Embarazo Maternidad Semana a semana

9 Semanas de embarazo: El corazón de tu bebé late más fuerte

9 semanas de embarazo
Durante las 9 semanas de embarazo los cambios son cada vez más evidentes.

Tu bebé ya tiene 9 semanas creciendo en tu vientre. ¡Increíble! Son ya 9 semanas de embarazo y las emociones están a flor de piel. Aunque el bebé apenas mide unos 3 o 4 cm, es posible que ya empieces a notar una pequeña pancita, pero lo más seguro es que aun no sientas nada en tu interior. ¿Qué ocurre a las 9 semanas de embarazo? ¿Cómo cambia mi cuerpo en esta semana? ¿Cómo va creciendo y desarrollándose el bebé? ¿A cuáles consultas médicas se debe acudir? 

Aunque no lo percibas en tu interior, tu bebé está creciendo tan rápido que ya se asoma una pequeña pancita

A medida que transcurren las semanas vas a sentirte más emocionada y muchas veces nerviosa ante los cambios que presenta tu cuerpo y el bebé en formación ¡Tranquila! En estas primeras semanas lo mejor es ir mentalizándose a nuevos hábitos saludables, y sin importar la situación por la que hayas llegado a quedar embarazada (planeado o no), es importante que vivas la experiencia del embarazo como algo hermoso e inolvidable

Al contrario de los que muchos piensan, la maternidad no inicia cuando nace tu bebé, sino desde el mismo momento en que te enteras que vas a ser mamá, pues es en ese instante cuando el instinto maternal aparece en tu vida. Te acompañamos semana a semana, para brindarte toda la información que necesitas y resolver todas tus dudas en la semana 9 de embarazo.

9 Semanas de embarazo ¡Sus latidos son fuertes y rápidos!

9 semanas de embarazo cambios
El esqueleto y los intestinos de tu pequeño bebé están tomando forma.

A las 9 semanas de embarazo tu bebé está muy ocupado desarrollándose. A partir de este momento sus diminutos pies y manos palmeados comienzan a extenderse y dar lugar a los dedos, los cuales lucen como pequeñas protuberancias en pleno desarrollo. Sus músculos, órganos y huesos continúan desarrollándose, algunos de ellos incluso comienzan a funcionar como sus intestinos, sus riñones, su corazón y su páncreas.

Los músculos se desarrollan y tu bebé puede comenzar a moverse en esta semana

En cuánto a los cambios que atraviesa la futura mamá, las náuseas y la intolerancia a ciertos olores pueden tornarse más intensos que antes, así como el cansancio, la sensibilidad en los senos y la hinchazón. Lo más probable es que en las 9 semanas de embarazo ya empieces a tocarte la panza mucho más seguido como acto reflejo de acariciar al bebé que tendrás en tan solo algunos meses entre tus brazos.

¡Disfruta de estas 9 semanas de embarazo! Aprovecha este tiempo para adelantar las cosas que puedas tener pendientes. Luego irás viendo tiendas de bebé para cuando sepas el sexo, buscar cunas y coches, así como ropita de bebé serán algunas de las cosas preferidas que harás más adelante, aunque el segundo trimestre es el ideal para decorar el cuarto del bebé.

¿Qué pasa con mi bebé durante las 9 semanas de embarazo?

En la semana 9 del primer trimestre de embarazo, tu pequeño ya tiene una forma más parecida a la de un bebé. Mide entre 3 y 4 cm de largo y comienza una nueva etapa en su crecimiento uterino: El desarrollo fetal. A partir de este instante, tu bebé recibe el nombre de feto y su cola ha desaparecido totalmente para dar paso a las extremidades, las cuales tienen un crecimiento muy acelerado esta semana.

Las piernas se han extendido y han aparecido las protuberancia que serán sus dedos, los brazos por su parte, se han alargado hasta el punto de flexionarse en la altura del codo, además de asomarse la estructura básica de sus dedos. Sus párpados se formaron completamente y ahora cubren sus ojos por completo, por lo que tu bebé aún no abrirá sus ojos y está descansando plácidamente. Sus diminutas orejas sobresalen, al igual que los labios que ya están casi formados ¡su carita cada vez luce más como la nuestra!

