Embarazo Semana a semana

39 Semanas de embarazo: ¡Apenas falta una semana!

39 semanas de embarazo
En cualquier momento de la semana 39 comenzarán las contracciones ¡Qué nervios!

¡Felicidades! Estás de 39 semanas de embarazo y tan solo falta una semana para que el embarazo termine y empieces la aventura de ser mamá. En las 39 semanas de embarazo es normal que la ansiedad y la preocupación por el momento del parto aumenten. De hecho, es muy probable que las contracciones puedan aparecer esta semana. ¿Qué ocurre en las 39 semanas de embarazo? ¿Qué siento en mi cuerpo en la semana 39? ¿Cómo crece y se desarrolla mi bebé?

Durante las 39 semanas de embarazo las contracciones uterinas pueden aparecer en cualquier momento

Para los médicos especialistas un embarazo ha llegado a término a las 39 semanas de embarazo, por lo que en cualquier momento tu bebé te indicará que ya está listo para nacer. Lo mejor es que mientras esperas que tu pequeño dé las señales de que finalmente está preparado para salir, intentes relajarte haciendo lo que más te gusta y que no esté prohibido por tu médico.

Te brindamos toda la información que necesitas saber sobre lo que ocurre en las 39 semanas de embarazo. Te explicamos que puedes sentir en esta semana con respecto al momento del parto, cómo se preparara tu bebé y despejamos las dudas más comunes.

39 Semanas de embarazo ¡Falta una semana para el parto!

39 semanas de embarazo panza
Mientras esperas la inminente llegada de tu bebé, puedes aprovechar de hacer actividades relajantes que te gusten.

El momento del parto está muy cerca y tu bebé no sólo se encuentra en posición cefálica, sino que ya se ha encajado en el canal del parto. Al descender el bebé, tu respiración mejora y te sientes mucho más aliviada, pero puedes sentir más presión en tu pelvis y vejiga. Además, tu centro de gravedad cambia nuevamente, por lo que puedes sentirte más torpe que antes.

En la semana 39 de embarazo, la gestación está tan avanzada que puedes sentirte pesada e incluso sentir que te cuesta caminar y realizar algunas tareas básicas de tu rutina como vestirte o ponerte los zapatos.

Ahora que el parto se acerca, no dejas pensar en tu bebé y en cómo lucirá. Aunque es normal imaginarlo, la preocupación del parto puede hacerte sentir ansiosa, por lo que debes tratar de relajarte. Lee un libro, ve una película o deja que tu pareja te prepare una rica comida para disfrutar juntos. Ya tu bebé está listo para salir y debes alegrarte por ello.

¿Qué pasa con mi bebé en las 39 semanas de embarazo?

¡La cuenta regresiva comienza! Tu bebé está listo para nacer y ya se encuentra en posición cefálica para comenzar el proceso de parto. En estas semanas que restan, adquirirá más peso y masa muscular para soportar el frío del exterior. Su cerebro, aún en desarrollo, le ayuda a refinar la respiración, mejorar la digestión, regular su ritmo cardíaco y a prepararse para su primera toma de leche.

En las 39 semanas de embarazo tu bebé ya tiene, desde hace unas semanas, periodos de vigilia y sueño, por lo que sentirás cuando está despierto pues es mucho más activo. En esta semana tu bebé puede tener hipo, se chupa el dedo y hasta sonríe.

A medida que se acerca el momento del parto, el bebé incrementa sus niveles hormonales, los cuales podrán a sus sistemas a  funcionar

Durante el parto, el sistema endocrino de tu bebé generará más hormonas del stress que en cualquier otro momento de su vida. Apenas salga del vientre materno, las hormonas le ayudarán a mantener los niveles de presión sanguínea y glucosa después del nacimiento, y a poner en funcionamiento los sistemas de su organismo sin la ayuda de la placenta ¿Fascinante no es así?

