Bebes

Alimentos con hierro para bebés que evitarán la anemia

alimentos con hierro para bebes
Los alimentos ricos en hierro ayudan a prevenir y tratar la anemia en bebés

Una alimentación nutritiva y balanceada es primordial para el desarrollo del bebé. Para que la alimentación de tu hijo sea completa, no deben faltar alimentos con hierro para bebés, proteínas, hidratos de carbono y grasas, así como también vitaminas y minerales.

El hierro es un mineral necesario para la producción de sangre y el funcionamiento de los órganos. Una deficiencia de este mineral puede provocar que los tejidos reciban menos oxígeno y por ende, no funcionen correctamente. Debido a esto, es importante asegurar que tu bebé está cubriendo sus necesidades nutricionales diariamente.

Los alimentos con hierro son importantes para prevenir la anemia en bebés

Luego del nacer, el nivel de hierro en sangre del bebé es regulado exclusivamente gracias a su alimentación. Idealmente la nueva mamá alimentará con leche materna al recién nacido, por lo menos, hasta los 6 meses. A partir de este momento es indispensable incluir alimentos con hierro para bebés, así como otros nutrientes esenciales.

Alimentos con hierro para bebes
La anemia por deficiencia de hierro puede afectar el crecimiento y el desarrollo del cerebro en bebé y niños pequeños

¿Qué alimentos con hierro debes incluir en la dieta del bebé?

Cuando tu bebé alcanza la edad adecuada y debes comenzar a darle alimentos sólidos, es recomendable que inicies con cereales. Los cereales para bebés suelen estar fortificados con hierro para cumplir con las exigencias nutricionales propias de la edad.

Por otra parte, existen alimentos con alto contenido en hierro que van más allá del clásico cereal, y que serán excelentes opciones para los bebés.

Cereales

Los cereales sin gluten (arroz y maíz) pueden introducirse entre los 4 y 6 meses. Puedes prepararlos disueltos en leche materna, leche de continuación o agua.

Los cereales con gluten (avena, cebada, centeno y trigo) no deben incorporare antes de los 6 o 7 meses.

Frutas

Si deseas preparar papillas de frutas ricas en hierro, puedes optar por bananas, calabaza, aguacate, kiwi, melocotón, piña, durazno, fresas, maracuyá, entre otras.

Sin embargo, las primeras papillas que se ofrecerán entre los 4 y 6 meses no deben contener frutas con alta probabilidad de desencadenar alergias, como la fresa. Para esta etapa es ideal comenzar con bananas, peras y manzanas.

Hortalizas

Hortalizas con alto contenido en hierro como el camote, la zanahoria, las judías verdes o el calabacín pueden incorporarse a partir de los 6-7 meses en la dieta de tu bebé.

A pesar de que la patata no tiene un alto contenido en hierro, es rica en vitamina C, por lo que puedes combinarla en puré con otros alimentos y potenciarás la absorción del mineral.

Puedes cocinar el camote al horno y dárselo a tu bebé en trozos, o en puré mezclado con manzana y canela (es una de nuestras combinaciones favoritas).

Vegetales de hojas verdes

Puedes mezclar los vegetales de hojas verdes, como la espinaca, en las papillas con alguna fruta rica en vitamina C, como el mango, para hacer una deliciosa compota alta en hierro. Es aconsejable a partir del noveno mes.

La espinaca, el brócoli y la col son ricos en hierro y muchos otros nutrientes esenciales

Alimentos con hierro para bebes frutas y hortalizas
Ofrécele a tu bebé un vegetal rico en hierro junto a un alimento rico en vitamina C. Esto le ayudará a absorber más hierro.

Pollo y Carnes Rojas

Las carnes de ternera, cordero y pollo son las mejores representantes del aporte de hierro en la dieta de tus hijos. Puedes cocerlas e incluirla progresivamente en el puré de verduras a partir de los 6 u 7 meses.

Recuerda cocinarlas sin condimentos. Reserva el cerdo y las vísceras para más adelante.

En bebés de 6 a 12 meses, el consumo de carne no debe superar los 30 gr diarios.

Huevos

A partir de los 9 meses puedes cocer la yema y mezclarla con cereal o incluso con alguna fruta. La clara o el huevo entero no se incorporará en la dieta del bebé hasta los 12 meses.

Si tu pequeño ya come por sí solo, o quieres motivarlo a que se alimente solo, puedes ofrecerle el huevo revuelto, de manera que pueda agarrar los pequeños trozos y llevárselo a la boca.

Se recomienda no dar al bebé más de 2 o 3 huevos a la semana.

Pescados

Debido a su alta capacidad alergénica, no debe introducirse antes de los 9 o 10 meses. Aparte de ser una gran fuente de hierro, el pescado contiene grandes cantidades de omega 3, calcio, zinc y vitamina D.

Comienza añadiendo pescado blanco cocido al puré de verduras.

