Saltar al contenido

¿Cuáles son las mejores posiciones para quedar embarazada ? ¿Funcionan?

Posiciones para quedar embarazada

Si una pareja practica el coito sin protección sus probabilidades de concebir son bastante altas ¿cierto?, pues la verdad es que no es tan fácil. Un embarazo es complejo y va mucho más allá de no usar protección. Pero, ¿realmente existen posiciones para quedar embarazada?

Uno de los puntos más ventajosos de buscar un bebé es que las relaciones sexuales aumentarán, por lo que habrá mucho amor entre tú y tu pareja.

Una vez que se toma la decisión de hacer crecer la familia, las parejas comienzan a estresarse por tener un bebé cuanto antes. Debido a esto muchas mujeres optan por implementar posiciones supuestamente ventajosas para quedar embarazada en poco tiempo.

Si estás buscando quedar embarazada lo mejor será que consultes diferentes fuentes, incluyendo a tu médico de confianza, pues existen numerosos mitos alrededor de este tema que, en lugar de ayudar, podrían terminar entorpeciendo tu camino.

Para conseguir un embarazo se necesita la combinación de algunos factores que van más allá de simples posiciones sexuales.

Posiciones para quedar embarazada más recomendadas

Cuando una pareja comenta a familiares o amigos que desean ampliar la familia, es común que estos les brinden algunos consejos. Prueben con las posiciones para quedar embarazada, coman mariscos, entre otros.

Una posición que fomente la penetración profunda contribuirá a que el esperma no se “pierda” por el camino.

Al buscar la próxima generación de la familia no se puede sacrificar el placer de las relaciones sexuales con tu ser amado. Bien sea para ayudarte a concebir, o para animar un poco más las cosas en la habitación, algunas posturas resultan bastante interesantes para experimentar.

1. El misionero

A diferencia de otras posturas, con el misionero tú y tu pareja tienen un contacto visual completo y pueden ver y disfrutar de todo lo que engloba el acto sexual. Se podría decir que es la postura clásica para el sexo, aunque también es considerada como una de las más románticas.

Al estar tumbadas hacia arriba la vagina también estará inclinada, por lo que una penetración profunda ayudará al esperma a estar un poco más cerca del cuello uterino.

Por si no la conoces, solo deberás estar acostada boca arriba y tu pareja sobre ti. Aprovechen el momento para besarse, mantener contacto visual, tocarse y hacer los sonidos que deseen.

Posiciones para quedar embarazada

Esta postura puede ser considerada de las más monótonas pero de las más populares para quedarte embarazada. Puedes poner una almohada debajo de tus caderas para una mayor elevación.

2. De perrito

Otra de las posturas más recomendables para buscar una penetración profunda es a gatas. Tal como si estuvieras buscando algo en la cama, te colocarás sobre tus manos y rodillas y tu pareja se arrodillará tras de ti.

No se trata de una postura tan romántica como la del misionero. Pero sin duda, ¡es más interesante!

Gracias a la inflexión de la mujer, el útero está mejor preparado para recibir el esperma.

3. Cucharita

Esta postura se hace con los dos acostados de lado, uno tras el otro, haciendo un acople como de cucharas. Pueden abrazarse, tocarse o, aunque tengas que girarte un poco, besarse.

Quizás la penetración no resulte tan profunda como en las anteriores, pero la relajación del momento y las caricias de tu pareja podrán hacer que esta posición se eleve al siguiente nivel.

Posiciones para quedar embarazada

Esta es una de las posturas que te permitirá relajarte, pues no hay demasiado esfuerzo involucrado.

4. Postura del niño

En esta posición, deberás sentarte sobre tus talones con las piernas cerradas, a continuación inclinarte hacia adelante con los brazos extendidos hacia adelante y la espalda recta. Tu pareja irá tras de ti, realizando una penetración similar a la de la posición de perrito, pero más profunda.

Se trata de una postura más cómoda para la mujer que la de perrito, además puedes colocar algunos cojines antes de arrodillarte para favorecer la inclinación de la vagina.

No duden en incorporar accesorios en la escena, antifaces, plumas, esposas o algunas fresas podrán propiciar una experiencia mucho más placentera y fructífera.

