Maternidad Trending

¡La inteligencia se hereda de las madres y la ciencia lo comprueba!

mama con bebe sonriendo
¡Todas las personas inteligentes deberían agradecerle a sus madres!

A medida que van creciendo los niños, es común que los padres queramos asumir aquellas características positivas que los definen. Ya sea su aspecto, su carácter o su personalidad, los padres siempre solemos competir por reconocer de quién fue el que le heredó esos brillantes genes. Sin embargo, cuando se trata de la inteligencia de los niños, no hay discusión, ya que son las mujeres las principales encargadas de transmitirle los genes relacionados con la inteligencia.

Entre un 40 y 60% de la inteligencia depende de los genes heredados

Según una reciente investigación, los niños tienen mayores probabilidades de heredar la inteligencia de su madre antes que de su padre, esto es así porque se comprobó que los genes de la inteligencia se hayan en el cromosoma X. Además de ello, antiguos estudios desarrollados por la Universidad de Cambridge también pudieron constatar que son los genes de la mamá los que aportan más información para el desarrollo de estructuras cerebrales asociadas con el pensamiento y las operaciones mentales.

Entre un 40 y 60% de la inteligencia depende de los genes heredados, luego la estimulación, la crianza y el ambiente juegan un rol muy importante en el desarrollo de la inteligencia Por eso es muy importante la estimulación temprana en tu bebé.

Los genes condicionados son la prueba ciéntifica de la herencia materna

Para poder llegar a este increíble hallazgo, los investigadores de la Universidad de Cambridge trabajaron con embriones de ratones modificados con el propósito de reproducir únicamente, los genes de la madre o los genes del padre. Pero, cuando intentaron trasladar estos embriones al útero de un roedor hembra, éstos murieron.

De esta forma fue que descubrieron que existen genes condicionados que se activan sólo cuando eran heredados por la madre, los cuáles resultan indispensables para el desarrollo adecuado del embrión. Una vez descubrieron esto, pudieron observar que tanto los genes maternos como los paternos se concentran en diferentes partes del cerebro, lo que quiere decir que rigen distintas funciones y procesos cognitivos.

Las células que tenían los genes paternos estaban más presentes en el lado emocional del cerebro, el cual está asociado a distintas funciones de supervivencia como el alimento, el sexo y la agresividad. Sin embargo, los científicos no hallaron ningún gen parteno en la corteza cerebral, área donde se encuentran las estructuras que desarrollan  las funciones cognitivas más complejas, como la inteligencia, el pensamiento, la toma de decisiones, el lenguaje, entre otras.

mama con hija feliz
Los genes de la inteligencia se encuentran en el cromosoma X.

Nuevos estudios y nuevos hallazgos

Años más tarde de los hallazgos de la Universidad de Cambridge, el científico Robert Lehrke también pudo descubrir que gran parte de la inteligencia que se hereda en los bebés, depende del cromosoma X, por lo que concluyó que las mujeres, al gozar de dos cromosomas X, tienen más probabilidades de heredar las características relacionadas a la inteligencia.

Luego de 12.686 entrevistas a jovenes descubrieron que el indicador que determinaba la inteligencia era el coeficiente intelectual de la madre.

Sin embargo, la investigación que más llamó la atención de la comunidad científica fue la llevada a cabo por el Medical Research Council Social and Public Health Sciences Unit de Escocia. En este otro estudio, se estudiaron alrededor de 12.686 entrevistas a jóvenes de entre 14 y 22 años y tras tomar en cuenta varios factores, descubrieron que el indicador que influyó más en la predicción de la inteligencia era el coeficiente intelectual de la madre.

El ambiente también influye en la inteligencia

Aunque todo parece indicar que efectivamente la inteligencia se hereda de los genes de la madre ésta no es 100% génetica. Son muchos los estudios que revelan que la mamá también desempeña un papel importante en en el desarrollo cognitivo de sus niños, en este sentido, una investigación de la Universidad de Washington evidenció que el apego y el contacto físico y emocional fuerte entre madre e hijo, también ayuda al desarrollo físico del cerebro.

El apego, el contacto físico y vinculo emocional entre madre e hijo ayuda al desarrollo físico del cerebro

Esto se debe, porque a través del apego los niños se sienten más seguros para explorar lo que les rodea y para tener la confianza suficiente para enfrentarse a problemas y resolverlos. De hecho, según dicho estudio, aquellos niños de 13 años que recibían los estímulos que promovían sus necesidades afectivas e intelectuales, tenían el hipocampo del cerebro (zona relacionada con la memoria y el aprendizaje) mucho más grande que el resto.

En conclusión, todos los niños que han sido criados con un apego seguro, son más perseverantes y más confiados al momento de resolver problemas, que aquellos que no son atendidos afectivamente.

mama cargando a su hijo
Atender las necesidades emocionales e intelectuales de los niños es muy importante.

¿En qué proporciones se hereda la inteligencia?

Los investigadores estiman que entre un 40 y 60% de la inteligencia depende de los genes, lo que significa que tanto el entorno, como la estimulación y las características personales juegan un papel muy importante en el porcentaje restante que comprende nuestra habilidades intelectuales.

Para leer más sobre estimulación temprana

La inteligencia es la capacidad que tenemos para resolver problemas de la mejor manera, y para ello necesitamos el uso de todas las áreas de nuestro cerebro, puesto que también influyen la intuición y las emociones, es decir aquellos aspectos que vienen heredados por el padre.

Aunque la inteligencia se hereda de mamá, los niños necesitan que los estimulemos y les brindemos un espacio para su desarrollo y crecimiento

Recuerda que aunque parte de la inteligencia se hereda, los necesitan que los estimulemos y desarrollemos todas sus habilidades con nuevos retos que los ayuden a aumentar sus capacidades y a exprimir todo su potencial. Aunque el principal vínculo que desarrollamos es con la madres, los padres también pueden contribuir de manera muy positiva en el desarrollo de los niños, sólo es cuestión de motivarlos.

31 comentarios

Click aqui para dejar un comentario

Última actualización del articulo 23 octubre 2017