En la semana 9 de embarazo algo muy importante que sucede con tu bebé y es que está desarrollando su corazón. Ya ese pequeño latido puede ser escuchado en el ultrasonido y su corazón empieza formar las válvulas para desarrollarse mucho más. Su sistema nervioso también continúa avanzando y al conectarse con el cuerpo ocasiona que tu bebé tenga movimientos involuntarios, lo cual es perfectamente normal.

Sus órganos e intestinos ya están trabajando

Aunque aún queda un largo recorrido para su completo desarrollo, muchos de sus órganos ya están trabajando:

  • Los riñones pueden producir orina
  • El hígado secreta bilis
  • El páncreas está produciendo insulina
  • El corazón late muy rápido, entre 160 y 170 pulsaciones por minuto.

El abdomen por su parte, también está trabajando. Al formarse los intestinos, es posible que una pequeña porción de este se proyecte hacia el cordón umbilical porque no hay espacio suficiente en su pancita. Incluso a las 9 semanas de embarazo, los intestinos del bebé son capaces de transportar desechos fuera del cuerpo.

Dentro de cuatro semanas aproximadamente, cuando haya más espacio dentro de la panza de tu pequeño, los intestinos saldrán del cordón y regresarán al abdomen.

Sus órganos genitales internos ya se están formando, pero los externos no se han desarrollado aún, por lo que es muy pronto para saber mediante ecografía si es niño o niña. Ahora sólo tienen un pequeño tuberculo genital, que en unas semanas se diferenciará en la forma de cada sexo.

9 semanas de embarazo bebe
El bebé completó la formación básica de todos los sistemas y la semana 9 comienza su desarrollo fetal.

En pleno desarrollo y movimiento

¡Las 9 semanas de embarazo marcan el comienzo de las pataditas!  Tu pequeño ha comenzado a moverse muchísimo, y aunque la mayoría de ellos son movimientos involuntarios,  también lo hace en respuesta a los estímulos externos. Pero, deberás de ser paciente pues no será hasta el segundo trimestre que podrás sentir realmente estos movimientos.

¿En las 9 semanas de embarazo cuánto mide el feto?

En las 9 semanas de embarazo el feto debe medir entre 2,2 cm y 2,5 cm de largo. A pesar que aún te parezca muy pequeño, ya está tomando forma humana y ahora es del tamaño de una cereza.

¿Cómo cambia mi cuerpo en la novena semana de embarazo?

A las 9 semanas de gestación, los síntomas siguen estando muy presentes en tu cuerpo. Todavía quedan algunas semanas para que las náuseas y otras molestias que aparecen con frecuencia, empiecen a reducirse, de hecho es posible que comiences a notar nuevos síntomas o se intensifiquen los que ya has venido experimentado como la sensibilidad a los olores y la sensación de tensión en los senos.

Te encuentras en pleno primer trimestre de embarazo, por lo que los síntomas se notarán muchos más fuertes, pero su aparición e intensidad varia mucho de mujer a mujer, y mientras algunas apenas han notado uno que otro mareo y se sienten de maravilla, otras en cambio están atravesando por muchas náuseas, vómitos, mareos, dolor de cabeza y mucho cansancio.

Síntomas a las 9 semanas de embarazo

En esta semana es posible que notes una pequeña pancita o sientas que estás más hinchada de lo habitual, pero también es posible que no notes ningún cambio físico en ti, y es ¡completamente normal! Aunque tu pequeño no para de crecer y ahora dobla su tamaño, aun es muy pronto para que notes tu panza más grande.

El abultamiento que muchas mujeres notan en el bajo vientre durante esta semana, se debe principalmente a la retención de líquidos, y esto puede variar en cada mujer. Los síntomas en cambio, pueden hacerse notar más estas semanas o incluso aparecer otros que no habías sentido antes.

Veamos cuáles son los síntomas más comunes a las 9 semanas de embarazo.

