Embarazo Vida Positiva

¿Problemas de autoestima en el embarazo? ¡Aquí su solución!

Alimenta la autoestima positiva durante el embarazo enfocándote en tus fortalezas

Durante el embarazo las mujeres solemos experimentar un ir y venir de las emociones. Ninguna mujer gestante se ve exenta de esto. Algunas viviremos este vaivén de emociones más intensamente que otras. Esto tiene un impacto significativo en nosotras, generando problemas de autoestima en el embarazo. Y es que cuando estamos en embarazadas, los cambios hormonales son importantes, por lo que se vuelve necesaria la atención temprana de los mismos, porque de lo contrario puede desembocar en una depresión postparto

Es por esta razón que, te mostraremos sencillos consejos sobre como afrontar estos problemas de autoestima en el embarazo de una forma sana y positiva. Recuerda que durante esta etapa, lo más importante eres tú y el pequeñín que viene en camino. Por tanto, cuidar de nuestra autoestima siempre será la mejor opción para ambos, ya que una mamá feliz es igual a un bebé sano.

123
problemas de la autoestima
Consiéntete y disfruta al máximo de tu embarazo

¿Por qué sufrimos de problemas de autoestima en el embarazo?

Recordemos que la autoestima es aquella imagen que tenemos de nosotras mismas, el cómo nos percibimos y sentimos. Dicha imagen se construye a partir de las experiencias que tengamos en la vida, por lo que depende de nosotros si esta imagen es positiva o negativa. La autoestima de las mujeres embarazadas se ve afectada por la significativa alteración hormonal, quienes son las responsables de regular nuestro estado anímico.

 1 de cada 10 mujeres embarazadas experimentan síntomas depresivos. Por eso es importante atender a tiempo los problemas de autoestima en la gestación.

Aproximadamente 50% de las mujeres que padecen de depresión en el embarazo, desembocan en una depresión postparto que impedirá el disfrute de nuestro hijo, generándose en su lugar fuerte rechazo hacia el bebé.

Factores que nos generan los problemas de autoestima en el embarazo

Los problemas de autoestima en el embarazo pueden ser ocasionados por varios factores. Tener conocimiento sobre las posibles causas facilitará el camino para su pronta solución. Veamos los principales generadores de los problemas de autoestima en el embarazo:

Cambio de peso corporal

Este es uno de los factores que nos impacta psicológicamente a las mujeres durante el embarazo. Y es que, por mucho tiempo la sociedad nos ha implementado un modelo de belleza femenina muy complicado de llegar y mantener. Son modelos basados en irrealidades que nos complica la percepción que podamos tener de nuestro propio cuerpo, principalmente en el embarazo que nuestra pancita crece enorme.

¿Cómo solucionar el problema del peso corporal y la autoestima?

Una forma de ponerle freno a este problema de autoestima es recordándonos constantemente lo hermosa que lucimos con nuestra pancita.

Recuerda que estás lleva a tu bebé creciendo en tu vientre ¿Hay algo más maravilloso que eso?

Ten en cuenta que esta etapa es muy corta, por lo que luego podrás recuperar tu peso con mayor facilidad si es lo que más deseas. Sin embargo, por ahora te proponemos disfrutar al máximo esta fascinante fase de nuestra vida como madres.

Además, puedes practicar actividades que te ayuden a cambiar esa percepción negativa que tienes de tu propio cuerpo. Algunas de esas actividades pueden ser, tomar cursos de maquillaje con amigas, ir a un día de spa para consentirnos. Asimismo, puedes probar la danza del vientre, ya que es una danza muy dedicada a la mujer y además ayuda enormemente a lidiar con los dolores propios del embarazo. La danza del vientre es una danza dedicada a realzar la belleza de la mujer.

Dificultades con la relación de pareja

Los conflictos de pareja nos afectan impresionantemente, sobretodo cuando nuestro estado de ánimo se tambalea en una cuerda floja durante el embarazo. Recordemos que los cambios hormonales que atravesamos en el período de gestación hacen que nuestro estado anímico sea bastante inestable, por lo que puede que los conflictos de pareja aumenten o nos afecten más. Esto debido a que poseemos pocas herramientas para la gestión adecuada de las emociones, convirtiéndose así en problemas de autoestima.

Y es que para nadie es un secreto que cuando tenemos problemas de pareja, nos podemos sentir inseguras de la relación, del rol que tenemos en ella, culpables, entre otras cosas que nos hacen dudar de nuestra percepción como personas.

¿Cómo solucionarlo en busca de un alta autoestima?

Evitar culpabilizarnos por todas las situaciones negativas que puedas atravesar con tu pareja. Recuerda que la relación de pareja es de dos personas, no solo de nosotras, por tanto la solución es responsabilidad de ambas partes.

Disfruta de tardes de películas con tu pareja, salgan por un helado, preparen la cena juntos, regálense un viaje de parejas

Asimismo, el poder compartir junto con otras parejas es importante, ya que nos permite aprender de las distintas dinámicas de pareja que pueden tener otras personas.

Si notas que las dificultades de pareja siguen aumentando, una buena opción sería tomar terapia de pareja. De esta manera, tendrán el espacio para conversar de ambos, trabajar en sus debilidades y realzar las fortalezas que tienen como pareja.