Los pulmones y la placenta se sincronizan

Los pulmones del bebé son los encargados de poner en marcha el parto junto con la placenta. Cuando los pulmones están maduros, segregan una proteína en el líquido amniótico que altera la producción hormonas. Tras producirse este cambio la placenta deja de emitir progesterona y empieza a segregar una nueva hormona llamada oxitocina, conocida también como la hormona del amor.

La oxitocina se segrega también durante el acto sexual y ayuda a que se generen las contracciones, además algunas investigaciones señalan que esta hormona ayuda a borrar los recuerdos de los dolores del parto como un mecanismo natural para que las mujeres vuelvan a ser madres.

39 semanas de embarazo bebe
Entre la semana 39 y 40 de embarazo, los pulmones del bebé estarán lo suficientemente maduros para generar el parto.

¿En las 39 semanas de embarazo cuánto mide el bebé?

En las 39 semanas de embarazo tu bebé ya pesa unos 3,2 kilos y debe estar midiendo alrededor de 51 centímetros de longitud. Su tamaño en este momento es similar al de una sandía pequeña ¡Increíble!

¿Qué siento en mi cuerpo en las 39 semanas de embarazo?

A las 39 semanas de embarazo tu panza ha alcanzado su tamaño máximo y para este momento debes pesar entre 11 y 15 kilos más de lo que pesabas antes de salir embarazada, pero no debes preocuparte porque al finalizar el embarazo los irás perdiendo si mantienes una dieta saludable.

En esta semana cada vez se te hace más difícil movilizarte e incluso tareas sencillas del hogar pueden a llegar a ser muy difíciles para ti en este momento, por lo que no dudes en pedir ayuda cuando lo necesites. Seguramente te sientes agotada por el tamaño de tu útero, las noches de insomnio y las contracciones que has venido experimentado en los últimos días.

A pesar del malestar y el cansancio, no puedes dejar de pensar en que en uno, tres o siete días tendrás a tu bebé en brazos. El momento ha llegado y tu útero comenzará el proceso de dilatación, por lo que debes estar muy atenta a las señales de trabajo de parto. ¡Es tan emocionante! 

El acortamiento cervical y la dilatación del cuello del útero puede comenzar en esta semana

Síntomas a las 39 semanas de embarazo

En esta semana debes estar muy atenta a cualquier señal de que el parto viene en camino debido a que tan solo quedan unos días de embarazo. De hecho, los médicos consideran que el bebé está completamente a término de embarazo a partir de las 39 semanas de embarazo, por lo que ya estás completamente acta para dar a luz.

Veamos cuáles son los síntomas más frecuentes que puedes experimentar durante las 39 semanas de embarazo:

  • Debido al gran tamaño de tu pancita te sientes muy pesada y por ello te cuesta caminar, realizar tareas sencillas y movimientos como sentarte o acostarte, pero por más incómoda que te sientas, no debes dejar de moverte.
  • En esta semana puedes experimentar picor generalizado por todo el cuerpo acompañado de pequeños granitos. Este nuevo síntoma se llama foliculitis pruriginosa y se debe a los cambios hormonales. Este picor puede desparecer o continuar en el parto.
  • También puedes continuar experimentando calambres en las piernas y dolores en la espalda.
  • Un síntoma de parto que puedes llegar a experimentar en esta semana son las contracciones uterinas. Durante una contracción sentirás presión y dolor en la parte baja de la espalda y el abdomen, y tu panza se tensará. Entre contracción y contracción, tu panza y útero se relajarán.

Contracciones uterinas ¿Falsas o reales?

Las contracciones se producen cuando el útero se contrae y relaja, lo cual ayuda al bebé a bajar a través de la vagina. En esta semana las contracciones pueden comenzar de un momento a otro, pero ¿cómo saber si son falsas o reales?

Si las contracciones uterinas que estás experimentando no son regulares y se detienen cuando cambias de posición o caminas, es probable que estés experimentando un falso trabajo de parto o contracciones de Braxton Hicks. Sin embargo, este falso trabajo de parto puede convertirse en trabajo de parto real en cuestión de minutos.

