Bebes

Bronquitis en Bebés: Síntomas, Tratamientos y Recomendaciones

bronquitis en bebes

La bronquitis en bebés y niños pequeños es una enfermedad vírica muy común que afecta el tracto respiratorio, específicamente las vías respiratorias más pequeñas del pulmón, es decir los bronquios. Al contagiarse de un resfriado, dolor de garganta, gripe o sinusitis, el virus responsable del contagio puede extenderse fácilmente a los bronquios del pequeño y provocar mucosidades, inflamaciones e irritaciones.

La bronquitis en bebés afecta las vías respiratorias y suele contagiarse cuando entra en contacto con otros niños

Aunque no es una enfermedad tan común como el resfriado, la bronquitis en bebés puede contagiarse cuando los pequeños entran en contacto con otras personas que ya tienen la enfermedad, principalmente a través de estornudos y la tos, ya que estás secreciones contienen el virus.

Por lo general, los bebés se contagian de otros niños en especial si acuden a una guardería, pero también de sus hermanos u otros miembros de la familia que tienen la enfermedad sin saber que se trata de una bronquitis. Al tocar cualquier objeto o superficie contaminado y llevarse las manitos a la boca o a la nariz, tu pequeño puede contagiarse rápidamente, por ello es importante que conozcas sus posibles causas, los síntomas y el tratamiento más adecuado para tratarlo.

Veremos: ¿Qué es la Bronquitis?CausasSíntomas – Tratamiento y recomendaciones¿Cuando ir al médico?

¿Qué es la bronquitis?

La bronquitis es una enfermedad infecciosa común entre bebés y niños que provoca la inflación o irritación de las vías respiratorias aéreas que se encargan de llevar el aire a los pulmones, mejor conocidos como bronquios.

La bronquitis es una enfermedad infecciosa que provoca la inflación de las vías respiratoria de los bebés y niños

La bronquitis en bebés y niños pequeños puede ser aguda (de corta duración) o crónica, la cual puede ser recurrente y durar mucho más.

  • Bronquitis aguda: Se presenta como un resfriado o un catarro común, pero también puede ser causada por otros agentes contagiosos como el polvo, los vapores fuertes, humo de cigarro, alérgenos, etc. Afecta principalmente a la nariz, las áreas paranasales y la garganta, pero luego se propaga a los pulmones.
  • Bronquitis crónica: Esta no suele presentarse de forma repentina, y en la mayoría de los casos es causada por una irritación de los bronquios de forma prolongada. Cuando los síntomas de la bronquitis continúan por tres meses o más, se habla de una bronquitis crónica.

La bronquitis puede contagiarse de bacterias que afecten los bronquios como gases o polvo

La bronquitis en bebés aguda suele pasar a los poco días, pero es posible que otros síntomas como la tos, se prolongue durante al menos dos semanas más. En caso de notar que tu pequeño tiene episodios de bronquitis persistentes, es muy probable que se trate de bronquitis crónica.

Aunque las infecciones víricas de este tipo suele ser la causa más común de bronquitis en bebés, esta también puede ser ocasionada por infecciones bacterianas (secundaria) en las vías respiratorias, es decir que además de los virus, hay bacterias que están afectando los bronquios, así como también alergias y agentes irritantes como el humo de cigarrillo, gases y polvo.

bronquitis en bebes
En la mayoría de los casos, la bronquitis en bebés se debe un catarro o una gripe.

¿Que causa la bronquitis en bebés y niños pequeños?

La bronquitis en bebés casi siempre es una consecuencia de una infección respiratoria, común como un resfriado o una gripe, la cual se manifiesta principalmente en la nariz, la garganta y los senos paranasales, para luego expandirse a los pulmones.

Por lo general, los bebés y niños pequeños que ya tienen una enfermedad pulmonar como asma o alergias, suelen tener un mayor riesgo de contraer bronquitis, si algún miembro de la familia fuma, pues tanto el polvo como el humo del cigarrillo tienen un efecto irritante muy perjudicial en las vías respiratorias.

