Dietas Vida sana

Frutas frescas ¿Cuáles son? ¿Cómo mantenerlas en buen estado?

frutas frescas listado
Las frutas frescas son siempre más sanos que las frutas secas ¡Aprende como conservarlas en buen estado por más tiempo!

Las frutas son el postre perfecto después de cada comida y la merienda más saludable. En especial las frutas frescas, ya que nos hidratan y aportan vitaminas indispensables para el funcionamiento de nuestro organismo. Si quieres conocer cuáles son, sus beneficios y diferencias con las frutas secas, no pierdas detalle del siguiente listado.

Las frutas frescas aportan una mayor cantidad de nutrientes que las frutas secas

Las frutas frescas son aquellas recogidas antes de que estén muy maduras y que, a diferencia de otras, como las frutas secas, conservan mayor número de nutrientes. Además, pueden durar mucho más, mientras cumplen su período de almacenamiento y traslado, por lo que resultan la mejor elección a la hora de comprar frutas.

¿Cuáles son las mejores frutas frescas? ¿Cómo mantener las frutas frescas por más tiempo? Veamos qué frutas frescas son más nutritivas e indispensables para tu dieta.

frutas frescas lista
Las frutas frescas son más recomendadas porque mantienen intactos casi todos sus nutrientes.

15 Frutas frescas que no pueden faltar en tus meriendas

Por su elevado contenido en nutrientes entre ellos, fibra, vitaminas, minerales y antioxidantes, las frutas frescas son fundamentales para nuestra salud y bienestar. Nos aportan hidratación y depuran nuestro organismo, mejoran la digestión, nos ayudan a prevenir los resfriados, combaten los radicales libres y resultan un aporte saludable de azúcares a la dieta.

Las frutas frescas son las que están en el mejor estado de maduración, es decir con buen color, sin magulladuras, manchas o partes blancas

Por si fuera poco, son el grupo de frutas más nutritivas y fáciles de encontrar, pues muchas de ellas las conseguimos en distintas estaciones del año. Échale un vistazo a la siguiente lista para que puedes degustarlas en cualquier momento.

¡Conoce algunos de sus beneficios y propiedades!

1. Kiwi

Una de las frutas frescas más recomendadas por su aporte nutricional es el kiwi. El sabor inigualable del kiwi es una delicia al paladar y sus colores definitivamente invitan a tentar, sobre todo cuando están frescos.

El kiwi es un ponente antioxidante rico en vitaminas C y E por lo que se recomienda comerlo a diario. Además, contienen ácido fólico, fibra soluble y el potasio, un mineral necesario para la transmisión del impulso nervioso y para la actividad muscular normal.

Frutas frescas
Debido a su gran contenido en vitamina C, el kiwi ayuda a mejorar la absorción del hierro.

2. Sandia

La sandia o patilla se caracteriza por ser una fruta muy hidratante pues alrededor del 70% de su contenido es agua, lo que facilita la eliminación de toxicinas en nuestro organismo. Contienen vitaminas E y del grupo B, así como provitamina A o betacaroteno y un gran poder diurético.

Lo mejor de la sandia es que a pesar de su dulce tiene un aporte calórico muy bajo, por lo que es ideal para dietas de adelgazamiento.

3. Fresas

Una de las favoritas de muchos en el grupo de frutas frescas son las fresas, pues son ideales para degustar en infinidad de postres, sin embargo la recomendación es comerlas en su forma natural. Tienen un delicioso sabor entre dulce y ácido,

Las fresas son frutas frescas que cuenta con un gran aporte de vitamina C

Ricas en vitamina C, K y ácido fólico, las fresas estimula la secreción de enzimas digestivas, sin contar que es una de las fuentes más poderosas de hierro estupenda para mujeres embarazadas.

Comer frutas a ayuda a desintoxicar el organismo y regular la presión arterial, ayudan a una buena digestión gracias a la fibra dietética que aportan y tienen efecto anticancerígeno por los flavonoides y la función antioxidante que posee.

frutas frescas
Las fresas son una de las frutas frescas con mayor contenido en vitamina C.

