Familia Maternidad Vida Positiva

10 Frases que debes decirle a tus hijos ¡TODOS los días!

Familia de mamá, papá y dos hijos
Tus hijos son tu mayor bendición, así que utiliza estas frases y haz que ellos lo sientan y lo sepan también. Cada día.

Como padres debemos saber lo importante que significa para nuestros niños que los escuchemos, les hablemos con cariño y que estemos muy atentos a todo lo que hacen y puedan necesitar. Muchas veces sucede que debido a las largas horas de trabajo y el estrés al que nos vemos sometidos algunos padres, se nos hace difícil expresarle a nuestros hijos lo mucho que los amamos y lo importante que son en nuestras vidas.

Incluso cuando llegamos a casa después de muchas horas de no estar con ellos, no somos lo suficientemente atentos como para escucharlos y felicitarlos cuando nos muestran con emoción, sus pequeños logros o hazañas del día. Por esta razón te recordamos lo importante que es para los niños, demostrarles con dulces palabras lo mucho que los apoyamos y queremos. ¡Necesitan escucharlo!

Después de todo, son esas palabras y frases las que les permitirán comprender lo mucho que los amamos, entendemos y aceptamos. A veces los padres no sabemos que podemos decirles a los niños para expresarles nuestro cariño, por ello te traemos algunas frases que puedes utilizar para que la comunicación diaria con tus hijos sea más positiva y amorosa.

Frases que papá y mamá deben decirle a sus niños todos los días

Hay infinidades de frases y palabras que puedes decirles a tus hijos para expresarles todo tú amor. A continuación te traemos sólo algunas de las mejores frases que debes incluir en tu conversación diaria con tus pequeños para que estrechen sus lazos como familia y sean mucho más felices.

1. “Te amo o te quiero”

“Te amo” es la frase más importante que tus pequeños necesitan escuchar de ti. No debe pasar ni un soló día en el que no le digas a tus niños que los amas y ellos no sientan con seguridad que es así. Los sentimientos de cariño y amor deben ser siempre demostrados, aún es esos momentos difíciles en los que hay discusiones y se sientan molestos el uno con el otro.

Es importante que como papás, nos aseguremos siempre de que ellos sepan con toda certeza, que los amamos por sobre todas las cosas y que, sin importar lo que les pase o lo muy molestos que puedan estar, nunca dejarás de amarlos.

mamá dándole cariño su hija
Es la frase más importante de todas, no dejes de decirles ¡lo mucho que los amas!

2. “Me haces muy feliz”

Sabemos que no hay nada más cierto para los padres. Desde que nos enteramos que seremos papás hasta que los tenemos en nuestros brazos, los hijos son una fuente inagotable de felicidad, amor y ternura. Sus ocurrencias y el cambio tan grande que producen en nuestra vida son motivos para hacerles saber la felicidad y alegría que nos regalan su presencia día a día.

No esperes a un evento importante como su primera obra en la escuela, su cumpleaños o el día de su graduación, para decírselos, cada vez que tengas una oportunidad ¡hazlo! Es importante que ellos lo sepan.

3. Ser tu mamá/papá es mi actividad favorita (Amo ser tu mamá)

Parte de demostrar tu amor por ellos, es hacerle saber lo importante y especiales que son para ti. Aunque como adulto tomes por sentado que tus niños ya lo deben saber, la realidad es que de pequeños son muy vulnerables y necesitan sentir ese respaldo de amor que sólo sus padres le pueden dar.

Ponte la importante meta de decirles a tus niños, todos los día que te encanta ser su mamá/papá y que te sientes muy afortunada de tenerlos en tu vida. Así no sólo estarás diciéndoles lo que sientes, sino que harás que se sientan los seres más especiales e incomparables de tu vida.

niños jugando con su papá
Sus ocurrencias y travesuras nos dejan completamente exhaustos, pero no hay nada que nos guste más que ser sus padres.

4. “Creo y confío en ti”

A medida que nuestros niños crecen y se desarrollan, van adquiriendo más metas y retos que deberán solucionar por ellos mismos sin la ayuda de mamá o papá, y es precisamente en estos momentos que debemos apoyarlos y hacerles saber lo mucho que confiamos en ellos y en sus habilidades.

Si no saben que creemos y confiamos en ellos, hay más probabilidades de que nuestros niños crezcan sintiéndose inseguros y temerosos. Para darle toda la confianza y fortaleza que tanto necesitan, podemos aprovechar cada pequeño avance que hagan o la toma de decisiones importantes de su edad, para demostrarles con palabras que confiamos ciegamente en ellos y sus decisiones.

Usa frases como: “no es sencillo, pero sé que podrás lograrlo”, “¿cómo lo lograste?” y un “confío en ti” para apoyarlos incondicionalmente y llenarlos de mucha seguridad y confianza en lo que sea que hagan.