  • Seguirás aumentando un poco de peso, pero sin que se perciba aún que sea por el embarazo.
  • En esta época es muy habitual continuar sensible a los olores fuertes y que te provoquen náuseas cierto tipo de comidas. Esta nueva capacidad olfativa puede hacerte percibir exageradamente los olores.
  • Durante esta semana es probable que también te empieces a sentir hinchada, esto no es porque tu vientre esté creciendo por el embarazo, sino porque puedes estar reteniendo gases con mucha más facilidad.
  • Además de un leve aumento en el tamaño, también puedes sentir hormigueo o sensibilidad en tus pechos a causa del aumento del flujo sanguíneo. Esto significa que tus senos se preparan para amamantar.
  • Otros de los cambios en tus senos son los pequeños bultos blancos que aparecen en las areolas (la parte oscura de tu pezón). Estas glándulas, mejor conocidas glándulas de Montgomery, producirán aceites para mantener los pezones húmedos mientras amamantes al bebé.
  • Es probable que sientas muchos cambios en tu estado de ánimo, sensibilidad y muchas emociones encontradas debido a la maternidad. El solo hecho de preguntarte si serás o no una buena mamá ya te hace una futura gran madre, pues estás preocupada porque tu pequeño tenga lo mejor de ti en todo momento. Incluso antes de nacer.

El sistema digestivo se ralentiza

El sistema digestivo es uno de los más afectados durante el embarazo, ya que está cerca del útero que está manifestando muchos cambios en este momento, además que está creciendo en tamaño.

Como sabes, en la semana 9 de embarazo tu bebé aún es muy pequeño, pero el útero se está expandiendo mucho más para que tu bebé esté cómodo y para albergar también el líquido amniótico en el que nada el bebé. Esta situación y los niveles elevados de progesterona, hacen que el estómago se contraiga (o se relaje), lo que ocasiona que la digestión sea más difícil de producirse y además que expulses muchos más gases.

La hinchazón y el gas se producen por que las hormonas relajan ciertos tejidos musculares como el de los intestinos, y provocan digestiones lentas.

El cansancio cala hasta los huesos

¿Te sientes tan cansada que lo único que piensas es en acostarte y dormir todo el día? La razón es sencilla: Tu cuerpo está trabajando horas extras para formar a un nuevo ser humano y tus niveles de hormonas en sangre aumentan de forma increíble. Por otro lado, tus niveles de azúcar en la sangre están disminuyendo, así como el flujo sanguíneo y la presión arterial, por lo que es inevitable no sentir fatiga en el embarazo.

Además, las noches de insomnio debido a los nervios y la ansiedad que te puede producir el embarazo (sin mencionar las náuseas y los vómitos) es otro de los factores que pueden dejarte agotada. Esta pérdida repentina de energía puede durar todo el primer trimestre, pero comenzará a remitir a las 13 semanas de embarazo.

Durante estas semanas te recomendamos alternar periodos de descanso y de actividad. Recuerda que el cansancio también puede deberse a una anemia, es por ello que es tan importante una analítica en sangre en la consulta con el médico.

Para evitar la anemia, te recomendamos leer: Anemia en el embarazo: ¿Cómo prevenirla y tratarla a tiempo?

9 semanas de embarazo sintomas
El cansancio y el sueño te vencerán estas semanas, por eso procura descansar y tomar una siesta durante el día.

Dieta y alimentación en la semana 9

Una dieta saludable siempre es importante, pero lo es aun más durante el embarazo. Lo ideal es que siempre incluyas verduras, vegetales y frutas en tu comidas, ya que te aportarán vitaminas, minerales y fibras, por su parte las legumbres, carnes y pescados te brindarán nutrientes importantes como la proteína, y los lácteos te darán el aporte de calcio que necesitas para el desarrollo de los huesos de tu bebé.

Además, es indispensable que incorpores alimentos o suplemento de vitamina C en tu dieta. La vitamina C no sólo te ayuda a prevenir resfriados, sino que cumple un rol importante en el desarrollo de la piel, los huesos y los dientes del bebé. Gracias a sus propiedades antiinfecciosas combate cualquier radical libre que intente dañar tus células, incluso te ayuda a prevenir la anemia.

Puedes encortar esta vitamina sobre todo en frutas: Mandarinas, naranjas, kiwis, mangos, fresas, etc.

Así como hay alimentos que no puede faltar en tu alimentación, también hay otros que debes evitar o por lo menos en cuánto a su forma de cocción:

  • Evita tomar leche o quesos que no sean pasteurizados ya que podrías contraer listeria, una bacteria grave que podría causarle daños al bebé.
  • Tampoco ingieras alimentos de origen animal que estén poco o nada cocinados: Embutidos, patés y carnes o pescados crudos, ya que su consumo incrementa el riesgo de infección de la toxoplasmosis.
  • No incluyas en tu dieta el consumo de huevos crudos para evitar la salmonella.

