Embarazo

Síntomas de aborto: 3 Señales de alarma, riesgos y tratamiento

sintomas de aborto
Alrededor del 50 por ciento de los abortos están asociados a la falta o exceso de cromosomas.

La prueba resulta positiva y tu vida parece llenarse de color pero ¿presentas sangrado vaginal? No entres en pánico, te contamos cuáles son los síntomas de una amenaza de aborto y cómo deberás actuar ante estos.

Por lo general, una madre no quiere ni siquiera escuchar sobre los síntomas de un aborto. Sin embargo, es importante conocer toda la información sobre aquello que podría ocurrir durante el embarazo.

Según datos ofrecidos por Mayo Clinic, alrededor del 10 al 20 por ciento de los embarazos conocidos terminan en un aborto espontáneo.

A diferencia de un aborto médico o quirúrgico, las pérdidas espontáneas son sucesos que ocurren de forma natural. Por esto, resulta importante conocer los síntomas y señales de alarma que podrían indicar un aborto.

Por lo general, los abortos se producen cuando el embarazo no se desarrolla normalmente desde el inicio.

¿Cuáles son los síntomas de una amenaza de aborto?

Una amenaza o peligro de aborto es el estado en el que se presenta sangrado vaginal (generalmente escaso), dentro de las primeras 20 semanas de gestación. Esto suele indicar que el embarazo podría presentar un aborto espontáneo.

Una amenaza de aborto no siempre significa la culminación del embarazo. No obstante, siempre es recomendable acudir con el médico que esté supervisando tu embarazo.

Los síntomas de una amenaza de aborto suelen estar liderados por el sangrado vaginal, en algunas ocasiones acompañado por un leve dolor en la parte baja del abdomen. Si los cólicos se presentan en ausencia de sangrado, es recomendable descartar problemas ajenos al aborto.

Ante un sangrado vaginal durante el embarazo, se debe acudir inmediatamente al centro de salud más cercano. El médico se encargará de realizar una exploración física, además de otros exámenes como una ecografía abdominal o vaginal, y análisis de sangre.

Por lo general, tras presentarse una amenaza de aborto se prescribe reposo absoluto, abstención de relaciones sexuales y medicamentos para aliviar el dolor.

sintomas de aborto
El sangrado vaginal en una amenaza de aborto ocurre sin dilatación cervical.

Síntomas de un aborto espontáneo

El aborto espontáneo es la pérdida de un embarazo de forma natural o accidental, antes de la semana número 20. En realidad, muchas mujeres sufren pérdidas incluso antes de saber que estaban embarazadas, por lo que el aborto termina pasando desapercibido.

Tomar vitaminas prenatales y suplementos de ácido fólico antes de embarazarse puede disminuir en gran medida las probabilidades de un aborto espontáneo y ciertos defectos de nacimiento.

Los síntomas de un aborto no inducido incluyen los siguientes:

  • Sangrado vaginal
  • Expulsión de fluidos o tejidos a través de la vagina
  • Dolor del tipo cólico en la parte baja del abdomen o espalda

Si ha ocurrido una expulsión de tejido fetal, almacénalo en un recipiente limpio y dirígete al centro de salud más cercano para su análisis.

sintomas de aborto
La dilatación del cuello uterino es indicativo de que el aborto es inevitable.

Tipos de aborto natural

El aborto espontaneo es la pérdida del feto antes de la semana 20 del embarazo, no obstante, existen diferentes denominaciones para referirse a la perdida temprana del embarazo, por ejemplo:

  • Retenido. Ocurre cuando el embarazo se ha perdido, pero los productos de la concepción no salen del cuerpo.
  • Incompleto. En este caso solo algunos de los productos de la concepción logran salir a través de la vagina.
  • Inevitable. Sucede cuando los síntomas no pueden ser tratados y se presenta el aborto espontaneo.
  • Infectado. En algunos casos, durante el aborto el útero o cualquier producto restante de la concepción resultan infectados, provocando fiebre y dolor.
  • Consumado. Se denomina de esta forma al aborto en el que todos los tejidos productos de la concepción han salido del cuerpo.