4. Mango

Otra fruta exótica con sabor delicioso el mango. Esta fruta tropical de colores vivos y sabor dulce, cuenta con numerosos nutrientes beneficiosos para nuestro organismo, aporta vitaminas A, C y E, también magnesio, potasio y ácidos depurativos.

Su consumo es especialmente bueno para las defensas, los huesos y músculos, además protege la salud de la piel y las mucosas.

5. Piña

Como muchas de las frutas frescas de esta lista, la piña destaca por su alto contenido en agua y por tener un gusto de lo más dulzón. Es rica en vitaminas C, B6 y B1, esta última es de lo más beneficiosa para tratar enfermedades cardiovasculares. También posee ácido fólico, potasio, magnesio y hierro, minerales que ayudan a fortalecer nuestro organismo.

La concentración de vitaminas y minerales que tiene la piña la convierten en una fruta de lo más antioxidante

Sin embargo, su mayor poder nutritivo se encuentra en la enzima que posee llamada bromelina, tanto en el tallo como en el fruto, la cual es ideal para fragmentar las proteínas y convertirlas en aminoácidos.

6. Uvas

A pesar de ser pequeñas, las uvas aportan mucha energía gracias a su elevado contenido en hidratos de carbono. Contienen vitaminas C y betacarotenos, así como potasio, cobre, hierro, calcio, fósforo, magnesio, manganeso, azufre y selenio.

La uva, a pesar de concentrar azúcares no engorda, ya que contiene más del 80% de agua y tienen una gran capacidad depurativa.

Frutas frescas
Al incluir frutas frescas como las uvas se puedes llevar a cabo una dieta saludable y rica en antioxidantes.

7. Naranja

A pesar de su sabor semi-ácido, las naranjas son excelentes para combatir resfriados gracias a que aporta las cantidades necesarias de vitamina C, además de fibra, flavonoides, vitaminas del grupo B y ácido fólico.

La naranja es una fruta también rica en calcio, fósforo y mejora la absorción del hierro. Además previene el envejecimiento prematuro y protege al organismo de los radicales libres gracias a su gran poder antioxidante.

8. Papaya

La papaya es una fruta exótica muy refrescante que se recomienda para regular el proceso de la digestión, así como para mejorar el tránsito intestinal.

También llamada lechosa, esta fruta contienen vitaminas C, E y provitamina A (betacaroteo), y minerales como potasio, magnesio y calcio, además de fibra soluble y un sabor delicioso. Comer papaya fortalece el sistema inmune, previene los resfriados y los procesos gripales.

Uno de los grandes aportes de la papaya se esconde en una enzima proteolítica llamada papaína

frutas frescas papaya

9. Granada

La granada, aunque no es muy común, es una fruta carnosa repleta de grandes beneficios para el organismo. No solo aporta energía, sino que ayuda a eliminar toxinas, fortalece los huesos y mejora la digestión, favorece la circulación, protege el sistema inmune y ayuda a combatir la anemia.

Posee elevado contenido en agua, pero un valor energético muy bajo, es rica vitaminas C, B1 y B2, aunque en pequeñas cantidades y tiene un gran poder antioxidante, pues contiene fitoquimicos como flavonoides, antocianinas y elagitaninos.

10. Maracuyá

La maracuyá o parchita es una fruta tropical que suele tomarse en zumos, debido a que la pulpa es líquida y posee muchas semillas. Tiene un inigualable sabor ácido dulzón y es muy rica en vitaminas A y C, así como en minerales, fósforo, potasio y magnesio.

Posee altas cantidades de fibra, hierro y flavonoides, y su consumo es muy bueno para combatir el estreñimiento, además es un gran antioxidante y aporta mucha energía.

frutas frescas
También pueden hacerse postres y es una fruta que dura varios días

11. Manzana

La manzana es una de las frutas más sanas y consumidas por su poco ácido y muy dulce. La piel de la manzana es en casi todas las variedades, brillante y lisa y puedes encontrarlas amarilla, roja o verde. En cuanto a su valor nutricional, es rica en taninos y flavonoides, así como en vitaminas A, B y C, potasio, fósforo y boro.

Además, posee un tipo de fibra llamada pectina, la cual ayuda al organismo a eliminar el colesterol de la sangre.

La mayor parte de las vitaminas de la manzana, sobre todo la C, se encuentran justo debajo de la piel.