Para más información con respecto a lo que no debes comer visita: Conoce los 7 alimentos prohibidos durante el embarazo

Aparecen los antojos

¿Tienes antojos inusuales por comidas exóticas o que antes no te gustaban mucho? A las 9 semanas de embarazo puede que sientas las ganas de comer una comida o alimento en especifico por encima de cualquier cosa, si es así es probable que hayan aparecido los antojos.

Cuando se siente un antojo, es como si el cuerpo sabe instintivamente qué quiere comer. Según los expertos, los antojos aparecen porque nuestro organismo es consciente de que existe un déficit de nutrientes, por lo que también pueden apetecerte alimentos que antes no eran precisamente tu preferidos, o que recurras a extrañas combinaciones de alimentos que sólo durante etapa te resultarán deliciosas.

Además, el cuerpo percibe que algunos alimentos no son buenos para el desarrollo del bebé, por lo que los rechaza y esto sucede con las comidas grasosas, con el olor del café, el té, el tabaco y el alcohol.

9 semanas de embarazo dieta
Desde la semana 9 comenzará a tener antojos por alimentos que antes no llamaban tu atención o que nunca antes habías probado.

Recomendaciones y cuidados en las 9 semanas de embarazo

Para las 9 semanas de embarazo, son muchas las emociones que puedes sentir, al igual que síntomas nuevos que pueden hacerte sentir cansada e incomoda estos días. Te compartimos algunas sugerencias y recomendaciones esenciales para que todo resulte más sencillo de sobrellevar esta semana:

  • Para disminuir la sensación de hinchazón ocasionada por una mayor producción de gases debes cuidar mucho más los alimentos que comes y así evitar aquellos que pueden aumentar tu malestar.
  • Comer pequeñas porciones y más seguido hará que tu sistema digestivo logre controlarse un poco más y no acumule una gran cantidad de gases.
  • Caminar o hacer ejercicios en este momento es importante para mantener tu salud y la de tu bebé, además que te ayudará a afrontar los cambios que se producen en tu cuerpo de una forma más sencilla.
  • ¡Evita la anemia! Ingerir alimentos ricos en hierro como las verduras de hoja verde oscuro, la carne roja, los cereales integrales y legumbres, zumo de naranja y de ciruela.
  • Ahora que esperas un bebé, tienes la posibilidad de cambiar hábitos que siempre has sabido que son dañinos, como el consumo de alcohol y cigarrillo.
  • Inicia una nueva actividad. Puedes inscribirte en un curso de yoga para embarazadas ya desde las 9 semanas de embarazo. No solo te estarás ejercitando, sino que los ejercicios de estiramiento y de respiración te ayudarán para el momento del parto.
  • Verifica una obra social o servicio de salud, los servicios, opciones y beneficios que cubre y los que no durante el embarazo, parto y postparto.
  • Es un buen momento para que salgas con amigas que hayan tenido hijos prontos o que, como tú, estén embarazadas. Puedes tener muchos temas de conversación, aclarar dudas y pedir consejos.
  • ¡Háblale a tu bebé! Aunque algunos especialistas dicen que todavía no escucha, sentarte un rato simplemente a acariciar tu panza no solo te relajará, sino que irá creando una conexión estrecha entre tú y tu bebé.
  • Si tienes náuseas matutinas, guarda algunas galletas junto a tu cama para comerlas antes de levantarte y trata de hacer de 5 a 6 comidas pequeñas al día.
  • Encuentra 10 cosas positivas sobre el hecho que estas embarazada y como impactará positivamente en tu vida.

Consultas médicas y ecografía gestacional

¿Ya fuiste a tu primera visita con el médico? Tanto si ya acudiste a tu primera consulta como si no, lo más probable entre las 9 y las 12 semanas de embarazo es habitual programar el primer análisis de sangre, el cual brindará información acerca del grupo sanguíneo de la mamá, así como de las sustancias que se van a usar en el cribado del primer trimestre.

Pero, ¿en qué consiste el cribado del primer trimestre?