5. Recostada

Con esta posición maximizarás la penetración y le darás una buena inclinación a la vagina, además de que el contacto visual estará al máximo.

Túmbate al borde de la cama o una mesa. Tu cadera estará suspendida en el aire, apoyada por la sujeción de tu pareja, mientras que las piernas irán hacia el pecho u hombros de quien se encuentra de pie.

Olvídate de la cama, con esta posición podrán darse encuentros en otros lugares de casa.

6. Sumisión

De todas las posturas que existen, la sumisión es una de las más sensuales. En este caso deberás apoyarte sobre tus codos y abdomen, una pierna plegada y la otra completamente estirada. Tu pareja deberá apoyarse sobre ti con ayuda de sus brazos.

Se trata de una posición bastante cómoda que casi todo el mundo puede practicar y disfrutar, ya que no requiere demasiado esfuerzo físico.

A pesar de que se deja el poder al hombre, esto no quiere decir que no puedas jugar, puedes acariciar tu pecho, mover tus brazos e incluso acariciar suavemente tu clítoris.

La penetración con esta postura se dará en un movimiento de vaivén que acentuará el grado de placer cada vez más.

7. Vaquera clásica

¿Es tu momento de estar arriba! Pero, ¿no es contraproducente para quedar embarazada? Para nada, al contrario, esta posición te permite obtener una penetración profunda y el control total del acto.

Es probable que con esta opción alcances el orgasmo, ya que podrás controlar exactamente el lugar y la fuerza con que deseas el placer. Además, ambos tendrán una buena vista, acompañada de la posibilidad de juegos, caricias y miradas.

En esta ocasión tu pareja estará tumbada boca arriba, mientras que tú apoyas las rodillas en la cama y te sientas sobre él como si de montar un caballo se tratase. Puedes inclinarte hacia atrás o hacia delante, pudiendo incluso acercarte para unos besos.

Existen un montón de variaciones para esta posición, y un sinfín de otras posturas más que podrás probar con tu pareja. Atrévanse, diviértanse y disfruten, olvídense por un momento de que desean un embarazo y entréguense mutuamente al acto de amor que están llevando a cabo.

Posiciones para quedar embarazada

A pesar de lo satisfactorio que resulta, el orgasmo femenino no es necesario para quedar embarazada.

¿De verdad funcionan las posiciones para quedar embarazada?

La idea de que unas posiciones resulten más fértiles que otras suena fenomenal, bien sea para evitar o para propiciar un embarazo.

Pero ¿se puede confiar ciegamente en las recomendaciones acerca de las posiciones para quedar embarazada?

Este tipo de información se debe tomar con pinzas, pues si bien hay muchas mujeres que pueden afirmar su funcionamiento, la verdad detrás comúnmente es otra. El desconocimiento de la maquinaria tras un embarazo suele generar espacios para este tipo de creencias.

La edad con mayor fertilidad para una mujer está entre los 23 y los 31 años, pasado este momento las posibilidades comienzan a reducirse. Pasados los 40 años, la probabilidad media de embarazo por ciclo es del 5%.

Encargar un bebé no siempre es una tarea sencilla y, ante la desesperación, muchas veces aceptamos cualquier consejo. Desde posiciones para quedar embarazada, hasta fases lunares, todo parece ser válido e incluso funcional.

Ante esta creencia los especialistas ofrecen una respuesta bastante firme: no hay datos científicos acerca de que la postura en la que se practica el coito pueda influir sobre las probabilidades de concebir. Entonces, ¿todo será cuestión de suerte? No necesariamente.

Existen prácticas que pueden aumentar o disminuir tus probabilidades de quedar embarazada, así como posturas que harán la experiencia más propicia para una posible concepción.

La posición en la que se practica el coito no influirá en el sexo del o los fetos.

Recomendaciones respecto a las posiciones para quedar embarazada

Además de practicar todas las posiciones del Kama-sutra, es recomendable que sigas algunos concejos para aumentar tus probabilidades de éxito al buscar un bebé. Esto va más allá del dormitorio, así que presta mucha atención.

Registra tu ciclo

En el caso de que la mujer posea un ciclo menstrual irregular, las posibilidades de conseguir el embarazo pueden verse disminuidas. Esto se debe a que en casos como este es difícil conocer el día en que se ovulará, algo importantísimo a la hora de concebir.

