Embarazo Maternidad Vida sana

9 Cuidados postparto que toda mamá debe tener para recuperarse

cuidados post parto en mama
Tener un bebé es uno de los momentos más hermosos e inolvidables, pero también presenta uno de cuidados físicos y emocionales.

Después de nueve meses de dulce espera, tienes la dicha de tener a tu bebé entre tus brazos y lo más importante en este momento para ti es cuidarlo y demostrarle todo tu amor. Haber tenido a tu bebé se ha convertido en uno de los momentos más hermosos y emocionantes para ti, pero también en uno de grandes desafíos físicos y emocionales a los que aún no estabas preparada.

Luego de dar a luz, es muy importante cuidar de nuestro cuerpo y su recuperación

Luego del parto, todas las mujeres necesitamos seis semanas para que nuestro cuerpo se recupere de los cambios del embarazo, y por ello, ahora más que nunca debes cuidarte, descansar y no dudar en pedir ayuda.

123

Lejos de los que muchas primerizas puedan pensar, el postparto no sólo se reduce al momento que acabas de dar a luz y estás en el hospital, al contrario se tratan de semanas e incluso meses de cambios y reajustes.

Después de tener a tu bebé, dejas todas las incomodidades que trae consigo el embarazo, pero también aparecen otras dificultades físicas y emocionales que debes afrontar poco a poco, con cuidados especiales y mucha dedicación.

El periodo de posparto y la recuperación puede durar varios meses y depende del cuerpo de la mujer

En esta etapa tan bonita y agitada tendrás la felicidad de tener tu bebé en brazos y al mismo tiempo el desafío de muchos obstáculos que superar como las inseguridades, el cansancio, las preocupaciones, las visitas médicas, el sueño…

Por estas y otras razones, es importante que conozcas algunos cuidados postparto básicos para que puedas recuperarte tranquilamente en casa, siempre respetando tu propio ritmo y las limitaciones que indica tu cuerpo. Te contamos qué ocurre con tu cuerpo durante estas 6 semanas y cómo debes ser los cuidados postparto para que todo vaya bien contigo y con tu bebé.

9 Cuidados postparto básicos para recuperarse después de tener a tu bebé

Durante las seis semanas que siguen después del parto, se van a producir muchos reajustes en tu cuerpo, tanto físicos como emocionales que te dejarán un poco resentida y fatigada. Todo tu cuerpo, de forma paulatina, revertirá todos esos cambios que ocurrieron durante el embarazo para volver a ser el mismo de antes.

Y es que el esfuerzo que realizas para traer un bebé al mundo es un proceso muy natural que exige tener ciertos cuidados postparto especiales en el cuerpo después del parto y también durante la lactancia, para poder recuperar la energía y la fuerza más rápido de lo que se espera.

Cuidar de ti misma te ayudará a disfrutar de tu bebé y darle la mejor atención de una forma más saludable y feliz.

A continuación te contamos todo los cambios que va a atravesar tu cuerpo y todos los cuidados postparto básicos que debes seguir, además de brindarte consejos prácticos para minimizar las molestias.

cuidados postparto
El postparto es una etapa un poco agotadora y por eso es importante que las mujeres conozcan también la importancia de cuidarse para esta etapa.

1. Cuidados postparto de higiene para los loquios

Una de las cosas más notorias que vas experimentar después de dar a luz, es la aparición de los loquios. Los conocidos loquios son una descarga vaginal de tejido y sangre que se encuentran en tu útero durante el embarazo y que debes expulsar de tu cuerpo al poco de tiempo de llegar a casa. Estas perdidas de sangre pueden aparecer en los primeros 3 o 4 días de postparto y durar hasta 15 días aproximadamente.

Al principio pueden ser abundantes pero con el paso de los días van a ir disminuyendo hasta hacerse más escasos.

Es un proceso bastante natural y saludable para las mujeres así que sólo se trata de mantener una buena higiene desde el principio, lo recomendable es que laves tu zona íntima entre 3 o 5 veces por día, con agua y jabón neutro además de secar el área con una toalla suave y limpia.

También es importante que en vez de tampones, uses compresas femeninas puesto que es necesario que los loquios no permanezcan en la vagina.

Sigue estos consejo y en pocos días los loquios serán cada vez más escasos, así ya no tendrás que usar las compresas de postparto sino las normales que usas siempre. Recuerda ante cualquier duda consulta a tu médico.

2. La lactancia para las contracciones postparto

Durante las primeras semanas que vienen después de tener a tu bebé, sentirás algunos cólicos un poco fuertes que irán disminuyendo de intensidad con el paso de los días. Se tratan de unas contracciones normales que se producen porque el útero se contrae para retomar su tamaño habitual. Normalmente aparecen cuando se amamanta al bebé, pues en ese proceso se segregan hormonas que contraen el útero.

Estas contracciones conocidos como entuertos, son un poco dolorosas pero su intensidad dependerá de si eres primeriza o no, puesto que tienden a ser más dolorosos en mujeres que ya han tenido hijos. Por más molestas que sean, son muy necesarias ya que harán que tu útero regrese a las dimensiones que tenías antes del embarazo, en aproximadamente unos diez días.