El cribado de primer trimestre es una prueba importante que le permite al médico saber si hay riesgos de presentar algún problema en los cromosomas del feto es decir alteraciones cromosómicas. Dicha prueba se obtiene en el primer o segundo análisis de sangre, por lo que los resultados también forman parte de este cribado. Además de ello, se realiza un análisis por medio de una ecografía, pero esta no se realizará sino hasta la semana 12 de embarazo.

Controles y recomendaciones en el aumento de peso

En la primera consulta con el médico, comenzarán también los controles con respecto a la ganancia de peso. Además de pesarte, el médico valorará los kilos que son recomendables aumentar a lo largo del embarazo, según tu peso inicial y otras características como tu altura.

Por lo general, se recomienda ganar entre 12 y 14 kilos durante el embarazo para contribuir con crecimiento del bebé y los tejidos de soporte de la madre. Sin embargo, en mujeres embazadas con sobrepeso, el aumento de peso no será el misma que aquellas que presentan un peso normal, además el aumento de peso no será le mismo durante los nueves de embarazo. De hecho, en el primer trimestre no se suelen ganar kilos, al contrario son muchas las mujeres que pierden peso debido a las náuseas y los vómitos.

9 semanas de embarazo consulta
Uno de los aspectos más importantes que el médico evaluará durante el embarazo es el aumento de peso y el crecimiento de la panza.

Embarazo múltiple de gemelos o mellizos

Uno de los aspectos más preocupantes para las mujeres embarazadas de gemelos o mellizos es el aumento de peso. Al igual que ocurre en un embarazo normal, debes aumentar alrededor de tantos kilos por semana, con un mínimo y un máximo. Pero como se trata de un embarazo múltiple, el peso a aumentar es mucho más levado al de un embarazo normal, sin embargo el tamaño de tu espalda y pies son los mismos, por lo que se trata de un embarazo un poco más duro que uno normal.

Para poder sobrellevar mejor el embarazo, trata de descansar siempre que puedas y haz ejercicio moderado siempre que tu médico no te lo contraindique.

Preguntas frecuentes en las 9 semanas de embarazo

Queremos responder todas las dudas que tengas durante esta semana, por lo que hicimos una selección de las preguntas más frecuentes que se hacen las futuras mamás en las 9 semanas de embarazo.

¿Cuántos meses tengo en la semana 9?

A las 9 semanas de embarazo ya entraste oficialmente al tercer mes de tu embarazo, aunque continuas en el primer trimestre. Sin embargo, debes estar un poco más adaptada a tu condición de embarazada.

¿A las 9 semanas de embarazo tengo que realizarme una ecografía?

Es probable que ya te hayas realizado una ecografía para confirmar tu embarazo. En las 9 semanas de embarazo no es necesario que te hagas otra. La fecha más próxima para realizarte nuevamente una ecografía es entre las 11 y 13 semanas de tu embarazo, así que aún te faltan mínimo un par de semanas. Lo recomendable es seguir las indicaciones del médico.

¿En las 9 semanas de embarazo tengo panza?

Puedes sentirte un poco hinchada, aunque realmente para el mundo aún no es visible tu panza. Aunque cada mujer desarrolla su panza de manera distinta, lo cierto es que a la mayoría de las mujeres no se le nota en el primer trimestre del embarazo, y en este momento apenas te encuentras en el segundo mes.

¿Las 9 semanas de embarazo son distintas con un embarazo gemelar?

Sí. Si estás esperando más de un bebé es muy probable que tu panza no sea igual al de una mujer embarazada con solo un bebé. Si tienes gemelos o mellizos los demás se darán cuenta de que estás embarazada y hasta puedes aparentar tener la panza de una mujer de 4 meses de embarazo.

Nota: Es importante destacar que cada bebé se desarrolla a un ritmo diferente, los expertos afirman que incluso esto sucede cuando el bebé está en el útero. Esta página está creada para ofrecerte una guía general de cómo evoluciona un embarazo y como se desarrolla un bebé. Cada embarazo es particular.  Ante cualquier duda, pregunta o inconveniente consulta con tú médico.

¿Qué te ha sucedido en esta semana de embarazo?
Deja una pregunta o comentario

Comenta!

Click aqui para dejar un comentario.

VSN is a global network of websites, verified by the World Health Organization, that provide evidence-based informationWeb Acreditada por la OMS