Dietas

¿Cuáles son las frutas que engordan? ¿Cómo incluirlas en la dieta?

Frutas que engordan
¡Consume frutas sin miedo a engordar!

Las frutas son muy saludables, nutritivas y deliciosas. Pero, por ser ricas en azucares y calorías, nos cohibimos de comerlas y nos preguntamos ¿Las frutas engordan? ¿Cuáles son las frutas que engordan? ¿Puedo comerlas?

La verdad es que hay frutas que engordan más que otras pero no por sí solas, todo depende de las cantidades que consuman y si se comen en la noche, pues aunque son muy saludables, comerlas en exceso no hace bien.

Las frutas que engordan contienen más calorías pero son muy saludables, todo depende de cómo y en que cantidad se coman

Es cierto que las frutas contienen gran aporte calórico, pero sus nutrientes y beneficios superan éstas calorías, ya que poseen un gran contenido en agua, vitaminas y minerales, además de antioxidantes indispensables para la salud.

Si quieres comer frutas con alto valor nutricional, pero bajas en calorías, te contamos cuáles son las frutas que engordan y te enseñamos en qué cantidad puedes comerlas.

Aprende a administrar el consumo de estas frutas para que no te engorden. 

10 Frutas que engordan y debes evitar si quieres bajar de peso

En cualquier dieta balanceada para perder peso, el consumo de frutas es clave pues aportan hidratos de carbono y muchos otros nutrientes esenciales, sin embargo, hay frutas que aportan más calorías que otras, por lo que es importante comerlas de forma moderada.

Las frutas que engordan son aquellas que, en cantidades mínimas como 100 gramos, aportan más de 200 calorías al organismo. Al consumirlas repetitivamente y en grandes cantidades, tu cuerpo recibirá una mayor cantidad de calorías, lo cual puede desequilibrar tu dieta de pérdida de peso.

Las frutas deben formar parte de tu dieta, sin embargo hay frutas que engordan más que otras.

Sin embargo, al comerlas moderadamente, en raciones pequeñas, puedes disfrutar de sus beneficios sin poner en riesgo tu figura. Veamos cuáles son las frutas que engordan, sus propiedades, beneficios y sugerencias para incluirlas en tu dieta ¡Toma nota!

1. Maracuyá

El maracuyá es una fruta cítrica, rica en vitaminas y minerales como calcio, hierro y fósforo. Unos 100 gramos de esta fruta aportan 100 calorías aproximadamente y aunque su aporte calórico es un poco elevado, sus beneficios son tan positivos que vale la pena ingerirla en jugos y postres.

El maracuyá contiene vitaminas A y C, complejo B, potasio, fósforo, calcio y magnesio. Además posee carbohidratos y azúcares por lo que resulta ideal para comer en entrenamientos.

Su consumo aporta distintos beneficios al organismo, entre ellos están:

  • Fortalece el sistema inmunológico y prevenir enfermedades virales
  • Alivia problemas respiratorios como tos y asma
  • Reduce dolores musculares y la jaqueca
  • Combate el estrés y el insomnio
  • Es fuente de energía
  • Previene el estreñimiento y mejora la digestión
  • Contiene efecto antiespasmódico y antiinflamatorio
  • Contribuye con la salud de la piel y el cabello

Puedes consumir esta fruta en jugos y postres como el pie de marayucá bajo en azúcar, que es ideal para una merienda. Recuerda que sus semillas no son comestibles, así que ten cuidado al prepararlo.

Aunque el sabor de esta fruta es ácida, debes evitar añadirle azúcar para no elevar el nivel de calorías. 

2. Aguacate

¿Pensabas que el aguacate era una verdura? Pues no, es una fruta y muy deliciosa. Lo mejor del aguacate es su versatilidad, ya que puedes incluirlo en recetas dulces o saladas.

El aguacate posee un alto contenido en grasas saludables y aporta 200 calorías aproximadamente. Contiene altos niveles de omega, vitamina C, E y K, potasio y magnesio, también es rico en vitamina E y fibra.

