Bebes Maternidad Vida sana

Después de ponerle las vacunas a mi hijo ¿Qué hay que tener en cuenta?

Qué hacer después de las vacunas
En muchas ocasiones las vacunas salvan vidas, pero a la vez trae algunas complicaciones, en espacial si son recién nacidos

¿Qué debemos tener en cuenta después de las vacunas? La vacunación es uno de los actos más importantes que se realizan en las consultas médicas y tal como dice la Organización Mundial de la Salud (OMS) , las vacunas salvan vidas, por eso es fundamental que conozcas qué se debe hacer y qué no luego de que tu bebé reciba una inyección.

Todas las vacunas debe recibir tu hijo ayudan a prevenir tanto las enfermedades como el contagio entre los niños

Las vacunas son indispensable tanto para la salud de nuestro hijo, como para la de las demás personas. Si tomamos en cuenta que el riesgo de contagio entre los niños es muy elevado, sobre todo en temporada escolar, las vacunas actúan a modo de prevención de lo que podría llegar a ser un brote o una epidemia.

A pesar de ser uno de los aspectos más importantes de las consultas pediátricas, en ocasiones, las vacunas pueden causar algunos efectos secundarios en los niños como dolor, fiebre o hinchazón, por lo que muchas madres desconocen qué deben tener en cuenta después de que se colocan las vacunas.

Veamos cuáles son los aspectos que debes tener presente durante y después de colocarles las vacunas a tu hijo.

Pasos después de las vacunas
Las vacunas pueden provocar algunas reacciones y efectos secundarios en los niños, por lo que hay que estar preparadas.

¿Qué tener en cuenta después de las vacunas? Efectos secundarios que pueden provocar la vacunas

Después de aplicar las vacunas correspondientes a nuestro hijo es normal que aparezcan algunos síntomas que, en principio, son normales y que no requieren una visita al médico, a menos que la fiebre post vacuna persista, sea muy elevada o se produzca alguna reacción no habitual.

Algunos de los efectos secundarios de las vacunas que como mamá debemos tener en cuanta son:

Enrojecimiento

Las sustancias que contienen las vacunas pueden provocar el enrojecimiento en la piel del niño. Sin embargo, se trata de un efecto secundario poco habitual tras la inyección por lo que de presentarse y persistir se recomienda consultar con el pediatra para tratar la zona afectada y comprobar que no se trata de una alergia.

Fiebre

La fiebre no suele presentarse luego de todas las vacunas y tampoco en todos los niños, pero es posible que aparezca algo de fiebre leve o febrícula poco tiempo después.

Lo habitual es que la fiebre seda en el transcurso del día, pero si la fiebre es elevada (temperatura superior a 37,5ºC en axila) se recomienda darle un anti-térmico o llamar al médico.

Dolor

La sensación de dolor en el área donde se aplicó la vacuna es uno de los efectos secundarios más habituales. Por lo general, el dolor es muy leve y pasa luego de unas horas, pero puede que sea necesario darle al niño un analgésico para hacer que disminuya pronto.

Hinchazón

Como las vacunas se administran generalmente por medio de una inyección, algunos niños presentan una hinchazón en la zona donde recibieron la vacuna. Se trata de un efecto leve que puede aliviarse aplicando frío en la zona.

Efectos secundarios tras las vacunas
Conviene observar al niño en caso de algún malestar después de la vacuna y no abandonar el centro de salud inmediatamente después de ser administrada.

Las vacunas y sus posibles reacciones en los niños

Todas las vacunas pueden provocar reacciones leves o moderadas, aún así debes no pasar por alto las vacunas que le corresponde a tu bebé según su edad, para protegerlo de enfermedades infecciosas y graves, siguiendo el calendario de vacunación recomendado.