Lleva un registro de tu ciclo menstrual y podrás saber cuándo es el momento idóneo para buscar a ese futuro bebé. Para conocer tus días fértiles debes restar entre 12 y 16 días a tu próxima menstruación.

Si deseas conocer más al respecto puedes leer acerca de las Probabilidades de quedar embarazada en días fértiles ¡Aprende cómo aumentarlas!

Háganlo más a menudo

Es probable que la idea de tener relaciones diariamente te suene agotadora, sino es así pues a por ello, pero si te parece demasiado, intenta copular con tu pareja al menos dos o tres veces por semana.

Las parejas que mantienen relaciones sexuales diariamente o día por medio, tienen tasas de embarazo más altas. Además, si lo hacen de forma regular habrá más chances de coincidir con los días fértiles.

Mantén una actitud positiva

Tras meses sin éxito es común que tú y tu pareja estén de mal humor. Ten en cuenta que no son los únicos, probablemente solo es cuestión de intentarlo un poco más y, con esa actitud no logran nada.

¡Intenta sacar el sexo del dormitorio, pon algunas velas y prueben algo distinto!

El estrés puede afectarnos en muchos aspectos, incluso en esta búsqueda. No te olvides de hablar con tu pareja, se abierta con tus sentimientos y todo fluirá.

Cuida tu salud

¿Dónde estará el bebé por nueve meses? Pues hay que estar preparada. Mantener un peso saludable te ayudará a evitar trastornos de la ovulación, aumentando así tus probabilidades de concepción.

Es recomendable practicar actividades físicas diariamente, no obstante, si se trata de ejercicios extenuantes, es recomendable no exceder las 5 horas de práctica por semana.

Al acudir con tu médico podrán idear una rutina de ejercicio y alimentación para preparar tu cuerpo de los venideros cambios.

Vigila tus hábitos

Dormir lo suficiente, tomar abundantes líquidos y consumir alimentos saludables son hábitos que debes incorporar o mantener en tu día a día. Por el contrario, no es recomendable que consumas más de una taza de café por día si quieres mantener tus probabilidades altas.

Evita el alcohol, el cigarrillo y cualquier otra droga, todas estas sustancias pueden traer efectos negativos sobre el organismo. Si deseas concebir lo mejor será dejar su consumo de lado.

Si posees condiciones médicas que puedan poner en riesgo tu vida o la vida del feto, es aconsejable acudir al médico desde el momento en que tomes la decisión de ser madre.

Quédate acostada tras el coito

Algunos especialistas recomiendan a las mujeres que deseen embarazarse que, una vez terminado el acto sexual, permanezcan acostadas boca arriba por unos 10 a 15 minutos. No obstante, los espermatozoides poseen movilidad propia, así que la gravedad al estar de pie importa muy poco.

A pesar de que no existen estudios científicos que avalen esta práctica, especialistas que la recomiendan afirman que, el permanecer recostada tras el acto sexual puede resultar beneficioso al propiciar el reposo y la calma postcoital.

Visita a tu médico

Acudir al médico no necesariamente hace referencia a que haya algo mal, por el contrario, puede que todo esté bien y esa visita nos ayude a mantenerlo así.

Si se quiere buscar un embarazo es recomendable asegurarse de que todas las condiciones biológicas estén dadas para ello. De igual forma, si el embarazo no ocurre en el tiempo previsto, el médico podrá indagar hasta descubrir la respuesta.

Es importante recordar que una parte del éxito del embarazo se deberá al aporte masculino. La calidad y cantidad de los espermatozoides tendrán mucho que ver con las posibilidades de concepción.

Si llevas más de un año intentando tener un bebé y no lo has conseguido, consulta a tu médico de cabecera.

Ahora sabes un poco más acerca de las posiciones para quedar embarazada y toda la verdad, y no tan verdad, que hay a su alrededor. Ya no tendrás que practicar extraños rituales para conseguir embarazarte, pues si presentas dificultades para concebir ya sabes cómo actuar.

Disfruta de tu pareja, el amor que se tienen y el deseo de tener un bebé juntos, cuando menos lo esperen la “magia” ocurrirá.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.