El consumo de esta fruta es muy positivo para la salud, pues se trata de un alimento muy completo que:

  • Mejora el tránsito intestinal
  • Controla los niveles de azúcar en la sangre
  • Ayuda a cuidar y fortalecer el corazón
  • Contribuye con salud de la piel y el cabello
  • Aumenta el colesterol bueno

El aguacate puede consumirse en ensaladas, batidos y postres. Si tu deseo es aumentar de peso, debes comerlo dos veces al día. Si por el contrario quieres bajar de peso, una vez al día en raciones pequeñas será suficiente para gozar de sus beneficios.

Esta fruta debe comerse madura, así su sabor es más agradable y evitas problemas estomacales.

Consumir aguacate también mejora el sentido de la vista.

3. Dátiles

Los dátiles son frutas ricas en vitaminas y minerales. Tienen gran aporte calórico, pues 100 gramos contienen al menos 250 calorías, por eso, si deseas mantener tu peso estable, no debes abusar de su consumo.

Los dátiles poseen vitaminas A, C y E, vitaminas del grupo B, B1, B2 y B3, potasio, magnesio, calcio, cobre, zinc, selenio, fósforo, calcio, hierro y sodio ¡Son muy nutritivos!

¡Son muy completos! Además aportan gran cantidad de beneficios al organismo:

  • Regulan el sistema nervioso
  • Combaten la anemia y el cansancio
  • Fortalecen los huesos y previenen la osteoporosis
  • Alivia el estreñimiento
  • Mejoran la salud cardiovascular
  • Ayudan a regular los niveles de colesterol malo
  • Previenen las enfermedades del corazón
  • Aumentar la potencia sexual

Es recomendable comer dátiles después de dejarlos en reposo por más de 8 horas. Estos frutos suelen comerse solos o bañados en almíbar, pues son muy deliciosos.

Esta fruta es un poco escasa en Latinoamérica

4. Coco

El coco es delicioso y muy saludable, tanto su pulpa como su agua son realmente beneficiosas para el organismo. Es una de las frutas que más engorda, pues posee unas 350 calorías, lo bueno es que con un trozo consigues saciarte y calmar el apetito. Posee vitaminas E, C y del grupo B; minerales como potasio, fósforo, magnesio, hierro y mucha fibra.

Los beneficios de esta fruta se pueden obtener tanto de su pulpa como en el agua que contiene. Hay quienes lo incluyen en postres para darle un mejor sabor, aunque también es válido comerlo puro.

El coco te ayuda a:

  • Reducir el colesterol malo, pues el 75% de las grasas que contiene son saturadas
  • Mantener tu organismo hidratado, ya que su agua es una bebida isotónica natural
  • Mejorar el funcionamiento intestinal
  • Prevenir el estreñimiento
  • Evitar enfermedades cardiovasculares
  • Fortalecer el sistema inmunológico

Si quieres comer coco pero cuidar a la vez de tu peso, come con moderación, unos 50 gramos serán suficientes. En caso de que quieras aumentar de peso, debes doblar esta cantidad y consumirlo varias veces al día.

Puedes comer coco rallado en pequeñas cantidades para que no altere tu peso

5. Banana

La banana es una fruta rica en carbohidratos, potasio, calcio, hierro y  magnesio. También es alta en calorías, pues con 100 gramos están ingiriendo unas 150 calorías.

Esta fruta es dulce, muy deliciosa y súper saludable. Su consumo es muy beneficioso, sobretodo en etapas de desarrollo o entrenamiento físico. Comer banana regularmente ayuda a prevenir los calambres musculares y a reduce la presión arterial.

Además, aporta otros beneficios como:

  • Previene el estreñimiento
  • Es fuente de energía
  • Combate la anemia y la fatiga
  • Aumenta la capacidad de resistencia
  • Reduce la acidez estomacal
  • Ayuda a tratar los problemas reumáticos y la artritis
  • Evita la retención de líquidos

La banana puede comerse sola o en ensaladas de frutas, también es válida incluirla en batidos, panqueques, galletas u otros snaks saludables. Recuerda que en grandes cantidades puede contribuir con el aumento de peso, mientras que su consumo esporádico te permite gozar de sus beneficios sin sumarte calorías.

La banana es una fruta muy dulce, no es necesario añadirle azúcar.

6. Higos

El higo es una fruta rica en fibra y calorías, además posee cradina, una sustancia que resulta excelente para los problemas intestinales. Esta fruta cuenta al menos con 70 calorías, así que para evitar el aumento de peso debes moderar su consumo.