Los abortos espontáneos que son causados por enfermedades sistémicas se pueden prevenir detectando y tratando la enfermedad antes de quedar embarazada.

sintomas de aborto
La pérdida del embarazo después de las veinte semanas se denomina muerte fetal.

¿Qué puede causar un aborto espontáneo?

La causa número uno de abortos espontáneos es desconocida, sin embargo, existen algunas virosis o trastornos que pueden causar la pérdida de la gestación. Así mismo, anormalidades inmunológicas, traumatismos mayores, y anormalidades uterinas, también pueden ser causa de un aborto.

Los problemas cromosómicos responsables de aproximadamente el 50% de los abortos espontáneos, son el resultado de errores que ocurren por casualidad a medida que el embrión crece y se divide, no por problemas heredados de los padres.

El aborto espontáneo ocurre en aproximadamente la mitad de los embarazos que han presentado amenazas de aborto. Las anomalías cromosómicas o mendelianas influyen en gran parte de estos abortos, ya que afectan directamente el desarrollo del embrión.

Estas anomalías cromosómicas podrían llevar al aborto debido a:

  • Fallecimiento fetal intrauterino. En esta situación, se forma un embrión pero deja de desarrollarse y muere antes de que se presenten síntomas de pérdida del embarazo.
  • Ovocito marchito. Esta condición ocurre cuando no se forma ningún embrión.
  • Embarazo molar o molar parcial. En el embarazo molar completo, ambos conjuntos de cromosomas provienen del padre, mientras que el embarazo molar parcial posee un juego de cromosomas de la madre y dos del padre.

Los embarazos molares están asociados con un crecimiento anormal de la placenta y, por lo general, no hay desarrollo fetal. En el caso del molar parcial si puede haber desarrollo fetal, pero es imposible que sobreviva.

Otras posibles causas del aborto espontáneo son:

  • Sobrepeso o peso por debajo del saludable
  • Exposición a toxinas o radiación
  • Infecciones
  • Problemas hormonales
No se ha demostrado que los traumatismos menores sean causa de abortos espontáneos.

Factores de riesgo

A pesar de que en muchas ocasiones las causas son desconocidas, existen algunos factores de riesgo que pueden influir considerablemente en las posibilidades de sufrir una pérdida. Los más comunes son:

1. Edad

Pasados los 35 años, las mujeres presentan un mayor riesgo de sufrir un aborto en comparación con mujeres más jóvenes. A los 35 años este riesgo es de aproximadamente 20% y va en aumento con el paso de los años, llegando a un promedio de 80% a los 45 años.

2. Historial de abortos

Al haber presentado dos o más abortos naturales en el pasado, las mujeres presentan un mayor riesgo de tener un aborto espontáneo.

En estos casos es importante que la madre se someta a controles prenatales que evalúen cualquier cambio durante el embarazo y permitan tomar acciones tempranas.

3. Consumo de drogas

Las mujeres que fuman durante el embarazo presentan un mayor riesgo de tener un aborto espontáneo. Así mismo, aquellas que consumen alcohol o drogas ilegales también aumentan el riesgo de tener un aborto espontáneo.

Al tratarse de medicamentos es importante que consultes a tu médico sobre su consumo y las posibles consecuencias al bebé.

4. Peso

Que la madre tenga sobrepeso o un peso menor al saludable también ha sido vinculado a mayor riesgo de sufrir un aborto espontaneo.

Es importante que la mujer mantenga un estilo de vida saludable antes y durante el embarazo, que incluya una alimentación balanceada y ejercicio moderado.

5. Problemas uterinos

Ciertas anomalías en el útero o tejidos débiles en el cuello uterino (insuficiencia de cuello uterino) podrían aumentar el riesgo de tener un aborto espontáneo.

6. Afecciones crónicas

Trastornos médicos crónicos mal controlados en la madre como diabetes, hipertensión y afecciones evidentes de la tiroides, suelen ser asociados a presentar un mayor riesgo de aborto espontáneo.

7. Estudios prenatales invasivos

Algunos estudios genéticos prenatales invasivos, como los análisis de vellosidades coriónicas y la amniocentesis, conllevan un pequeño riesgo de tener un aborto espontáneo.

Los abortos tardíos (pasados los 3 meses) pueden ocurrir por anomalías en el útero.