Para poder identificarlas, puedes usar un cronómetro o un reloj para medir el tiempo de tus contracciones con precisión. Una vez que se intensifiquen, duren más y aparezcan a intervalos regulares cada cinco minutos durante al menos una hora, llama a tu médico o enfermera. Si rompes bolsa, ¡ha llegado el momento!

39 semanas de embarazo sintomas
El momento de dar a luz a tu bebé está mas cerca que nunca, por eso es importante que estés atenta a los síntomas de parto.

Dieta y alimentación en la semana 39

En estas dos últimas semanas de embarazo que restan, es posible que sientas más apetito de lo habitual. Para que puedas quedar del todo satisfecha sin comprometer tu dieta saludable, te recomendamos siempre recurrir a una pieza de fruta cuando tengas hambre. Puedes llevar una fruta en tu bolso por si llegas a sentir hambre, para ello sólo debes cortar las frutas y verduras y guardarlas en un recipiente dentro del refrigerador para tenerlas listas y a la mano.

Siempre que tengas hambre entre comidas, opta por tentempiés saludables que sean agradables al paladar y te mantengan satisfecha

Si bien la fruta es la mejor opción, puede que en ocasiones busques algo salado y opciones diferentes para no recurrir a tentempiés azucarados y grasoso. Te compartimos alternativas sencillas, pero variadas y deliciosa que te saciarán y te nutrirán siempre que tengas hambre.

  • Moja palitos de zanahoria o apio en yogur bajo en grasa o queso crema.
  • Toma un puñadito de frutos secos, ya que te aportarán energía al instante.
  • Opta por una ración de tus cereales favoritos con algún lácteo, una taza de leche o yogur.
  • Prepara un rico smoothie con tus frutas preferida para refrescarte.
  • Las papas hechas al horno son una estupenda alternativa a las papas fritas. Para que resulten más apetitosas, puedes empaparlas en salsas naturales como la de tomate.
  • Prepara sándwiches caseros con pan integral, pavo o pollo, lechuga, tomate, y las verduras que más te gusten
  • Si buscas algo rápido, opta por las galletas o tortas de arroz o maíz que son saciantes y bajas en calorías.
  • Las brochetas de tomates cherry con bolitas de mozzarella son deliciosas y saludables.
  • Otra opción es ensartar en palillos trozos de fruta o taquitos de queso con manzana o mango

¿Y la comida picante? Lo dulce y lo salado son buenas alternativas pero de vez en cuando no viene mal un toque picante, sin embargo se dice que la comida picante puede inducir al parto, lo cual es totalmente ¡falso!

Si te gustan los alimentos picantes, no hay razón para no comerlos en el embarazo, pero a estas alturas podrían provocar acidez estomacal o contribuir al insomnio. Las comidas sazonadas con ajo, chiles, cayena u otras especias picantes pueden causar acidez o indigestión.

39 semanas de embarazo dieta
Opta por alternativas saludables para matar el apetito entre comidas cuando vayas a atacar el refrigerador.

Recomendaciones y cuidados para las 39 semanas de embarazo

Tu médico insistirá en chequearte cada vez más en estos últimos días para medir tu presión arterial y determinar la salud del bebé. Si el especialista llega a percibir que el bebé tiene alguna complicación o que el líquido amniótico es muy poco para su supervivencia puede llegar a inducirte el parto.

Te compartimos recomendaciones y una serie de cuidados que debes tener presente durante la semana 39 de tu embarazo.

  • Es importante que asistas a las últimas citas médicas con tu especialista para comprobar que todo va muy bien con tu bebé y con tu salud.
  • Pregúntale a tu médico todas las dudas que te surjan en los últimos momentos y ten su número para contactarlo apenas empiecen las contracciones. Recuerda que puedes llamarlo a cualquier hora del día o la noche.
  • Si bien la hidratación durante el embarazo es muy importante, los días anteriores al parto es fundamental. No dejes de tomar los dos litros de agua al día para evitar la retención de líquido en tu cuerpo.
  • Si te sientes muy estresada en este último momento es bueno que escuches música. Tararea la letra de tu canción favorita y relájate un poco. Te aseguramos que esto ayudará a tu bebé.
  • Duerme todo lo que puedas para que estés descansada para el momento del parto que ya cada vez está más cerca.
  • Recuerda comer en pequeñas proporciones y más a menudo para evitar el molesto reflujo.