Los higos son ricos en potasio, calcio, magnesio, fósforo, hierro, manganeso y vitaminas K, B, B1, B5 y B6. Se consumen frescos y secos, pero si quieres mantener tu peso estable, lo ideal es comerlo fresco o en almíbar, no como fruta seca, pues al deshidratarse sus propiedades y nutrientes se multiplican, incluyendo las calorías.

Esta fruta es muy deliciosa y muy buena para aliviar los problemas digestivos. Otros beneficios son:

  • Ayudan a controlar los niveles de colesterol y glucosa en la sangre
  • Previenen el cáncer de colon.
  • Tienen efecto saciante, excelente para dietas
  • Fortalece músculos y huesos
  • Mantiene en buen estado el sistema nervioso
  • Contribuyen con la salud de la piel

Los higos son muy saludables y nutritivos, pero no deben comerse en exceso debido a que reducen el apetito. Aun cuando tu plan sea bajar de peso y seguir una dieta, lo ideal es que te alimentes de forma saludable y no te cohíbas de comer.

Los higos frescos son dulces y jugosos

7. Mango

El mango es una fruta tropical, dulce y rica en carbohidratos. Al comer 100 gramos estarías aportando a tu organismo unas 60 calorías pero, a pesar de ello, su consumo es muy recomendado por la gran cantidad de vitaminas y minerales que posee.

El mango aporta antioxidantes como la vitamina C, por lo que su consumo previene las enfermedades virales. También contiene vitamina A y E, magnesio, potasio, ácidos depurativos, tartárico y málico. El mango puede comerse puro, picado, en ensaladas, postres y jugos.

Por ser una fruta dulce, no es necesario que le agregues azúcar. Sus beneficios son:

  • Mejoran la salud intestinal
  • Cuidan la piel y el cabello
  • Fortalecen el sistema inmunológico
  • Protegen la mucosa
  • Favorece la salud visual
  • Contribuye con el buen estado de músculos y huesos
  • Favorece la asimilación de macronutrientes

Esta fruta es una de las fuentes más importantes de vitamina A, en forma de betacaroteno, por lo que su consumo debería ser recurrente. Sin embargo, para evitar aumentos de peso, puedes consumirlo en pequeñas rodajas o la fruta completa.

El mango maduro es más saludable que el verde

8. Uvas

¡Frutas antioxidantes y rejuvenecedoras! Las uvas son pequeñas pero muy nutritivas y beneficiosas para el organismo, contienen resveratrol, una sustancia que combate los radicales libres y retrasa el envejecimiento y la degeneración celular.

Además, son frutas desintoxicantes, pero poseen muchas calorías. Si comes 100 gramos de uvas ya estás aportando 70 calorías a tu cuerpo.

A pesar de esto, las uvas son muy saludables. Son ricas en fibra, vitamina C, potasio, cobre, calcio, fósforo, magnesio, manganeso, azufre, selenio y hierro. Tienen efecto antiinflamatorio, desintoxican el hígado, lo que contribuye a los problemas hepáticos.

Otros beneficios son:

  • Tienen poderes diuréticos naturales
  • Favorecen la salud del corazón y las arterias
  • Previene la trombosis y las enfermedades del corazón, esto las hace ideales para personas con hipertensión arterial
  • Contribuye con el buen funcionamiento de los riñones
  • Ayudan a mantener la agudeza visual y evita las enfermedades oculares degenerativas como las cataratas.
  • Retrasa la aparición de arrugas y líneas de expresión
  • Protege la piel de los radicales libres

Las uvas son deliciosas, pueden comerse para acompañar dulces, yogurt o tartas ¡No te cohíbas de comerlas! Su valor calórico es compensado por su capacidad depurativa, así que es positivo incluirlas en la dieta.

Las uvas también ayudan al equilibrio glucémico de la sangre, la estimulación del páncreas y la producción de insulina

9. Caqui

Un caqui mediano contiene, aproximadamente, 80 calorías esto significa que puede contribuir con el aumento de peso si las comes en exceso. Pero, si su consumo es esporádico no tendrás problemas.

Esta fruta contiene hidratos de carbono, como la fructosa y glucosa, además es rica en antioxidantes, posee provitamina A, vitamina C, vitamina B6, K y vitamina E. También contiene manganeso, cobre, potasio, magnesio y fósforo.