Son muchas las causas o factores que pueden aumentar el riesgo de bronquitis en bebés y niños pequeños.

El 90% de los casos de la bronquitis en bebés es causada por virus que suelen producir resfriados o gripes.

En el caso de la bronquitis aguda suelen ser los siguientes:

1. Infecciones víricas y bacterianas

En el 90% de los casos, la bronquitis en bebés aguda es causada por diferentes tipos de virus, que también suelen producir resfriados y síntomas similares a la gripe. El agente vírico más común que lo causa es Virus Respiratorio Sincitial (VRS), pero también lo es el de Parainfluenza.

Comienza con un leve resfriado para luego dar paso a la tos seca, perruna y persistente, y una abundante secreción nasal como consecuencia de la inflamación. En ocasiones, los pequeños pueden padecer un poco de fiebre y tener dificultad para respirar, emitiendo algunos silbidos.

Aunque en un menor porcentaje, las infecciones bacterianas también son una causa probable de la bronquitis aguda en bebés. En ocasiones, este de tipo de infecciones se superpone a las bronquitis de origen viral, por lo que se complica un poco su evolución.

bronquitis en bebes resfriado
Las infecciones virales y bacterianas son la causa principal de la bronquitis en bebés.

La bronquitis crónica en cambio, es causada generalmente por:

2. Aire contaminado

La bronquitis crónica en bebés y niños pequeños en muchas ocasiones puede ser causada debido al contacto frecuente del pequeño, con agentes químicos, polvo, humo de cigarrillo o contaminantes ambientales como el polvillo de construcciones cercanas, humo de vehiculos o industrias, fogón o chimeneas, paredes de asbesto o viviendas de viejas construcciones.

Por eso, es muy importante limpiar y ventilar las habitaciones de los niños

3. Enfermedades respiratorias

Cuando el bebé presenta otras enfermedades respiratorias como asma, alergias y otros problemas médicos como inflamación de las amígdalas y problemas cardíacos, este es mucho más propenso de contraer bronquitos crónica, es decir ,episodios recurrentes que se repiten cuatro o cinco veces al año.

En estos casos, la inflamación que produce la bronquitis estrecha los bronquios y provoca que estos permanezcan obstruidos por una gran acumulación de mucosidad. Los pequeños que lo padecen pueden tener dificultad para respirar y sentirse decaídos.

4. Cambios de estación

Aunque es en menor medida, los cambios de estación también son una de las causas de la bronquitis en bebés, de hecho suele ser mucho más frecuente en las época de otoño e invierno.

5. Bebés prematuros

Los bebés prematuros tienen un mayor riesgo de contagiarse y padecer bronquitis debido a su sistema respiratorio inmaduro.

¿Cuáles son los síntomas de la bronquitis en bebés?

Los síntomas de bronquitis en bebés y niños pequeños son muy similares a los de un refriado común, y suele manifestarse entre 7 y 14 días, pero algunos de ellos también pueden persistir hasta unas 3 o 4 semanas.

El síntoma más evidente es la tos persistente, la dificultad para respirar de tu pequeño y malestar general, acompañado con algo de fiebre.

Sintomas de bronquitis:

  • Al comienzo suele comenzar con dolor de garganta, secreción nasal, escalofríos, tos y fiebre ligera de 37.7 a 38.3 grados centígrados. Aunque puede que el pequeño tenga fiebre o no, siempre tendrá malestar, dificultad para respirar y se sentirá muy débil.
  • La tos por lo general será seca, perruna o en cajón, pero al cabo de unos días comenzará a producir mucosidad verdosa o amarillenta, incluso podría tener nauseas o vomitar al toser.
  • Al tener dificultad para respirar, es muy probable que sienta un leve dolor en el pecho. En caso de que la bronquitis sea severa, o se haya coinfectado con alguna bacteria la fiebre puede subir y la tos persistir durante algunos días más mientras sanan los bronquios.

