta de los dedos presiona con cuidado las cavidades que se forman hasta la base del cuello.

De esta manera eliminarás la obstrucción en los ganglios linfáticos.

Repite toda la serie 3 veces y, al terminar, limpia bien el rostro con agua templada. Después, aplica una crema humectante o tónico para la piel. Espera dos o tres días para volver a hacer otra sesión.

Técnicas aplicadas durante el drenaje linfático facial.

  • Presión: debe ser suave y no puede causar dolor ya que ayuda a estimular la circulación de la linfa.
  • Movimientos circulares: el movimiento lo realizara la muñeca, por lo que deben ser fijos y sin desplazamientos.
  • Ritmo: debe de ir al ritmo con la circulación natural de los vasos linfáticos, es decir, hacer el movimiento durante cinco segundos y detenernos 2.
  • Giros: se realiza utilizando los pulgares ejerciendo presión a modo de desplazamiento hacia la zona ganglionar.

Drenaje linfático corporal y facial. Antes y después (Resultados)

Retención de líquidos y problemas  hormonales, son algunas  de las causas que favorecen  la formación de la celulitis. Por tanto, una de las alternativas para prevenir y ayudar la celulitis sería  el drenaje linfático manual.

Cuando se realiza una cirugía de tipo estética  como una liposucción, abdominoplastia,  lifting, aumento del pecho, etc., el drenaje ayuda  acelerando el tiempo de curación de los tejidos, disminuye la inflamación y el Dolor.

Después del postoperatorio habrá que esperar mínimo entre 24 -48 horas, para empezar las sesiones de drenaje linfático, y a veces dependiendo del tipo de intervención hasta 7 u 8 dias.

Las cicatrices tratadas con drenaje se hacen más blandas y pequeñas. También es efectivo en el tratamiento de queloides.

Los resultados del drenaje linfático son notables desde la primera sesión, pero al ser tan progresivo. Muchas veces a los pacientes les cuesta diferenciar el resultado desde antes de la primera sesión hasta la última.

En el caso del drenaje facial, podemos observar una reducción de la inflamación en las bolsas de los ojos y una considerable mejora en el acné, tanto en la cantidad como en la pigmentación.

Previo al drenaje linfático presentaba el cuello y las mejillas muy hinchadas, casi sin poder apreciar la forma de la cara.

Tras el tratamiento podemos observar como la zona está totalmente desinflamada y la piel ha recuperado brillo, especialmente en la zona del pómulo mientras que en la foto previa la piel estaba totalmente mate.

Drenaje linfático durante el embarazo: ¿Es seguro realizarlo?

El drenaje linfático en embarazadas se debe realizar con una habilidad manual bastante suave que también puede ayudar a que la paciente entre en un estado de relajación profunda.

En el embarazo son frecuentes las molestias en hombros, zona lumbar o dorsal de la espalda debido al aumento de peso.

La posición al caminar, por ejemplo, comienza a ser algo encorvada, y la columna vertebral se carga hasta que finalmente se resiente provocando el dolor.

El 71% de las mujeres embarazadas presenta dolor lumbar, el 46% padece inflamación del nervio ciático y el 65% dolor pélvico.

¿En qué puede beneficiar el masaje drenaje linfático durante el embarazo?

Los masajes tienen un efecto relajante sobre el cuerpo y en consecuencia la mente de la persona.

La mujer embarazada se merece un momento de liberación de tensiones que le permitan afrontar mejor las molestias y el estrés provocados por el proceso de la gestación.

Además, algunos tipos de masajes efectuados por profesionales debidamente cualificados, pueden aliviar dolencias en espalda o ciática, hinchazón de piernas o de pies por retención de líquidos.

El masaje de drenaje linfático durante el embarazo está indicado para las mujeres que presentan exceso de retención de líquidos.

Se recomiendan especialmente en las últimas semanas del embarazo, cuando los síntomas de hinchazón de pies o tobillos son más acentuados e incomodan mucho a la futura mamá.

Consideraciones a la hora de recibir un masaje de drenaje linfático durante el embarazo

  • Siempre consultar antes al ginecólogo.
  • Esperar al segundo trimestre de embarazo.
  • Buscar un profesional acreditado para este tipo de tratamientos, existen centros específicos de masajes prenatales.
  • Los especialistas recomiendan recibir los masajes en postura recostada lateral o sentada.

¿Y si se realiza después del embarazo?

El drenaje linfático también es muy recomendando para las mujeres que acaban de dar a luz, y que desean recuperar el cuerpo que tenían antes de dar a luz a su bebé.

Los principales problemas de las mujeres que acaban de tener un bebé son la pérdida de tonicidad o flacidez, exceso de grasa y la celulitis.

La flacidez aparece debido al estiramiento de la piel que ocurre de una forma intensa durante el embarazo, también durante el mismo ocurre la destrucción de ciertas fibras que aportan elasticidad al cuerpo.