No todas las vacunas provocan las mismas reacciones, por eso te presentamos los posibles síntomas de algunas vacunas en específico:

  • Vacuna contra el Neumococo : Suele presentar reacciones tales como dolor o hinchazón del área donde se aplicó la vacuna, irritabilidad o fiebre.
  • Vacuna Hepatitis A : algunos niños presentan un poco de dolor en la zona de inyección.
  • Varicela: aunque los síntomas secundarios son poco frecuentes, en ocasiones puede causar un leve brote en la piel del niño, parecido a la varicela que se irá al cabo de un par de días. También puede presentar fiebre, dolor o hinchazón de la zona vacunada.
  • Vacuna Pentavalente: debido a su composición de células completas de la bacteria Bordetella pertussis, esta vacuna combinada puede causar fiebre, dolor e hinchazón de la zona vacunada. Estos síntomas pueden durar de 2 a 3 días.
  • Vacuna Triple viral SPR : un pequeño grupo de niños puede reaccionar a la vacuna con sarpullido o manchas en las extremidades o detrás de la nuca después de 48 horas, aunque no es común.

¿Qué debo saber sobre la fiebre después de las vacunas?

La fiebre es un síntoma o efecto secundario de algunas vacunas, se estima que alrededor del 15 y el 20% de los niños que son vacunados experimentan un aumento de la temperatura corporal.

Lo habitual es que  que se trate de febrícula (temperatura no superior a 38ºC), pero también llegar a ser fiebre, de hecho, el 2% de estos niños la temperatura corporal puede alcanzar los 39ºC.

Hay dos aspectos claves que toda mamá debe tener presente si a su hijo le da fiebre después de las vacunas:

  • La fiebre suele producirse poco después, según sea la vacuna administrada. En el caso de las vacunas de 2 meses , que no contienen virus vivos atenuados, la fiebre puede aparecer a las 6 o 7 horas después de aplicar la vacuna al bebé y puede durar entre 24 y 48 horas.
  • Las vacunas con virus vivos atenuados como la vacuna triple vírica de los 12 meses, la fiebre se produce a los 5 y 10 días después y tiende a durar uno o dos días, pero puede ser algo más elevada.

Si a tu bebé le colocaron las vacunas y le dio fiebre te recomendamos leer: ¿Qué hacer? y ¿Cómo bajar la fiebre a un bebé? (Con Métodos y Medicamentos).

La fiebre es común después de las vacunas
Para detectar la fiebre en bebés solo basta con estar atenta a cualquier modificación de su temperatura.

¿Cómo aliviar los síntomas después de las vacunas?

Cuando aparecen algunos síntomas o efectos secundarios después de la inyección o vacuna, lo primero que debes saber es que en la mayoría de los casos no son graves y suelen desaparecer en aproximadamente 3 a 7 días.

Hay muchas formas de aliviar los síntomas o efectos secundarios de las vacunas en tu pequeño. A continuación te damos algunas recomendaciones:

  • Para aliviar el enrojecimiento, hinchazón o dolor se recomienda aplicar hielo en el lugar de la piel donde fue colocada la vacuna durante 15 minutos, 3 veces al día hasta que los síntomas desaparezcan. Envuelve el hielo debe estar cubierto con un pañal de tela o un paño de algodón, para que éste no entre directamente en contacto con la piel.
  • Para aliviar el malestar es necesario comer alimentos ligeros a lo largo del día como sopa de verduras o fruta cocida, por ejemplo, bebiendo siempre mucha agua a lo largo del día para garantizar la hidratación. En el caso del bebé, debe optar por darle pequeñas cantidades de leche o papillas para evitar la indisposición.
  • El sueño también ayuda a recuperarse más rápido, por lo que también se recomienda descansar bastante y dormir bien en los 3 días después de la colocación de la vacuna.
  • En caso de que haya fiebre (temperatura superior a 37,5ºC en axila) se recomienda darle al niño algún antitérmico, normalmente paracetamol, ya que el ibuprofeno no está indicado hasta que son más mayores.

La Unicef señala que no se debe usar el paracetamol para prevenir la fiebre u otros síntomas tras la vacunación. Si se presenta fiebre (≥38 ºC) se puede usar la dosis de 10-15 mg/kg (en general una sola dosis o con una segunda 4-6 horas después, son suficientes.

Consejos para aliviar a los bebés
La OMS aconseja dar el pecho a los bebés poco después de ser vacunados ya que la leche materna reduce el dolor que sienten

¿Cuándo acudir al médico?

Si la fiebre dura más de 3 días o cuando el dolor y el enrojecimiento en la zona inyectada no se curan al cabo de 1 semana, se recomienda consultar a su médico, ya que pueden existir otras causas para los síntomas presentes, que pueden necesitar tratamiento específico.