Actividades que no amenazan el curso de tu embarazo

Cuando se trata de cuidar nuestro embarazo, las mujeres podemos ponernos algo quisquillosas. No obstante, existen acciones que son completamente seguras durante un embarazo, pero que muchas personas divulgan como riesgosas.

Prácticas que no provocan abortos espontáneos:

  • Ejercitarse. Practicar ejercicio es completamente recomendable durante el embarazo, incluso las actividades de gran intensidad como trotar o andar en bicicleta. Si has tenido un aborto previo es recomendable que consultes a tu médico.
  • Mantener relaciones sexuales. Abstenerse de practicar relaciones sexuales solo está indicado cuando hay una amenaza de aborto. En embarazos sanos es completamente seguro practicar el coito con tu pareja.
  • Trabajar. Siempre que el trabajo no involucre radiación o productos químicos que pudieran resultar dañinos para la salud, mantener tu rutina de trabajo es completamente seguro durante tu periodo de gestación.
Si te preocupan los riesgos relacionados con tu trabajo, habla con tu médico de confianza.

¿Cuánto tiempo puede llevar un aborto natural?

Contrario a lo que podrías pensar, un aborto puede llevar incluso semanas. Debido al tiempo que puede tomar el aborto, el encargado de establecer los pasos a seguir será tu médico de confianza.

Una vez que la mujer ha comenzado a manchar, puede haber un sangrado abundante con duración de alrededor de 3 a 5 horas. Pasado este tiempo el sangrado podrá disminuir en cantidad y mantenerse por varios días.

Las mujeres que han tenido dos o más abortos espontáneos seguidos son más propensas a sufrir otro aborto en comparación con el resto de las mujeres.

Lamentablemente un aborto no puede prevenirse. Sin embargo, para disminuir las probabilidades de un aborto se recomienda no fumar, no consumir alcohol y no tomar cafeína en exceso. De más está decir que es necesario evitar los golpes sobre el abdomen mientras transcurre el embarazo.

Es posible que algunas mujeres no presenten ningún síntoma al principio del aborto.

¿Qué hago si presento síntomas de aborto?

La gestación es un proceso lleno de cambios y dudas. Las mujeres, sobre todo las que serán madres por primera vez, pueden no saber cómo reaccionar ante diferentes señales.

En el caso de que sospeches de alguna anomalía en tu embarazo, o reconozcas presentar alguno de los síntomas que hacen referencia a las amenazas de aborto, lo primordial será buscar ayuda médica cuánto antes. Los abortos espontáneos pueden ser peligrosos si no se tratan.

Una vez en el centro clínico, los especialistas serán los encargados de brindarte toda la ayuda necesaria.

Durante el examen pélvico, el especialista podrá apreciar si el cuello uterino se ha dilatado o adelgazado (borramiento del cuello uterino). Además podrá realizar un ultrasonido vaginal o abdominal que permita verificar la cantidad de sangrado y la condición del bebé.

El médico podrá solicitar la realización de cualquiera de estos exámenes:

  • Conteo sanguíneo completo (CSC) para determinar cuánta sangre se ha perdido.
  • GCH (cualitativa) para confirmar el embarazo.
  • Tipo de sangre (ya que si la madre tiene un tipo de sangre Rh-negativo, requerirá un tratamiento con inmunoglobulina Rh).
  • Conteo de glóbulos blancos (GB) y fórmula leucocitaria para descartar infección.
  • GCH (cuantitativa) que se hace con intervalos de algunos días o semanas.

La atención prenatal pronta y completa es la mejor prevención para las complicaciones del embarazo.

sintomas de aborto
Establecer el diagnostico de una amenaza de aborto o un aborto inevitable, a menudo es posible gracias a criterios médicos y una prueba de embarazo positiva.

Tratamiento

Tras presentar los síntomas de aborto y acudir a un centro médico, el especialista será quien determine el tratamiento a seguir. Uno de los pasos más importantes es averiguar si se trata de una amenaza de aborto o un aborto espontáneo.

Para la amenaza de aborto, el tratamiento suele ser la observación. Sin embargo, algunos especialistas incluso afirman que no hay evidencia de que el reposo en cama disminuya el riesgo de aborto completo posterior.