 

5. Me gustó mucho jugar contigo

Considerando que son muchos los padres que trabajan durante todo el día y tienen poco tiempo disponible para jugar y compartir un momento de diversión con sus niños, agradecerles por el tiempo que han pasado juntos todos los fines de semana, es otra linda manera para hacerles saber que disfrutamos mucho de su compañía y que nos divierte estar con ellos.

Los momentos de juegos y diversión son uno de los más valorados por los niños cuando están pequeños, por ello es tan importante que le dediques algunas horas a la semana y juegues con ellos, además de decirles siempre lo mucho que eso te gusta y lo impacientes que estás por jugar nuevamente al día siguiente.

Palabras y frases como: “estoy feliz de tenerte cerca” y “el tiempo que pasamos juntos es muy importante para mí” son muy buenas formas de agradecer por su compañía.

Mamá jugando con su bebé
Jugar con tus niños será uno de los momentos más placenteros y divertidos también para ti.

6. ” Sé que tú puedes lograrlo” / “Hiciste un gran trabajo”

Cuando los niños intentan hacer algo que se les dificulta, y no resulta como ellos lo esperaban, pueden sentirse desanimados y rendirse fácilmente, aún cuando sólo lo han intentado una o dos veces. Reconocer sus esfuerzos y brindarle nuestro apoyo, lo harán sentirse más capaz y más animado para volver a probar e internarlo hasta lograrlo.

Como papás, debemos alentarlos para que no se rindan y a su vez expresarles que sabemos que ellos son capaces de lograr cualquier tarea que deseen realizar. Si es cuestión de más conocimiento y práctica para que lo puedan hacer, involúcrate y ayudálo con demostraciones o vídeos tutoriales, pero hazle saber que ellos son capaces de lograrlo por sí mismos.

7. “Eres muy buen ayudante” / “Gracias por ser tan buen hijo”

La iniciativa de los niños en las tareas cotidianas del hogar siempre deben ser bien recompensadas, y no hay mejor forma para hacerlo que dándoles las gracias y reconociendo lo importante que fue su ayuda para lograrlo. Esta costumbre no sólo los hará sentir valorados sino que los motivará a seguir ayudándote y compartir contigo esas tareas que tienden a ser muy aburridas y molestas para ellos.

Invítalos a cocinar, limpiar y poner todo en orden al mismo tiempo que los felicitas y les agradeces que, sino fuera por su ayuda no hubieses podido terminar tan rápido. Un “todo quedó muy bien gracias a ti” y un “gracias a tu ayuda todo se ve limpio” son algunas maneras para agradecer por su ayuda.

niños con sus padres
Sus esfuerzos por ayudarte en casa es de las cosas que más debes agradecerles y valorar

8. “No tengas miedo de ser tú mismo”

Es de suma importancia que desde pequeños, los niños comprendan y acepten que son diferentes y que esto los hace únicos y especiales. Darles esa confianza los ayudará a tener una personalidad propia y a fortalecer sus gustos ante los demás, y así podrán sobresalir de alguna manera, sin el miedo a ser ellos mismos.

¡Recuérdales lo especial que son en tu vida, y conviértete en su mayor admirador!

papas jugando con sus hijos
¡Sus travesuras y ocurrencias también forman parte de su personalidad!

9. “¿Tú lo hiciste? ¡Te felicito!”

A la mayoría de las personas nos hace sentir bien saber, que lo que hacemos les gusta a los demás. Y con los niños sucede igual, especialmente cuando eres tú (mamá/papá) el que lo nota y se los hace saber con cumplidos y felicitaciones.

Presta atención a todas sus actividades, logros y señala cualquier detalle positivo que hayan logrado en su comportamiento, sus talentos, su bondad, sus divertidas ideas o sus tareas de las escuela. Ellos ven en ti la persona más importante e inteligente y tu opinión y reconocimiento en lo que hagan es vital para su autoestima y seguridad.

10. ¿A ti qué te parece?

A los niños siempre hay que escucharlos y considerar todo lo que tienen que decir. Ayudarlos a valorar los resultados de sus esfuerzos y pedirles su opinión al respecto los hará sentir importantes y escuchados. Demuestra entonces que te importa su opinión y pregúntales cosas como ¿qué opinas de esto?, ¿te gusta cómo quedó? o ¿qué es lo que más te gusta?.

Esto te ayudará a conocerlo más, mientras el aprende a sentirse satisfecho con su esfuerzos y trabajos.

Niña hablando con sus padres
Habla con ellos y asegúrate de saber qué piensan y qué es lo que más les gusta.

Comienza desde hoy a utilizar estas dulces palabras con tus hijos y notarás cómo un simple “Te quiero”, hará que tus niños se sientan más atendidos y escuchados. Recuerda evitar lo más que puedas utilizar la palabra “No”, y en cambio sustitúyela por la palabra “Te amo” que deberá ser de las más importante para decir todos los días.