Tofu

Si deseas que tus pequeños se inclinen por una dieta sin carnes, es importante que incluyas alimentos con hierro de origen vegetal en las comidas para bebés.

Los pequeñines puedes comer tofu (preferiblemente variedades cuajadas con calcio) bien cocido a partir de los 6 meses. Puedes añadirlo a un puré de verduras o en trocitos pequeños para que mastique.

Es ideal que acompañes estas preparaciones con frutas y hortalizas ricas en vitamina C.

Legumbres

Las legumbres son un alimento con proteínas de origen vegetal que contiene un alto contenido de hierro, potasio y zinc. Después de cocerlos puedes triturarlos con manzana, melocotón o pimiento morrón. De esta manera potenciarás la absorción del hierro.

Introdúcelos en pequeñas cantidades a partir de los 15-18 meses.

Un mayor consumo de vitamina C en bebés vegetarianos, puede ayudar a compensar su menor ingesta de hierro.

¿Leche de vaca?

La leche entera de vaca no es una buena fuente de hierro para los lactantes durante esta etapa, ya que el hierro se encuentra en bajas concentraciones. Además, darle al bebé leche de vaca durante este periodo puede generar sangrados intestinales que favorecen la pérdida de hierro y futura aparición de anemia.

 alimentos con hierro para bebés
A pesar de que la carne roja es altamente recomendada para evitar la anemia, existen otras carnes magras, como la del pavo, que también ofrecen un alto contenido en hierro.

¿Son importantes los alimentos con hierro para los bebés?

¡Sí, y mucho! Si no se cumple con la ingesta diaria de este mineral, tu pequeño puede sufrir trastornos como cansancio, palidez y pérdida de apetito. Estos síntomas son típicos de la anemia, enfermedad que puede traer graves consecuencias. Sin embargo, evitar esto es muy sencillo si incluyes alimentos con hierro para la dieta de tus bebes.

Como componente de la hemoglobina, el hierro interviene en:

  • El transporte de oxígeno desde los pulmones hacia los tejidos.
  • El transporte de anhídridos carbónicos desde los tejidos a los pulmones
  • La respiración celular
  • La metabolización de las vitaminas del grupo B
  • La síntesis de la adrenalina y la noradrenalina
  • Y la defensa frente a las infecciones.

Si el pediatra confirma la carencia de hierro, mediante análisis de sangre, debes prestar atención a su desarrollo y asegurarte que estos niveles vuelvan a la normalidad cuanto antes.

Los alimentos con hierro son necesarios para los bebés, así como también muchos otros nutrientes. Un bebé necesita hierro, calcio, fósforo, folatos y unos 40 nutrientes más. Así como también no-nutrientes: inmunoglobulinas, factor de crecimiento epitelial, factor bífido, ácido, lactoferrina, interferón, gangliósidos y una larga lista de sustancias presentes en la leche materna.

Lo más importante de la alimentación para infantes es que todos los nutrientes estén presentes en una correcta proporción. El hierro es sólo un nutriente y no necesariamente el más importante. Pero no te confundas, no es el más importante porque en nutrición no hay nutrientes más importantes que otros.

Lo importante es que todos los nutrientes como el hierro estén presente en la dieta del bebé en una correcta proporción

 alimentos con hierro para bebés
Asegúrate de incluir 1 o 2 alimentos altos en hierro en la alimentación de tu bebé.

¿Debo comenzar a dar hierro a mi bebé?

El aporte de hierro necesario para tu bebé debe ser proporcionado a través de su alimentación. Un suplemento de hierro se prescribe únicamente en caso de anemia confirmada, y debe hacerlo exclusivamente el pediatra.

Un bebé de 0 a 6 meses necesitará 0,27 mg de hierro al día, mientras que un bebé de 7 a 12 meses requerirá 11 mg cada día. Aunque la concentración de hierro en la leche materna es baja, esta suele ser suficiente para satisfacer las necesidades del recién nacido. Es por esto que no es necesario complementar la leche materna con suplementos de hierro para el bebé.

Si tu bebé se alimenta con leche maternizada tampoco es necesario un suplemento de hierro, ya que este alimento viene reforzado con dicho mineral.

La mayoría de los bebés no necesitan ningún tipo de suplemento de hierro

Cuando se inicia la alimentación complementaria, bastará con que el niño consuma alimentos con hierro para bebés diariamente y siga una dieta balanceada para asegurar su correcta nutrición.

Las carnes, ricas en hierro, pueden ofrecerse al infante hasta 4 veces por semana, y nunca más de una vez al día. De esta forma evitarás un exceso de proteínas.

Por su parte, el Comité de Nutrición de la Academia Americana de Pediatría, en Estados Unidos, recomienda el suplemento de 1 mg/kg/día a partir de los cuatro meses en bebés amamantados.