Es una fruta excelente para combatir el estreñimiento y mejorar la salud digestiva. Lo mejor de la manzana es que puede degustarse de distintas maneras y encontrarse en varias presentaciones.

12. Pera

La pera es otra de las frutas frescas que destaca por su alto contenido en agua, y aunque es pobre en grasas y proteínas, es muy rica en vitaminas y minerales. La pera nos aporta vitaminas A, B, C y E, pero también es rica en vitaminas B1, B2, B6, y ácido fólico.

La pera favorece la digestión por ser muy rica en pectina, contrarresta la obesidad y el estrés, aporta energía y es muy beneficiosa para combatir  la anemia. Además, tiene propiedades antioxidantes, diuréticas y depurativas.

frutas frescas
Las peras son ricas en fibra soluble e insoluble.

13. Melón

Junto a la sandia, el melón es considerado una de las frutas más refrescantes y diuréticas. Es baja en calorías, grasas y proteínas, pero rica en provitamina A, vitaminas C y del grupo B y en minerales como potasio, magnesio, calcio y fósforo.

El melón es un gran depurativo y a su vez un gran aliado para la piel, ya que ayuda a eliminar los desechos del organismo.

14. Caquis

El caqui es una fruta rica en hidratos de carbono, muy nutritiva y energizante. Gracias a su contenido de fibra como la pectina y los mucilagos, esta fruta es excelente para mejorar el tránsito intestinal y el estreñimiento.

Además de su rico sabor, los caquis son fuente de vitaminas C, B y K, betacarotenos y manganeso, cobre, potasio, fósforo y magnesio.

15. Cerezas

Pequeñas pero muy deliciosas, las cerezas son ideales para preparar diversos postres. Estas frutas son pobres en grasas, pero abundante en hidratos de carbono. También contienen fibra, potasio, ácido fólico, vitaminas del grupo B y provitamina A.

frutas frescas
La cerezas son buenas para el buen funcionamiento cerebral.

Frutas frescas vs Frutas secas ¿Cuáles son mejor?

Las frutas son esenciales en nuestra alimentación, aunque poco conocemos de ellas. Sabemos que nos llenan de energía y que podemos comerlas de mil maneras, pero, al momento de comprarlas solemos echamos a todas en el mismo saco y no nos percatamos de sus diferencias. Tal es el caso de las frutas frescas y secas.

Consume frutas frescas siempre que puedas

¡Veamos cuáles son las diferencias de las frutas frescas y secas!

  • La fruta seca pierde hasta el 20% de su peso por efectos del calor, en base a eso se reduce su tamaño y sus nutrientes se concentran, siendo esta una de las principales diferencias en relación a las frutas frescas.
  • Aunque ambas son una fuente rica de vitaminas, algunas de ellas se pierden en las frutas secas, ya que necesitan agua para mantenerse estables.
  • Tanto las frutas frescas como las secas son una delicia, pero, en cuanto a nutrientes deben priorizarse las frutas frescas, ya que mantienen más propiedades. Sin embargo, las frutas secas se conservan más tiempo y son más fáciles de trasladar.

Beneficios de las frutas frescas que te encantarán

El consumo regular de frutas, como sabemos, es indispensable para una dieta balanceada y una vida sana. Ojo, siempre y cuando su consumo sea regular y se complemente con los demás grupos de alimentos. La OMS recomienda al menos 400 gramos de frutas al día.

Descubre los beneficios que aportan las frutas frescas a tu dieta ¡No dejarás de comerlas nunca!

  1. Mejoras considerablemente tu salud gracias a los altos nutrientes que poseen las frutas frescas
  2. Nos llenan de energía
  3. Son excelentes para combatir la anemia
  4. No cabe duda de que son muy refrescantes e hidratantes, ideales para los días de calor
  5. Previenen el envejecimiento prematuro, gracias a sus poderosos antioxidantes
  6. Ayuda en la prevención de enfermedades no transmisibles
  7. Mejoran el tránsito intestinal, son buenas para combatir la obesidad y enfermedades de tipo cardiovasculares
  8. Reducen el estrés y son muy deliciosas
frutas frescas como conservar
Frutas frescas aportan más nutrientes porque no han sufrido ningún tipo de transformación desde su recogida del árbol

Recomendaciones para conservar las frutas frescas en perfecto estado

Las frutas frescas por su estado de maduración, deben comerse al instante pues al guardarlas o esperar un par de días, puede madurarse mucho y perder sus valioso nutrientes, así como su exquisito sabor.