Su consumo es recomendado para personas de tercera edad, pues reduce los signos del envejecimiento. Estos son algunos de sus beneficios:

  • Contribuye con la estabilidad del azúcar en la sangre
  • Reduce el estímulo de producción de grasa
  • Aporta energía
  • Regula el tránsito intestinal y alivia la gastritis
  • Mantiene saludable la vista
  • Evita la degeneración de los tejidos
  • Combate los radicales libres

El caqui puede comerse puro o acompañado con quesos, yogures y frutos secos. También es válido preparar compotas, mermeladas o un smoothie.

Tanto la pulpa como la cascara del caqui son comestibles

10. Azaí

El azaí es una fruta rica en antioxidantes, por lo que su consumo es perfecto para el cuidado de la piel, sobretodo cuando están apareciendo los signos de la edad.

Unos 100 g de esta fruta contiene al menos 60 calorías, pero generalmente esa cantidad aumenta porque el azaí suele consumirse con azúcar, debido a que su sabor no es muy agradable.

Es una fruta que posee 16 aminoácidos y minerales como lo son el calcio, zinc, hierro, magnesio y potasio. También contiene antioxidantes, ácidos grasos omega 9 y omega 6, fibra, vitamina B1, C y E.

Estas propiedades hacen que este fruto sea nutritivo, saludable y aporte grandes beneficios:

  • Previene el envejecimiento
  • Protege la salud cardiovascular
  • Proporciona energía al organismo
  • Mejora la digestión
  • Ayuda al correcto funcionamiento del tránsito intestinal
  • Fortalece el sistema inmunológico
  • Regula el colesterol malo
  • Ese diurético

El azaí debe consumirse en pocas cantidades para evitar el aumento de peso, sobretodo, porque suelen acompañarse con dulces como la leche condensada. Lo recomendable es comerlos moderadamente y sin endulzantes.

Se puede incluir en las dietas porque tiene efecto saciante, pero debe ser una cantidad pequeña

Tips para incluir las frutas en tu alimentación

Las frutas son fundamentales para una buena alimentación, pues aportan vitaminas, minerales, antioxidantes y energía a tu cuerpo. Además, su consumo supone múltiples beneficios para el buen funcionamiento organismo, y si las comes a diario te ayudan a sentirte y verte más saludable.

¿Cómo incluir frutas en tu alimentación? ¡Es muy fácil! Sólo toma en cuenta las siguientes recomendaciones y ponlas en práctica en tu dieta diaria:

Inicia el día con fruta

El desayuno es la primera comida del día, por lo que este debe proporcionarte todos los nutrientes y energías que necesitas para comenzar la jornada. Incluir una fruta es una opción saludable y deliciosa, pues sirve para acompañar cereales como avena o yogur, también tomarlo en jugos o simplemente comerla entera.

Recetas innovadoras

Si no te apetecen las frutas o te parece aburrido comerlas enteras, prueba con recetas innovadoras y atractivas. Ensaladas de frutas, postres, smoothie, son opciones deliciosas que abrirán tu apetito.

Para la merienda es ideal las compotas o mermeladas de frutas naturales, pues, aunque no es un consumo directo de la fruta, igualmente obtienes sus nutrientes.

Atrévete a la variedad

Esta bien que tengas una fruta favorita, pero de vez en cuando debes variar su consumo con otras. Prueba distintas frutas, combínalas y consúmelas por temporadas. La recomendación es no hacer de tus comidas algo rutinario o aburrido.

Consúmelas en buen estado

Para evitar alergias y reacciones es recomendable que todas las frutas que consumas estén en buen estado. Mantenlas limpias y frescas, así conservan sus nutrientes y no te hacen daño.

Aunque las frutas tengan un gran aporte calórico es importante que no las excluyas de tu dieta, pues sus propiedades son beneficiosas para el organismo y te permitirán gozar de buena salud.

Administra tus comidas y el consumo de frutas si no quieres aumentar de peso, cómelas en pequeñas cantidades y hazlo de forma variada ¡No temas a las frutas que engordan, aprende a consumirlas!  

Comenta!

Click aqui para dejar un comentario.

VSN is a global network of websites, verified by the World Health Organization, that provide evidence-based informationWeb Acreditada por la OMS