En algunos casos, los pequeños pueden sufrir los síntomas de la bronquitis durante meses. Cuando esto sucede, se asume que hay un cuadro de bronquitis crónica, y la principal razón por la que se contrae, es porque alguno de los adultos en casa fuma o los niños conviven con fumadores. Es por ello que, se recomienda mantener los cigarrillos fuera de casa.

¿Cómo tratar la bronquitis en bebés?

En la mayoría de los casos, no es necesario el uso de antibióticos para tratar la bronquitis en bebés, ya que es mucho más probable que las infecciones sean causadas por un virus. En el caso de que tu pequeño tenga una infección bacteriana, puede que pediatra prescriba antibióticos para tomar durante una semana aproximadamente.

Por lo general, los síntomas de la bronquitis en bebés mejoran en 7 o 10 días aproximadamente, entre tanto te recomendamos seguir el siguiente tratamiento para aliviar sus síntomas:

1. Usa un humidificador para aliviar la congestión nasal

La inflamación e irritación de las vías respiratorias puede dificultar la respiración de tu bebé, sobre todo en climas muy secos. Usar un humidificador que vaporice el agua en la habitación donde duerme el pequeño o acostumbra jugar durante el día, puede ayudarle a mantener las fosas nasales despejadas y a respirar mejor.

Es recomendable que el agua del vaporizador esté fría, ya que es más seguro en caso de que por accidente, esta se derrame sobre el pequeño.

Al usarlo, es muy importante que este siempre se encuentre limpio ya que de lo contrario, puede esparcir los microorganismos en el aire y generar el efecto contrario.

2. Ofrécele muchos líquidos

Siempre que tú pequeño esté congestionado, ofrécele muchos líquidos y  si notas que tiene dificultad para amamantar, tomar del biberón o comer sus papillas, ofrécele tomas pequeñas pero frecuentes. Esto favorecerá la fluidificación de los moquitos, evitará la deshidratación y aliviará la congestión.

3. Aspírale su nariz

Otra forma de ayudarle a respirar es aspirando su nariz de vez en cuando, cada dos o tres horas, aplicando algunos cc de solución salina en las fosas nasales de tu pequeño.

Aqui puedes leer más sobre como limpiar las vias respiratorias

bronquitis en bebes
Hasta que el bebé no pueda sonarse la nariz por sí mismo, es necesario limpiarla con la ayuda de soluciones salinas.

4. Levanta ligeramente la parte superior de su cuna

También es muy recomendable levantar un poco la parte superior del colchón de la cuna, para que la congestión baje un poco y no se acumule en su naricita a la hora de dormir. Puedes colocar algunas almohadas debajo de su cabeza, cuello y espalda o debajo para que esté más levantado mientras duerme.

5. Hazlo descansar y ventila la habitación

Es muy importante que tú pequeño descanse mientras sus bronquios sanan, así haz que procura que encuentre cómodo en su habitación y asegúrate de que no esté en contacto con ningún tipo humo o polvo que puede irritar aún más sus vías respiratorias

6. Baja la temperatura en caso de fiebre

En caso de que tu bebé tenga una fiebre mayor a 38.5°, puedes ofrecerle algún antitérmico como el acetaminofén o ibuprofeno infantil para disminuir la temperatura y aliviar el malestar, pero siempre bajo la recomendación del pediatra.

Para saber más: Temperatura del bebé: ¿Cómo medir la temperatura y saber si tiene frio, calor o fiebre?

En cuanto a las aspirinas, ¡nunca se las ofrezcas a tu niño!

Están completamente desaconsejadas porque tienen una relación con el síndrome de Reye, una enfermedad poco común pero que podría ser fatal.

No auto mediques a tu bebé, lo mejor es consultar con el pediatra

7. Evita los jarabes para la tos

Una costumbre muy común entre los padres, es ofrecerles todo tipo de jarabes a sus pequeños para aliviarles la tos, pero en caso de bronquitis la tos es más que un síntoma molesto. Esta actúa como un mecanismo de expulsión que ayuda al bebé a deshacerse de la mucosidad y despejar las vías respiratorias.

