Saltar al contenido

¿Cómo conservar la espinaca?

como conservar la espinaca

Mantener las hortalizas frescas en nuestro refrigerador es lo más importante, pero no todos se conservan igual y el mismo tiempo. Conservar la espinaca no es un trabajo tan difícil, solo debes seguir algunas recomendaciones al pie de la letra. Además que el saber conservarla significaría mantener su valor nutricional por más tiempo.

El almacenamiento adecuado de la espinaca es algo que debes convertir en hábito, pues de esa manera retendrás su frescura y valor nutricional por más tiempo

Debes tener en cuenta que las hojas de las espinacas son muy frágiles y delicadas, por lo que requieren ciertos cuidados para que no se echen a perder y conserven su frescura y textura. Su cultivo se realiza durante todo el año y se puede consumir fresca, cocida o frita. Además, para que tu hortaliza se mantenga fresca debes comprarla fresca.

La espinaca debe verse verde y con sus hojas grandes frescas

¿Cómo conservar la espinaca para que conserve sus nutrientes?

La espinaca es una de las hortalizas más ricas en minerales que podemos conseguir. Es rica en vitaminas como el manganeso o el magnesio, así como de vitamina A, C, E y, por si fuera poco, un aporte calórico muy bajo, perfecto para guardar la figura. Además, es muy versátil en tu cocina e incluso es perfecta para los que creen no tolerar la espinaca.

Las espinacas son una hortaliza muy rica en hierro y muy buena para nuestra alimentación

Trucos para saber cómo conservar la espinaca

Sigue estos sencillos pasos para conservar la espinaca y sus nutrientes antes de comerla en ensaladas, sopas o tortillas. El papel absorbente sera tu mejor amigo, un recipiente de plástico con tapa y podrás utilizarlos de la siguiente manera:

  • Coloca dentro del recipiente de plástico una hoja de papel absorbente como base, encima pon un par de hojas de espinacas, lo siguiente será una hoja de papel absorbente. Este proceso deberás repetirlo hasta llegar a la superficie.
  • Tapa el recipiente y guárdalo en el cajón de la parte inferior del refrigerador, justo donde se colocan las verduras.

Importante: NO coloques el recipiente a lado de frutas o verduras que produzcan etileno como lo es la manzana o el plátano, ya que ocasionarán que las espinacas se descomponga más rápido. Además, debes secarlas muy bien para que la humedad no deteriore las hojas de la espinaca, guardarla en una bolsa hermética.

Guardar las espinacas por 9 meses

  1.  Hierve las espinacas por dos minutos, posteriormente sumérgelas en agua helada por dos minutos.
  2. Escurrelas y cuidadosamente sécalas para quitarles toda la humedad posible.
  3. Haz una bola de espinacas y guárdalas en una bolsa hermética perfectamente cerrada.
  4. Etiqueta o coloca la fecha en que la metiste al congelador y listo.
  5. Esto te permitirá guardar y almacenar las espinacas de seis a nueve meses, recuerda no abrir y cerrar constantemente el refrigerador para que tus hortalizas no se echen a perder.

Otros trucos fáciles con la espinaca

  1. Corta las hojas de las espinacas justo cuando empiezan las hojas, este truco te ayudará a conservar las espinacas mucho más tiempo. Si hay hojas en la zona inferior de la planta no te preocupes, córtalas también.
  2. Limpia las hojas de espinacas con agua del grifo y déjalas remojo en la pica de tu cocina, remojalas en el agua durante unos minutos. Después ponlas a secar en un paño o en papel absorbente de cocina.
  3. Envuelve las espinacas en papel absorbente de cocina o en un pañuelo de papel, apretalo un poco para que saque el aire y pon las espinacas envueltas en un tupper o caja de plástico cerrada herméticamente para que no esté en contacto con el aire.
  4. Cada vez que quieras usar las espinacas frescas para cualquier comida, abre el bote de plástico sacas las hojas que quieras usar y vuelves a cerrar. Recuerda que debes guardarlo en la nevera.
  5. Puedes guardar las espinacas durante 10 o 12 días y mantendrá las propiedades intactas.

Aléjala de lugares húmedos

¿Cómo elegir la espinaca?

Para decidir cuál espinaca comprar, debes fijarte siempre en que las hojas no estén magulladas, arrugadas o golpeadas. Deben ser tersas al tacto, ofreciendo una ligera resistencia y nunca dar sensación de chafadas o líquidas. También debemos fijarnos en la intensidad de la hoja, siendo un buen indicador de frescura cuanto más verdes estén.

Debido a su frescura, la espinaca es una verdura muy perecedera, que conviene consumir a la mayor brevedad posible y guardar siempre en frío si no se va a tomar de forma inmediata.