El drenaje linfático es una de las pocas terapias que no están restringidas durante la etapa de la lactancia y el corto plazo del post parto.

Con este tratamiento se logra reducir una cantidad importante de toxinas represadas, y al desecharlas del organismo se podrán apreciar los beneficios que concede este procedimiento.

El primero de ellos es la renovación celular de la piel, la misma adquiere mayor firmeza, tono y mejora visiblemente su aspecto.

En conclusión, se puede realizar el drenaje linfático durante el embarazo, si el mismo no es un embarazo de alto riesgo o no presenta complicaciones.

En todo caso el procedimiento debe hacerse con mucho cuidado y precaución.

¿Cuánto cuestan los tratamientos de drenaje linfático corporal y facial?

Si estás pensando en probar un tratamiento de drenaje linfático, ya sea facial o corporal, ten en cuenta lo siguiente.

El precio de los tratamientos se calculan por sesiones y la media de sesiones que deben realizarse en una persona son de entre 5 y 7 para ver los resultados finales.

Preferiblemente las primeras sesiones deben hacerse lo más seguidas posibles y posteriormente podrán espaciarse, de esta forma nos aseguramos de que los resultados sean de más calidad.

En el caso de drenaje facial el precio por sesión está por encima de los 50$. Este precio incluye el estudio de piel personalizado que debe hacer el profesional antes de aplicar cualquier producto.

Existen clínicas que ofrecen packs de tratamientos corporales y faciales.

Las 10 sesiones en abdomen o muslos que incluye drenaje linfático podría costar alrededor de los 200$ y las 8 de drenaje linfático facial 50$ aproximadamente.

Los costos de los tratamientos varían de acuerdo a los presupuesto de cada clínica. Te recomendamos asesorarte e investigar antes de tomar la decisión.

Diferencías entre el drenaje linfático y el masaje convencional

Mucha gente suele confundir el procedimiento de drenaje linfático con un masaje común.

En ambos casos se utilizan las manos y se aplican movimientos circulares. Pero es importante aclarar que no son iguales y que existen diferencias importantes entre uno y otro:

Masaje convencional

  • Tiene efectos directos sobre el sistema circulatorio
  • Estimula el tono muscular
  • Suele causar enrojecimiento de la dermis
  • Puede generar sensaciones dolorosas
  • Se realiza mediante una presión entre moderada y fuerte
  • Se realiza mediante movimientos bastante rápidos
  • Las manos están en tensión y transmiten firmeza en su contacto.
  • Se realiza con la ayuda de aceites o cremas

La dirección de los movimientos del masaje no es algo muy relevante. Se pueden hacer movimientos en distintas direcciones.

Drenaje linfático manual

  • Tiene efectos únicamente sobre el sistema linfático y no sobre el sistema sanguíneo.
  • Tiene un efecto de relajante muscular
  • No provoca el enrojecimiento de la dermis
  • Jamás debe provocar dolor
  • Siempre debe realizarse mediante una presión suave
  • Se realiza con una velocidad muy lenta y constante
  • Las manos tienen que estar relajadas, el movimiento debe de venir de muñecas y brazos

La dirección del masaje es muy importante, la misma debe seguir la ruta del sistema linfático, por ende debe ser realizado por una persona que conozca ampliamente la dirección de los ganglios y vasos linfáticos.

Conclusiones y recomendaciones

Recibir un masaje de drenaje linfático manual es un placer y un beneficio en cualquier circunstancia. A los pocos minutos se nota cómo nuestro cuerpo se relaja; se siente un relax y una calma muy agradable.

Además, por su capacidad de depurar el organismo y aliviar la retención de líquidos. Se recomienda el drenaje linfático manual para la celulitis, para las arrugas flacidez o para el acné.

Masaje de drenaje linfático: Beneficios después de una intervención quirúrgica

Más que una recomendación es casi una obligación realizarse un número determinado de masajes de drenaje linfático después de haberse sometido a una intervención de cirujía plástica.

Puede ser la lipoescultura, abdominoplastia o aumento de pecho. También forma parte del postoperatorio de intervenciones faciales como el lifting o la cirugía de párpados o blefaroplastia. El principal objetivo es acelerar la recuperación del paciente.

Se consigue porque la técnica reduce la inflamación, estimula la eliminación de líquidos retenidos, propicia la reabsorción de hematomas, y ayuda a que el tejido vuelva a su status lo más rápido posible.

Sin embargo, no es necesario pasar por quirófano para realizarse el masaje de drenaje linfático.

La terapia es apta para depurar el organismo, estimular la función renal y calmar el sistema nervioso.

En definitiva, es mucho más que un masaje terapéutico, porque es compatible con muchos tratamientos de belleza ya que  mejora y uniformiza el color y textura de la piel, y estimula la oxigenación.

Comenta!

Click aqui para dejar un comentario.