Si bien los jarabes para la tos pueden aliviar los síntomas momentáneamente, éstos incrementan el riesgo de sobreinfección bacteriana y espesan las secreciones, por lo que a los pequeños les resultará más difícil tragarlas o esculpirlas en forma de flema.

En casos de bronquitis más severos…

Si el pequeño tiene más de 6 meses y existe mucha obstrucción bronquial, o existe una enfermedad de base como el asma, el pediatra podría recetar un medicamento bronquiodilatador  que ayude a dilatar o “abrir” sus vías respiratorias. En casos más severos, es posible que sea necesario ingresar el bebé a la clínica para que se les sean administrados este tipo de medicamentos.

Siempre que exista dificultad respiratoria, los medicamentos broncodilatadores, actuarán como dilatadores, ablandarán la mucosidad y aliviarán la tos.

¿Cuándo acudir al médico si tu bebé tiene bronquitis?

La bronquitis es una enfermedad que casi siempre tiene un origen viral, así que mientras se realice un tratamiento adecuado, y los síntomas no afecten al bebé no hay de qué preocuparse.

En todo caso, es importante que ante cualquier indicio o síntoma de bronquitis consultes al médico para que revise el estado de salud de tu pequeño, te dé un diagnóstico y te indique el tratamiento más adecuado.

Acude al pediatra con urgencia, si tu bebé:

  • Tiene una tos fuerte que empeora con los días y le impide dormir.
  • Si es menor de 3 meses y tiene fiebre de más de 38°C o más.
  • Si es mayor a 6 meses y tiene fiebre persistente por más de 72 horas.
  • Si tiene dificultad para respirar y presenta sibilancias.
  • Si presenta sangre en las mucosidades
  • Si no se notan mejorías a los tres días de haberse diagnosticado la bronquitis.
  • Si está resollando además de toser, o si está tosiendo sangre.

Es importante destacar que el diagnostico de bronquitis en bebés siempre deberá hacerlo el pediatra, ya que es necesario que se realice un evaluación a través de un estetoscopio. También se podría colocar un aparato en la punta del dedo del bebé para medir la cantidad de oxígeno en la sangre, u ordenar un examen de rayos x del pecho para asegurarse de que el pequeño no tiene pulmonía.

bronquitis en bebes tratamiento
Para prevenir esta enfermedad en bebés y niños, los pediatras hacen recomiendan la lactancia materna prolongada.

Aunque la bronquitis en bebés y niños pequeños no es una enfermedad contagiosa, las infecciones que la producen si lo son, es por ello que resulta muy importante tomar en consideración todas las medidas que ayuden a evitarlas, como lavarse las manos frecuentemente, evitar el contacto con personas que estén enfermas, evitar que los niños estén cerca del humo de cigarrillos, y procurarles una buena alimentación.

Las infecciones que la producen la bronquitis en bebés y niños pequeños si son contagiosas

Si la bronquitis de tu bebé es leve no es necesario que limites sus actividades porque los pequeños suelen ajustarse muy bien y jugar al aire libre (siempre y cuando no estén expuestos al humo de los autos) ayuda a mejorar sus defensas. De hecho, tu bebé puede regresar a la guardería cuando ya no tengan fiebre, es esté alimentando con normalidad y se sienta mucho mejor.

Ante cualquier duda consulta con el pediatra por el caso particular de tu bebé

Esta publicación ha sido revisada y avalada por la Dra. Abril Espinoza Romero Especialista en Pediatría y Puericultura de la Universidad Central de Venezuela (CMDMC 30.178 | MPPS 92.840)

Además, la Dra. Abril Espinoza Romero es promotora de Lactancia Materna avalada por la OMS-UNICEF y desde el 2012 está enfocada en el área de salud con infantes.

Última actualización del articulo 19 octubre 2018