Recetas con espinaca que te encantaran

Veamos algunas recetas con espinaca que debes probar

Espinacas a la catalana

Necesitaras los siguientes ingredientes, para preparar este delicioso plato:

  • Espinaca fresca 500
  • Piñones 50 g
  • Diente de ajo 1
  • Uvas pasas sultanas 50 g

Preparación:

  1. En una sartén con una cucharada de aceite de oliva, salteas las hojas de espinacas hasta que pierdan toda el agua.
  2. Tardaras unos 15 minutos en tenerlas a punto, viendo como pierden más de la mitad de su volumen en este paso.
  3. Reservas las espinacas y en la misma sartén, tuestas con los piñones. Cuando empiecen a tomar color, añades  las pasas y el diente de ajo muy picado.
  4. Salteas un minuto y reincorporas las espinacas reservadas.
  5. Mezclas bien todos los ingredientes meneando la sartén y tras uno o dos minutos más para que todo esté bien caliente, pasas el contenido de la sartén a una fuente y llevas a la mesa inmediatamente.

Divina para tu plato

Frittata de espinacas, champiñones portobello y queso manchego

Para preparar este delicioso plato para  4 personas necesitaras:

  • 400g de champiñones portobello
  • 200g de espinaca fresca baby
  • 1 puerro
  • 4 huevos L
  • 50ml de leche
  • 50g de queso manchego
  • 3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 2 dientes de ajo
  • Sal y pimienta al gusto

Preparación:

  1. Precalentando el horno a 150 grados con calor arriba y abajo.
  2. Luego en un molde redondo de unos 23 centímetros de diámetro con unas gotas de aceite, y forramos su base con papel de horno.
  3. En una sartén ponemos el aceite a calentar y salteamos los ajos picaditos así como el puerro cortado en rodajas finas.
  4. Añade los champiñones portobello picados en trozos, y los cocinamos hasta que estén casi tiernos.
  5. Añade los brotes de espinacas y los saltea con el resto de hortalizas durante cinco minutos. En un bol bates los huevos con una pizca de sal, queso manchego rallado, la leche y las verduras salteadas.
  6. Por último Pasas la mezcla al molde y horneamos durante 30 minutos o hasta que se vea la mezcla cuajada.

Saltear la espinaca con mantequilla

Malfatti o dumplings italianos de espinacas y queso ricotta

Para comenzar a preparar los Malfatti debes tener a la mano:

  • 500g de espinaca fresca
  • 300g de ricotta o requesón
  • 1 huevo
  • 60g de queso parmesano
  • Pimienta negra molida y sal
  • 120g de harina de trigo
  • 200g de salsa de tomate casera
  • Orégano fresco

Preparación

  1. Lava y escurre las espinacas a conciencia, las colocas en una cacerola sin nada de agua ni aceite.
  2. Tapas y dejas cocer en su propio vapor durante ocho minutos, a fuego bajo.
  3. Escurres todo el agua que hayan podido absorber y picas muy finamente a cuchillo.
  4. Mezcla el queso ricotta con el huevo, añadimos las espinacas picadas y el parmesano rallado.
  5. Condimenta con sal, pimienta negra molida y nuez moscada molida al gusto.
  6. Removemos bien antes de añadir la harina y mezclar hasta obtener una masa homogénea.
  7. Una vez esté todo bien integrado ya tendrás la masa preparada. Con las manos enharinadas tomas pequeñas porciones de la masa y haces bolitas.No importa que no queden regulares.
  8. Luego calenta abundante agua con sal en una cacerola y coce los malfatti en tantas de ocho o diez, para que no se peguen, durante unos cinco minutos.
  9. Retira con una espumadera y continua cociendo el resto.

Para servir el plato

Calienta la salsa de tomate casera y cubre con ella la base de los platos. Coloca encima unos seis u ocho malfatti por cabeza (depende del tamaño), espolvorea con queso parmesano rallado y acompaña de un poco de orégano fresco.

Valor nutricional para tu dieta

Espaguetis con salsa cremosa de espinacas al curry

Este plato es un poco más tradicional Ingredientes para 2 personas:

  • 200g de espaguetis
  • 1 cebolla pequeña
  • 1 diente de ajo
  • 150g de espinaca fresca
  • 10g de harina de trigo
  • 125 de yogur natural
  • 3 cucharaditas de curry molido
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta negra molida

Preparación

  1. Cocina los espaguetis en una olla con abundante agua salada, esperas que estén aldente.
  2. Escurre, guarda el líquido de la cocción, y reserva los espaguetis engrasando con una pizca de aceite de oliva virgen extra para que no se peguen.
  3. Pela y pica el diente de ajo y la cebolla.
  4. Calienta un poco de aceite en una sartén y pocha durante cinco minutos.
  5. Agrega las espinacas y cocina un par de minutos más antes de incorporar, la harina, el curry y salpimentar.
  6. Remueve antes de añadir 100 ml del agua de cocción de la pasta. Ajusta el punto de espesor de la salsa añadiendo más agua hasta que esté a tu gusto.
  7. Por último añade el yogur natural y los espaguetis. Remueve para que se impregnen bien de la salsa y sirve inmediatamente.

Dupla perfecta

Lo más lógico es conservar la espinaca en el refrigerador, ya que seguramente la compras semanalmente en un mercadillo o simplemente no compras una cantidad muy grande. Ahora bien, para preservar su calidad de una forma más eficiente, te recomendamos seguir los siguientes pasos que viste al inicio del articulo

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.