Si se observa que después de tres días el niño no puede comer bien también se recomienda consultar al pediatra, quien diagnosticará las razones de la falta de apetito.

Las madres deben saber que existen algunos síntomas a menudos causados por una reacción alérgica grave contra alguno de los componentes de las vacunas que pueden incluir shock anafiláctico, comezón y bolitas en la piel o inflamación en el cuello, estos son motivos para llamar con urgencia una ambulancia o ir directamente a la emergencia hospitalaria.

¿Qué se considera una reacción anormal?

No es normal que a los 20 minutos posteriores a la vacuna aparezca ronquera en el llanto de un bebé, dificultad respiratoria o sudor intenso, sonidos en el pecho, alteración del ritmo cardíaco, ronchas en la piel.

¿Qué pasa si mi hijo presenta fiebre y diarrea?

La diarrea y vómito se consideran contratiempos para la vacuna oral del rotavirus, así que esta se retrasará hasta que la salud del niño esté estable, ya que si vomita cada 10 minutos, se habrá perdido el efecto de la vacuna.

Conoce también ¿Para qué sirve la vacuna Rotavirus?

Cuándo presenta fiebre y vómito
Con menor frecuencia la vacuna rotavirus puede producir vómitos, diarrea y dolor abdominal

¿Debo cambiar la alimentación de mi hijo tras las vacunas?

Cambiar lo que come mi bebé luego de las vacunas es una de las dudas que saltan en la mente de las madres por eso es importante que sepas que estas inyecciones introducen en el bebé una o varias moléculas que estimulan la reacción del sistema inmunológico para que aprenda a defenderse del agente del virus o bacteria invasor que más adelante podría llegar.

Aun tú bebé está expuesto a nuevas moléculas todo el tiempo en su desarrollo diario, cuando por ejemplo respira o chupa (cuando toca cosas las recoge y se las mete en la boca). Y aunque sin duda las vacunas tienen más efectos secundarios que la mayoría de cosas que pueden llegarle a entrar en el día a día, no hay que modificar en nada su dieta ni los horarios de alimentación.

¿Puedo bañar a mi hijo después de vacunado?

Una de las dudas más comunes que se hacen las madres luego de acudir al pediatra y de que su hijo recibió la vacuna es si el pequeño se puede bañar o hay que esperar un tiempo prudencial y la verdad es que hasta ahora no hay ninguna vacuna que contraindique un baño.

Por limpieza y por eso de que un baño suele generar un estado de bienestar, es preferible darle un baño a un niño. Si tiene un poco de fiebre hay que valorar cómo se siente. Si está animado y quieres darle un baño rápido, se puede hacer, siempre que el agua esté a una temperatura agradable para el bebé.

Después de recibir una vacuna un niño puede bañarse tranquilamente, siempre y cuando se tenga cuidado de no generar mucho movimiento en el área del cuerpo que ha sido inyectado. Te indicamos también 10 consejos para bañar a tu bebé .

Sí se puede bañar al bebé después de las vacunas
Un baño es una excelente forma de relajar a tu bebé, y más aún luego de una vacuna; por supuesto asegúrate de que esté a una temperatura adecuada.

¿Una vez vacunado ya está protegido contras las enfermedades?

Aún cuando tu bebé esté vacunado de todas las dosis de una vacuna cabe la posibilidad de que contraiga alguna enfermedad. Las vacunas no son infalibles.

Esto depende del sistema inmune de cada niño, de la cantidad de dosis de una vacuna que lleva y la cobertura vacunal.

Otras recomendaciones que te pueden interesar

  • Déle a su hijo mucho líquido para tomar.
  • Vístalo con ropa ligera. No lo tape ni lo envuelva de manera ceñida.
  • Dele a su hijo un medicamento que reduzca la fiebre o el dolor, como acetaminofeno o ibuprofeno.
  • La dosis que le dé a su hijo debe estar basada en el peso del niño y en las
    instrucciones de su profesional de la salud.
  • No dé aspirina. Vuelva a tomarle la temperatura a su hijo después de 1 hora.
  • Finalmente si tiene dudas llame a su médico.

Ante cualquier duda consulta con tu médico pediatra de confianza

Comenta!

Click aqui para dejar un comentario.

VSN is a global network of websites, verified by the World Health Organization, that provide evidence-based informationWeb Acreditada por la OMS