Ten en cuenta que estas soluciones son en pro de nuestro autoestima para tí, el bebé, el papá y el bienestar de la pareja.

problemas de autoestima
No hay nada más hermoso que ver una mujer embarazada segura de sí misma

Sentirse rechazada por el grupo de amigas

Durante el embarazo la inseguridad puede desbordarse en cualquier momento, lo cual puede desencadenar la sensación de sentirnos rechazadas por nuestro grupo de amigos. Y es que, sentimos que los temas de conversación que tenemos ya no encajan con los del grupo. Sin embargo, esto puede ser solo producto de ideas rumiantes en nuestra mente propiciadas por el vaivén emocional vivido en el embarazo. Sentirse rechazada sin duda es considerado parte de los problemas de autoestima durante el embarazo.

¿Cómo solucionarlo en busca de un alta autoestima?

Si bien tus amigas solteras o que aún no son madres, tienen pocos temas sobre la maternidad, tú puedes introducir algunos temas que puede que les resulten muy interesantes por lo novedosos que son para ellas. Tampoco es que solo hablaremos de maternidad y embarazo, recuerda que seguimos siendo mujeres. La idea es que podamos hacer un equilibrio con los temas de conversación.

Los talleres de estimulación prenatal, yoga y danza para embarazadas son lugares ideales para hacer nuevas amistades que están en una etapa similar y experimentando lo mismo que nosotras

Otra de las soluciones es asistir a encuentros con otras madres embarazadas y compartir con ellas nuestras experiencias. Los talleres de estimulación prenatal, yoga para embarazadas, danza para embarazadas, pueden ser lugares ideales para hacer nuevas amistades que estén viviendo lo mismo que nosotras. De esta manera, tendrás amigas con las que te puedes desconectar por momentos de la maternidad y otras con las que podrás compartir todas tus experiencias como madre gestante.

Sentirnos feas genera problemas de autoestima

Debido a los diferentes cambios que atraviesa nuestro cuerpo y psique, las mujeres podemos sentirnos feas ante la mirada del otro e incluso cuando nos vemos en el  espejo. Y es que, nuestro ojo crítico es realmente severo con nosotras mismas, desvalorizando la imagen que tenemos de nosotras injustamente.

¿Cómo solucionarlo en busca de un alta autoestima?

Hoy día la moda para embarazadas es muy variada, ofreciéndonos lindas prendas que nos harán lucir hermosas en todo momento. Además, el simple hecho de estar embarazadas nos da una luz especial a cada mujer.

Es importante cuidarse, mimarse y recuerda que todas las mañanas puedas ponerte frente al espejo y decirte lo hermosas que estás.

Piensas en frases como “Hoy me desperté muy linda y con ganas de conquistar el mundo” “Me siento y me veo estupenda con mi cuerpo”, “soy una hermosa mamá!”. Afirmaciones positivas ayudarán a aumentar tuautoestima en el embarazo solo si las decimos de forma frecuente, y siempre en positivo.

En esta etapa no solo debemos pretender que los demás nos cuiden. Debemos también cuidarnos nosotras mismas.

Dedícate tiempo solo para consentirte, bien sea tomando divinas siestas por las tardes, regalándote una tarde en el salón de belleza, colocándote cremas corporales varias veces al día, cuidando tu rostro, etc. Son pequeñas cosas que nos harán sentir más bellas.

Fantasmas inconscientes de la futura madre

Cuando estamos en el período de gestación una de las cosas que pueden surgir sin previo avis, son aquellos fantasmas de la infancia sobre la maternidad. Es decir, todas aquellas percepciones que tenemos de nuestra madre, positivas o no tan positivas, llegan nuevamente ahora que nosotras estamos a punto de ser madres. ¿Seré igual a mamá? ¿mi hijo pensará de mí lo mismo que yo pienso de mamá?

Además, estos fantasmas vienen acompañados de miedos, dudas e incertidumbre sobre la maternidad, lo que sin duda pondrá en tela de juicio nuestra autoestima.

¿Cómo solucionarlo en busca de un alta autoestima?

Una forma de sanar estos fantasmas es poder asistir a terapia psicológica, donde tendremos el espacio para hablar de nuestra historia, sobretodo para entenderla. Y es que cuando logremos comprender de donde venimos, sabremos a donde ir cuando nosotras decidamos emprender el viaje de la maternidad.

Los fantasmas del pasado aparecen cuando entramos en estados vulnerables que hacen tambalear las emociones y sentimientos. Esto ocurre cuando no hemos trabajado adecuadamente estas situaciones de la infancia.

Mientras vas al psicólogo, puedes ir haciendo una lista de todas aquellas dudas e incertidumbres que tienes sobre la imagen propia en la maternidad. De esta manera, podrás ir haciendo consciente esos temores y poniendo orden en tus sentimientos.

Los problemas de autoestima en el embarazo surgen con frecuencia por el desequilibrio emocional que nos genera los cambios hormonales durante esta etapa. Sin embardo, es importante poder atenderlos a tiempo para evitar una posible depresión postparto u otras complicaciones en el embarazo. La idea es poder disfrutar al máximo del embarazo que dura tan solo 9 meses aproximadamente.

Conócete como madre y alégrate por ello, porque es todo un milagro.