Al almacenarlas de la forma correcta, las frutas frescas durarán más tiempo en buen estado

Es probable que en más de una ocasión, algunas frutas se maduren más de lo que esperábamos sin darnos cuenta, al dejarlas en el refrigerador u olvidarnos de ellas. Pero ¡No te preocupes por eso! Presta atención a los siguientes consejos para escoger y mantener en perfectas condiciones las frutas frescas.

1. Adquiere solo lo necesario

A la hora de comprar frutas, debes escoger las frutas tomando en cuenta si su consumo será inmediato o no y, en base a ello, escoger la madurez de las frutas adecuada según sea el caso. Así evitaremos que las frutas frescas y otros alimentos se dañen rápidamente en casa.

Evita hacer compras para una semana o dos, mejor compra las frutas y verduras para dos o tres días. De ser necesario comprar para mucho más tiempo, procura congelarlas o mantenerlas refrigeradas para su conservación.

2. Escoge bien las frutas frescas

Escoger frutas frescas no es tan fácil como parece ¡Aprende a identificar las frutas en su mejor punto! 

  • Textura: La textura de la fruta debe ser suave, por eso evita escoger frutas en exceso blandas.
  • Color: Los colores vivos y llamativos son sinónimo de frescura.
  • Aroma: Las frutas frescas no desprenden aromas tan fuertes.

Ten en cuenta que no todas las frutas son iguales, pues algunas son más resistentes. Las manzanas por ejemplo son más resistentes que las fresas, lo mismo sucede con las frutas que están protegida por una por piel gruesa, pues su tiempo de conservación es mayor siempre y cuando no se abra.

Si deseas aprender a escoger las mejores frutas frescas, te recomendamos leer: Frutas maduras ¡Excelentes consejos para escoger las mejores!

3. Trata de conservar los alimentos enteros

Muchas personas tienen el hábito guardar las frutas picadas o peladas en la nevera, pero se recomienda no hacerlo. Esto hace que las frutas se marchiten y en ocasiones cambien su sabor. Mantenlas enteras, frescas y deliciosas.

frutas frescas cuales son
No dejes de comer frutas frescas e incluirlas en tu dieta, en especial durante el verano.

4. Separa las frutas y verduras

Otra recomendación importante es separar todos frutas y verduras al momento de almacenarlo en el refrigerador. De esta forma evitas que se liguen los sabores y que se maduren muy rápido. Algunas hortalizas, ya que tienen sabores muy fuertes que perjudican los exquisitos sabores de las frutas.

5. No uses plásticos

El plástico acelera el proceso de marchitación de los alimentos frescos, además de contribuir enormemente con la contaminación ambiental.

¡Las frutas y el medio ambiente te lo agradecerán!

6. Almacena las frutas frescas en el lugar adecuado

Si quieres que las frutas duren varios días en buen estado, almacénalos correctamente. Si la fruta aún está un poco verde, puede colocarla en una zona fresca y con poca luz. En los días de verano, también se recomienda dejarlas a temperatura ambiente un par de días, sobre todo si está verde y es una variedad resistente. Luego, puedes meterlo en el refrigerador.

Las variedades de frutas más delicadas como uvas, cerezas, fresas y ciruelas no resisten bien las altas temperaturas por lo que conviene almacenarlas en el refrigerador nada más llegar a casa.

frutas frescas conservar refrigeradas
Las frutas frescas duran menos tiempo que las frutas secas, por lo que debemos conservarlas refrigeradas o comerlas al instante.

Las frutas frescas son muchos sanas y nutritivas que las frutas secas o cualquier otro estado de maduración, por eso no olvides incluirlas en tus comidas diarias para que puedas disfrutar de sus máximos beneficios.

¡Son tus mejores aliadas para mantenerte saludable!

Comenta!

Click aqui para dejar un comentario.

VSN is a global network of websites, verified by the World Health Organization, that provide evidence-based informationWeb Acreditada por la OMS