Consultas médicas y pruebas diagnósticas

A los exámenes de rutina entre las 39 y 40 semanas de embarazo es posible que al presentar contracciones uterinas el médico realice el registro cardiotocográfico del bebé, conocido como monitorización. La monitorización fetal no sólo es una forma eficaz de detectar contracciones, también es un método de control de bienestar fetal.

¿En qué consiste la monotorización? Al realizar esta prueba, se colocarán unos detectores en la panza de la mamá,  que a su vez se conectan a un monitor, para que se registren los latidos del corazón del bebé y las contracciones del útero. En el momento en que el útero se contrae, el corazón del bebé late más deprisa durante unos segundos y eso es un claro indicio de que el bebé están en perfecto estado de salud.

La monitorización fetal es una prueba complementaria que se recomienda hacer a las mujeres embarazadas de 40 semanas, ya que sólo se realiza antes en caso de presentar contracciones o tener un embarazo de alto riesgo.

Programación de cesárea

Las 39 semanas de embarazo es el mejor momento para programar una cesárea en los casos que el médico lo indique, pues suele hacerse de forma electiva y en caso de que:

  • El bebé esté en posición sentada o presentación de nalgas.
  • Se ubique en posición de pies o situación transversa.
  • Hayas realizado dos o más cesáreas previas
  • Exista alguna contraindicación para el parto vaginal.
39 semanas de embarazo consulta
Durante las 39 y 40 semanas de embarazo, el médico realizará algunas pruebas complementarias como la monitorización fetal.

Preguntas frecuentes en las 39 semanas de embarazo

Queremos responder todas las dudas que tengas durante esta semana, por lo que hicimos una selección de las preguntas más frecuentes que se hacen las futuras mamás en las 39 semanas de embarazo.

¿Cuántos meses de embarazo tengo en la semana 39?

Felicidades… En las 39 semanas de embarazo te encuentras en tu primera semana del noveno y último mes de tu embarazo. Tu bebé está perfectamente acomodado para salir y en cualquier momento te indicará con contracciones que ya quiere conocerte.

¿Tengo que realizarme una ecografía durante esta semana?

Ya no. Tu última ecografía te la realizaste en la semana 34 de tu embarazo y quizás otra posterior para chequear algún detalle en particular, pero ahora lo que te toca es esperar a que tu bebé dé esas pataditas que indican que está preparado para llegar a este mundo, así que relájate que esta puede ser la semana en la que conozcas a tu bebé.

¿Cómo son los movimientos del bebé a las 39 semanas de embarazo?

Tu bebé debe moverse como mínimo 10 veces cada dos horas. Si estás en movimiento o realizando alguna actividad puede ser que no lleves la cuenta de los movimientos, aunque es importante que te coloques una hora específica en reposo y empieces a contar los movimientos. Si ves que disminuyen, entonces debes llamar a tu médico inmediatamente.

¿Es normal la panza dura a las 39 semanas de gestación?

No solo es normal, sino que puede ser un signo de que el bebé ya viene en camino. La contracciones hacen que la panza se endurezca, por lo que si estás en la semana 39 lo más probable es que tu bebé ya quiera salir. Llama a tu médico y coméntale lo que sientes.

Nota: Es importante destacar que cada bebé se desarrolla a un ritmo diferente, los expertos afirman que incluso esto sucede cuando el bebé está en el útero. Esta página está creada para ofrecerte una guía general de cómo evoluciona un embarazo y como se desarrolla un bebé. Cada embarazo es particular.  Ante cualquier duda, pregunta o inconveniente consulta con tú médico.
¿Qué te ha sucedido en esta semana?
Deja una pregunta o comentario sobre tú embarazo

7 comentarios

Click aqui para dejar un comentario.

VSN is a global network of websites, verified by the World Health Organization, that provide evidence-based informationWeb Acreditada por la OMS