En el caso de presentarse el aborto espontáneo, el tejido que ha sido expulsado debe ser examinado. Si se sospecha de un aborto completo, la evacuación uterina deberá hacerse solo cuando haya sangrado u otro signo que indique que los productos de la concepción pueden estar retenidos.

El médico decidirá si el tejido debe ser enviado para pruebas genéticas que ayuden a determinar si hay una causa tratable del aborto espontáneo.

Para remover cualquier resto de tejido que haya quedado dentro de la cavidad uterina, puede ser necesaria la indicación de medicamentos dilatadores y la cirugía (legrado). Cuanto más tarde se evacue el útero, mayor la posibilidad de sangrado placentario.

sintomas de aborto
Cuando se trata de un aborto retenido o incompleto, puede ser necesario someter a la madre a una vigilancia médica de al menos dos semanas.

¿Puedo quedar embarazada tras sufrir un aborto?

Una vez finalizado el tratamiento indicado para el aborto, las mujeres suelen reanudar su ciclo menstrual normal al cabo de 4 a 6 semanas. Lo que se traduce en un nuevo periodo fértil que podría tener como desenlace un embarazo.

Después de sufrir un aborto, una mujer podría quedar embarazada en su próximo ciclo menstrual. No obstante, algunos especialistas recomiendan esperar al menos un ciclo menstrual completo antes de intentar quedar embarazada nuevamente.

En el caso de producirse un aborto tardío la fertilidad de la mujer no se verá afectada.

A pesar de que los abortos naturales son un acontecimiento común, la pérdida de un embarazo puede ser especialmente difícil. En estos casos es importante que los padres no sientan culpa, pues es muy probable que sus acciones no hayan sido la causa de lo ocurrido.

Sin importar si el aborto ocurre de forma rápida o lenta, si es doloroso o no presenta molestias, el proceso puede ser realmente angustiante. Por esto, es recomendable que mantengas contacto con tu médico de cabecera acerca de todo lo que vas sintiendo tras la pérdida.

El tiempo necesario para sanar emocionalmente después de un aborto espontáneo es distinto para cada persona. Asegúrate de tomarte el tiempo necesario para cumplir tu proceso de duelo antes de pensar en una futura concepción.

Cualquier sangrado posterior a un aborto debe ser vigilado cuidadosamente.

Síntomas de aborto en un segundo embarazo

Una vez que las parejas toman la decisión de perseguir un nuevo embarazo tras un aborto, puede suceder que se dé una segunda perdida. Al ocurrir dos o más abortos espontáneos, las pérdidas pasan a denominarse abortos recurrentes y ameritan determinar la causa.

La determinación de la causa puede requerir una extensa evaluación de ambos padres.

Las causas de la pérdida recurrente del embarazo pueden ser maternas, fetales o placentarias. Las causas maternas más comunes incluyen:

  • Anomalías uterinas como pólipos, miomas, adherencias o insuficiencia cervical.
  • Trastornos crónicos mal controlados como hipotiroidismo, hipertiroidismo, lupus eritematoso sistémico, diabetes o hipertensión.
  • Anormalidades cromosómicas como traslocaciones balanceadas.
  • Trastornos renales crónicos.

Las causas fetales generalmente se atribuyen a malformaciones anatómicas o anomalías cromosómicas o genéticas.

El diagnóstico de la pérdida recurrente del embarazo es completamente clínico y puede incluir evaluaciones genéticas de ambos padres y el tejido producto de la concepción. En el 50% de los casos la causa no puede determinarse.

Si no puede identificarse la causa de las pérdidas, la posibilidad de un nacimiento vivo en el siguiente embarazo está entre el 35 y el 85%.

Algunas de las causas de abortos recurrentes pueden ser tratadas.

Una gran forma de asegurar la salud de tu embarazo es asistir a los controles prenatales. Así mismo, llevar una vida sana antes y durante el embarazo podrá ser de gran ayuda para evitar abortos espontáneos.

Si tienes dudas acerca de tu embarazo, lo mejor es que acudas con un especialista médico y te asegures de recibir la ayuda pertinente.

Comenta!

Click aqui para dejar un comentario.