Mientras tanto, un estudio realizado por la agencia estadounidense USPSTF, no encontró efectos perjudiciales en la administración de hierro preventivo. Sin embargo, tampoco observaron diferencias en el crecimiento o el desarrollo psicomotor entre los niños que recibieron el suplemento y los que no.

Hasta los 5 o 6 meses la leche materna o artificial, es garantía suficiente de que tu pequeño está recibiendo las cantidades de hierro que su cuerpo necesita.

Usar alimentos con hierro para prevenir la anemia en bebés

Si la dieta del infante no es la adecuada, corre el riesgo de desarrollar anemia por falta de hierro. Es por esto que debes seguir la dieta indicada por el pediatra y asegurarle una alimentación variada.

El hierro se puede encontrar en muchos alimentos de origen animal, lo que se conoce como hierro hemo. De igual manera, también se puede encontrar en muchos de origen vegetal, hierro no hemo.

Una dieta sana y equilibrada permite adquirir todos los nutrientes que el niño necesita

La mejor absorción la tiene el hierro hemo, aquel que podemos encontrar en la carne, pescado y la yema de huevo.

Por su parte, el hierro no hemo, presente en las legumbres, las hortalizas de hoja verde y los cereales, cuesta un poco más para ser absorbido por el cuerpo. Por ello se aconseja acompañar su ingesta con alimentos ricos en vitamina C, como naranjas o brócoli.

Pasados los seis meses, los pediatras hacen hincapié en que cada comida del bebé contenga algún alimento rico en hierro.

Alimentos con hierro para bebes tips
Desde que se inicia la alimentación complementaria, debes asegurarte que esta sea rica en hierro y otros nutrientes, así garantizarás el correcto desarrollo de tu pequeño.

 

¿Cómo saber si mi bebé tiene deficiencias en los niveles de hierro?

Durante los primeros dos años de vida, los niños experimentan un crecimiento bastante rápido, lo que hace que se consuman sus reservas de hierro. Pasados los 4-6 meses, cuando los depósitos de hierro en el infante comienzan a disminuir, es importante prestar atención a su dieta e incorporar alimentos con hierro para bebés.

Si sospechas que tu bebé pueda tener deficiencias de hierro en sangre, consulta a su pediatra.

Sin embargo, existen algunos signos que pueden indicar la aparición de anemia en tu bebé:

  • Piel pálida
  • Fatiga
  • Manos y pies fríos
  • Retraso en el crecimiento y el desarrollo
  • Falta de apetito
  • Respiración anormalmente rápida
  • Problemas de conducta
  • Infecciones frecuentes
  • Antojos inusuales por sustancias no nutritivas, como hielo, tierra, pintura o almidón

Si notas que tu pequeño está fatigado y cansado, es probable que tenga anemia. Acude a su pediatra lo antes posible.

Aclara tus dudas y consulta con el pediatra la manera correcta de abordar cada nueva etapa en la alimentación de tu pequeño.

¿Cómo favorecer la absorción de los alimentos con hierro para bebés?

No se trata tan solo del hierro en los alimentos que des a tu hijo. La correcta absorción de todos los nutrientes presentes en dichos alimentos es igual de importante. La absorción de hierro es más efectiva cuando es ingerido junto al ácido ascórbico o ácido cítrico.

Acompaña las comidas de tu pequeño con un alimento rico en vitamina C y estarás asegurando la máxima absorción del hierro presente en la comida que le acabas de dar.

En el caso de los bebés prematuros, es recomendable utilizar un suplemento de hierro como prevención de la anemia, siempre que el pediatra lo vea necesario.

De igual manera, es importante descartar periódicamente la existencia de parásitos intestinales, ya que estos pueden limitar la absorción de nutrientes por parte del organismo. Esto se hace mediante un análisis de heces rutinario con el pediatra. Por ello es importante que no faltes a los controles rutinarios de tus pequeños.

 alimentos con hierro para bebés
En lugar de agobiarte por los miligramos de hierro que consume tu pequeño, enfócate en incluir 1 o 2 alimentos ricos en hierro cada día.

A pesar de dar inicio a la alimentación complementaria, recuerda que la lactancia materna contiene importantes nutrientes que son necesarios durante el crecimiento de tu bebé. Por ello, el comenzar a darle a tu pequeño alimentos sólidos no debe significar el cese de la alimentación con leche materna.

Una dieta completa y llena de nutrientes le asegurará a tu bebé una infancia sana y plena. No olvides variar los alimentos, prepararlos de distintas maneras y evitar los condimentos, al igual que el azúcar añadida. El pediatra de tu hijo te dará las mejores directrices acerca de la alimentación que debe seguir tu pequeño durante su desarrollo.

Ante cualquier duda, consulta con tu médico pediatra de confianza

Comenta!

Click aqui para dejar un comentario.

VSN is a global network of websites, verified by the World Health Organization, that provide evidence-based informationWeb Acreditada por la OMS