Para que puedas favorecer el sello de los vasos sanguíneos, debes comenzar a amamantar cuanto antes, ya que la estimulación mamaria contribuye a que las contracciones hagan su función correctamente.

Mujer con contracciones postparto
Las contracciones se producen con la finalidad de que el útero vuelva a su estado anterior.

3. Sueño y descanso para recuperar energía

Aunque es cierto que la llegada de tu bebé trae mucha felicidad, cuidarlo y alimentarlo te consume mucho tiempo y energía y eso también te puede hacer sentir muy agotada en esta etapa del postparto. Las primeras noches con tu bebé serán muy agotadoras pues aún te estás acostumbrado a tu bebé y a sus horarios de lactancia y de sueño.

Te recomendamos que te sincronices con tu bebé y duermas cuando tu bebé lo haga.

Descansar lo más posible los primeros días de tu postparto es sumamente importante para que te sientas bien y puedas superar estas semanas con mucha energía y vitalidad. Si lo único que deseas hacer es comer, dormir y cuidar a su bebé, está bien ya que son días para cuidarse y guardar reposo.

Recuerda pedir ayuda a tus familiares y a todas las personas que tienes a tu alrededor, ya que el trabajo que representa tener un bebé en casa, es muy grande y puede hacer sentir más débil aún.

Mujer con Bostezo
Es vital para la recuperación de la mamá, adaptar el sueño a los momentos de descanso que tiene el bebé.

4. Eleva tus piernas para la hinchazón

Este síntoma también formó parte de tu embarazo, pero después de haber dado a luz, la sensación de piernas y pies hinchados volverá y en esta ocasión te durará un poco más de tiempo. Para reducir la hinchazón no hay mejor remedio que mantener los pies elevados siempre que sea posible, especialmente cuando te encuentres recostada en tu cama.

Si estas sufriendo este inconveniente te recomendamos leer Piernas hinchadas después del parto: ¡Causas y trucos para evitarlas!

5. Caminatas suaves para el estreñimiento

A causa del estreñimiento que pudiste tener durante el embarazo, tu vientre puede estar un poco hinchado, y si a eso le sumamos los puntos vaginales, es posible que sientas dolor al ir al baño. De hecho, muchas veces el estreñimiento se debe al miedo que pueden tener muchas mujeres de ir al baño y que les cause dolor. Lo ideal es que no esperes muchos y vayas al baño en el momento que debas hacerlo, ya que de lo contrario las heces pueden acumularse y endurecerse.

No ir al baño durante los primeros días después del parto se considera algo muy normal, pero si han pasado tres o cuatro días, ya se puede hablar de estreñimiento en el postparto.

Para que evites sufrir de estreñimiento y puedas ir al baño con toda tranquilidad, se recomienda caminar muy lentamente porque esto estimulará el tránsito intestinal y el regreso de tu organismo a la normalidad.También resulta muy importante que bebas mucha agua y que comas frutas y verduras frescas ricas en fibra.

Si por alguna razón, los nervios te traicionan y no encuentras la manera de ir al baño, puedes pedirle al médico que te recete un laxante o ablandadores de heces que son compatibles con la lactancia, para facilitar el tránsito intestinal.

mujer en el baño
Si a pesar de todo, el problema de estreñimiento se alarga por mucho días más consulta con tu médico, el sabrá que hacer.

6. Cuidados postparto en caso de puntos o episiotomía

Además de todo el esfuerzo que debemos pasar durante el momento del parto, es posible que tengamos que sufrir una episiotomía. Los puntos vaginales o episiotomía son un corte o herida que se realiza a nivel del periné para poder prevenir un desgarro durante la fase de expulsión.

Esta herida que sufrimos muchas mujeres nos puede dejar un poco adoloridas y preocupadas a la vez, pues como toda herida suele molestar y debe estar bien cuidada para que no se infecte y se cure lo antes posible. Es importante entonces que, antes de salir del hospital, preguntemos cómo hacerlo correctamente para cuando estemos en casa. De cualquier forma los cuidados de la episotomía son fáciles e indoloros y si te preocupas por hacerlos correctamente evitarás molestias e infecciones.

Para la cura adecuada de los puntos de la episiotomía, deberás aplicar un poco de hielo envuelto en un paño sobre la herida de la episiotomía para bajar la inflamación y una pomada, que seguramente también te habrán colocado en el hospital, durante dos o tres veces al día para mejorar la circulación.

También es importante que nos duchemos diariamente con agua templada y jabón neutro para mantener la cicatriz limpia y seca, con el uso de una toalla suave y realizando pequeños toques. Otro consejo que puede ayudarte es tomarte un momento de descanso de diez minutos cada hora, para que la sangre no se acumule en la zona con las consiguientes molestias.

Los puntos de sutura en la zona de episiotomía (incisión) se reabsorben espontáneamente. Este proceso pude comenzar a los cuatro días después del parto.

7. Cuidados postparto por la subida de leche

Sabemos que amamantar a tu bebé cuando eres madre primeriza puede llenarte de miedos y dudas, y es que al principio no es nada fácil, pues entre los nervios, las dudas y el dolor que quizás puedas sentir pueden asustarte un poco.

Pero no te preocupes, que una subida leche es muy normal, de hecho suele suceder al tercer o cuarto día de haber dado a luz y viene acompañado con una ligera fiebre.

En esos momentos tu pechos se llenarán tanto que sentirás que van a estallar, estarán muy adoloridos, calientes e hinchados. Para aliviar esta sensación tan incómoda, te recomendamos colocarte un paño húmedo y frío en tu pechos cada vez que sientas dolor y procurar en lo posible de que tu bebé amamante bien.

También puede extraer un poco de leche con un sacaleches. Este malestar tan típico puede durar algunos días hasta que tu producción de leche se haya normalizado según el horario de tu bebé.

cuidados postparto lactancia
La lactncia materna no sólo tiene beneficios nutricionales para el bebé, sino que también ayuda a la mamá a bajar de peso más rápido.

8. Ejercicios para recuperar el peso

Aunque es común que nos sintamos ansiosas por comenzar una rutina de ejercicios y recuperar nuestra figura cuanto antes, lo mejor es que disfrutemos de nuestro bebé y nos demos un tiempo para que nuestro cuerpo se recupere y regrese poco a poco a su estado físico de antes.

Recuerda que es apenas a partir de los 14 días después del parto que puedes comenzar a realizar actividades, siempre y cuando se mantengan los tiempos de reposo durante el día.

Los ejercicios que puedes realizar después del parto para matenerte un poco más activa son, sobre todo, las caminatas suaves dentro de casa, aumentado su trayectoria con paseos más largas al aire libre.

Las rutinas de ejercicio no se recomiendan antes de los tres meses después del parto

Las rutinas de ejercicio no se deben comenzar antes de que transcurran tres meses después del parto o la cesárea, así procura tener paciencia y respetar los tiempo de tu cuerpo.

Cuando ya haya pasado ese tiempo tan importante, puedes probar la natación ya que es uno de los ejercicios más beneficiosos y completos. En el caso de los abdominales, es mejor esperar el tiempo requerido para que la cicatriz esté fuerte y no se produzcan algún problema.

9. Alimentación balanceada para reponer energías

La alimentación en este periodo es tan importante como en el embarazo así que mientras estés amamantando a tu bebé, es muy importante que mantengas una alimentación balanceada, sólo así pondrás recuperar energías y garantizarle a tu bebé los nutrientes, las células de defensa y el agua que tanto necesita para crecer sano y fuerte.

Para procurarle una buena lactancia a tu pequeño, debe consumir alimentos que proporcionen proteínas, vitaminas y carbohidratos.

En cuanto a los líquidos es muy recomendable que ingieras jugos de fruta natural y leche, ya que así también podrás obtener todo el aporte vitamínico que tú y tú bebé necesitan.

mujer comiendo saludable
Recuerda que en tanto en la lactancia como en el embarazo lo importante no es comer por dos, sino cuidarse por dos.

Emociones de la mamá luego del parto

Los cuidados postparto van más allá de los cambios físicos que puedas atravesar, tener a tu bebé te genera emociones fuertes y sentimientos encontrados que van desde la felicidad pasando por los miedos y las dudas hasta llegar a sentimientos tristes. Todas las experiencias y los cambios que debes asumir para cuidar y atender a tu bebé pueden hacerte sentir muy agotada y con falta de sueño.

Es posible que experimentes mayor sensibilidad como llantos espontáneos o momentos en los que te sientas sola o con la autoestima un poco lastimada. Todas estas emociones son normales y muy comprensibles en el postparto, sin embargo, al presentarse de manera más intensa con ansiedad, temor, tristeza, insomnio, desgano, debes pedir ayuda a tu pareja y consultar al médico,  ya que puede tratarse de una depresión postparto.

Si experimentas de un exceso de emociones negativas o desgano lo mejor es consultar con un profesional ya que podrías estar sufriendo de depresion posparto

Recuerda concederte un poco de tiempo para acostumbrarte y verás como todo va ir tomando un curso más tranquilo y un ritmo más acorde a ti que te ayudará a mantenerte más estable emocionalmente.

cuidados post parto
Descansar, tomarte el tiempo que necesitas y pedir ayuda a los que te quieren te hará sentirte más aliviada y feliz.

Los cuidados tras el parto son importantes para una pronta y completa recuperación.

Además de preocuparte por cuidar a tu bebé, de protegerlo y mimarlo en todo momento, es necesario que tengas un especial cuidado con tu cuerpo después del parto y durante la lactancia. Si cumples con todo éstos 9 cuidados postparto básicos, podrás recuperar toda tu energía y fuerza para ser una mamá saludable.

Recuerda que si cuidas de ti misma en estos días tan importantes, podrás darle a tu bebé todo el amor y la atención que requiere de ti.

123

Ante cualquier inconveniente durante esta etapa de recuperacion del posparto no dudes en consultar a tu médico